Después del sacrificio electoral del 20-M y ¿ahora que viene Nico?

 

Maduro ganó en buena lid las elecciones del 20 M, aunque los abstencionistas pretendan dudar de los resultados son los hechos irrebatibles, un Consejo Electoral liderado por Tibisay Lucena ha reconocido el triunfo, de la misma manera un candidato electoral como Bertucci, pese a la participación de Henry Falcón avalado al CNE, de la misma forma por la vía fáctica nadie puede desconocerlos. Ciertamente; el gobierno chavista viene de victoria en victoria electoral, después de su derrota con relación a la Asamblea Nacional, oportunidad histórica política desaprovechada por la oposición venezolana así como la renuncia de Guanipa a la Gobernación del Estado Zulia.

Ahora Nicolás Maduro prácticamente líder de la revolución Bolivariana tienen todo el Poder Político del país, el Ejecutivo, Gobernaciones y Alcaldías y hasta Consejos Legislativos, no puede haber titubeos, ni vacilaciones, sin embargo ya comienza a retroceder frente a sus enemigos históricos, la banca y su oligarquía financiera privada, frente a empresarios corruptos que postergan para el 4 de Agosto, la introducción del cono monetario, ¿en que los perjudica, a esos agentes de la burguesía apátrida?, simplemente en que el pueblo haga uso de dinero fresco, de dinero con mayor capacidad adquisitiva, con menos billetes puede colocarse al nivel de los precios hiperinflados, al pueblo le beneficia el nuevo cono antiinflacionario a nivel de la circulación monetaria, se le facilita las transacciones financiera de intercambio en el mercado de bienes y servicios, incluso en los populares mercados municipales.

Lamentablemente salen al ruedo "economistas rojos rojitos", asesores gratuitos del gobierno, exfuncionarios que nada conocen del sufrimiento del pueblo, desde hace tiempo olvidaron cuanto sufre por la falta de liquidez en el mercado, a causa de no disponer de dinero liquido, efectivo, preso de los especuladores de los grandes supermercados, ellos acostumbrados a sus grandes ingresos hacen una fuerte defensa de la burguesía, del poder económico acumulador de riquezas mal habida, fruto de la especulación de los precios, del mecanismo de la hiperinflación, dando chance así a reintroducir los viejos billetes a la banca, los bolívares fronterizos, bolívares contrabandeados, los bolívares de las mafias económicas, otrora fuerte (debilitados por el dólar negro y devaluados). Pues bien esos "asesores rojitos" salen a cabalgar en defensa de los intereses económicos de quienes hacen malabares monetarios en el mercado.

¿Y ahora qué Nicolás Maduro?, ni te pareces Chávez ni parece un Stalin, tus decisiones son débiles, titubeantes, pese a las seis medidas históricas en la Asamblea Nacional, muy pertinentes, pasa lo mismo cuando alertaste de sacar los billetes de cien de circulación, una y otra vez amenazabas, la burguesía se reía de tus bravuconadas, de tu arte histriónico político, ahora cómo recuperar la credibilidad como hijo de Chávez, visto en la abstención electoral, como reparar la Patria herida, como gobernar un país que ha perdido el orden, el respeto a la autoridad, la fe en la revolución bolivariana y todos sus logros sociales frente a la amenaza del imperio de los Estados Unidos, bloqueados o no debemos defender la Patria, y ella comienza por darle vida al pueblo, por hacer mercados abiertos socialistas, por abastecer de comida y medicamento a la población, eso es lo sustancial en esta hora de flaquezas y vacilaciones.

La revolución bolivariana no puede desentenderse de sus obligaciones en defensa del pueblo, el cono monetario es una medida de ellas, el uso alternativo al dólar, el Petro, la profundización con países tan arrocero como Vietnam, tan azucarero como Cuba, tan productor de trigo como Rusia, incluso tanto como productores de medicamentos independientes como la India e Iran, sus relaciones comerciales deben servir para derrotar el bloqueo incluso el saboteo interno, con todo y ello, Chávez dejo fuerte y diversas relaciones con el mundo, gracias a la recuperación de los precios Maduro debe saber que la economía debe estar al servicio del pueblo y debemos reconocer que los salarios no cubren la canasta mínima, para ello debiera de disponerse un bono en especie, compensatorio en alimentos subsidiados por el gobierno una vez al mes para cada empleado público, el equivalente a una bolsa de alimentos contentiva de todos los rubros de la canasta mínima. Salvemos la Patria, salvemos la Vida, salvemos al Pueblo, salvemos al Hombre. Vacilar es perdernos.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1591 veces.



Alexander Kórdan Acosta R.

Economista. Magíster en Gerencia de Servicios Administrativos. Doctor en Ciencias Estratégicas para el Desarrollo. Profesor de la Universidad Bolivariana de Venezuela (UBV). Instructor de Cooperativismo Comunitario.

 kordankovki@gmail.com

Visite el perfil de Alexander Kórdan Acosta R. para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a264319.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO