Réplica al artículo "Las elecciones malandras"

Toby Valderrama: de cómo escribir desde la arrogancia y desde el prejuicio

Ciertamente Venezuela es un país de libertades, de exceso de libertades. Con usted lo corroboro señor Valderrama. Tanto exceso, que hay quienes vez tras vez desatan sus miserias con todas las palabras ofensivas que puedan elucubrar, desde su miopía política y su odio planificado, y hasta los medios les dan cobertura. Por eso les vale todo, incluso la palabra infame contra el pueblo que tiene a Chávez en su corazón. Hay que estar sumido en una profunda estupidez para ofender sin medida a todo a un pueblo, a todo un gobierno, sólo para alimentar la arrogancia, por creerse dueño absoluto de la verdad verdadera e incuestionable, autoerigiéndose en escrutador infalible.

Usted nos invita en su artículo https://www.aporrea.org/contraloria/a256392.html a que "Estudiemos lo que el gobierno disparatero ha hecho con las elecciones burguesas", sin embargo, ¿a qué llama usted "estudio"?. Menciona la caja CLAP y el Carnet de la Patria como mecanismos clientelares que permiten repartir prebendas en épocas de elecciones. Vaya "capacidad" de "estudio" la suya. Veo, primero que desconoce que el CLAP no funciona sólo en elecciones, segundo, desconoce que el derecho al acceso de víveres básicos con los que los comerciantes usureros trafican, fue una solicitud del pueblo, surgido de los consejos comunales, y que además viene de MERCAL, PDVAL; en fin, de medidas tomadas por el gobierno revolucionario para que al pueblo no le quiten el derecho a la alimentación. Son políticas que vienen evolucionando desde nuestro Comandante Chávez; pero claro, su capacidad de memoria a corto plazo no le permite tener el registro.

Asume usted una actitud infame y prejuiciada con el pueblo. Todos los que votamos por el chavismo somos "la masa clientelar", "el tigre", "la bestia" insaciable que sólo le interesa succionar recursos del gobierno. Vaya miseria la suya. Claro, usted, en sus problemas de memoria corta, olvida las veces que el pueblo revolucionario ha refrendado su compromiso, se ha resteado con la Revolución, aún "con hambre y desempleo". Usted ignora que el pueblo chavista ama profundamente nuestro país, que sabemos de dónde venimos, que conocemos la historia de nuestra Patria, que estamos conscientes de las perversiones sociales y económicas heredadas de la cultura petrolera implantada. Usted ignora el amor genuino que el pueblo chavista tiene por el Comandante; claro, juzga por el afecto hipócrita e interesado que usted manifestó por Chávez, cree que somos iguales a usted.

En cuanto al Carnet de la Patria, déjeme decirle que era necesario y que más bien el gobierno se tardó en implantar este mecanismo. Ya el pueblo revolucionario está harto de los hipócritas que han utilizado la revolución para beneficio propio, pero que luego de recibido el beneficio entonces atentan contra el pueblo revolucionario y contra las políticas sociales del gobierno. Aquí, los únicos excluidos hemos sido los chavistas, mientras los hipócritas se han beneficiado de los logros de quienes ponemos el pecho día a día por este país. Así que el Carnet de la Patria, en tanto que mecanismo de control, es una solicitud del pueblo chavista, para que, como mecanismo, le permita saber al gobierno hacia dónde está dirigiendo los beneficios, de modo que haya equidad y la posibilidad de hacer contraloría sobre esos beneficios. Porque un beneficio social no es para que uno haga lo que le parezca con él, ya que si se otorgó es porque hay una necesidad y por lo tanto eso se tiene que corresponder con un uso responsable del mismo. El Carnet de la Patria está diseñado para el control Sr. Valderrama, pero no para el control de las mentes ni de la conciencia porque el pueblo venezolano no mercadea con su conciencia, a diferencia de usted. El Carnet de la Patria está diseñado para la necesaria distribución en función de la equidad y en función de que el Estado asuma la necesaria planificación administrativa en la aplicación de sus políticas sociales.

En la Revolución hay de todo Sr. Valderrama, hay los que están por los "panes y los peces" (son pocos pero los hay), pero también hay los que estamos porque amamos profundamente nuestro país, porque creemos desde nuestra conciencia que es necesario transformar este mundo perverso dominado por el capitalismo; por eso trabajamos día a día para ello, entre ensayo y error, porque como proceso histórico no estamos exentos de cometerlos. También hay traidores, como usted por ejemplo. También hay mercaderes, que tranzan la revolución por un "puñado de monedas". Con todo eso luchamos, pero somos los porfiados de la historia, y nunca dejaremos de serlo porque es un compromiso desde nuestro ser, cosa que usted no entenderá jamás. Así que seguiremos. Con MERCAL, PDVAL, CLAP, Carnet de la Patria, con todo eso y sin eso también, porque lo que corre por nuestras venas es Patria, justicia y libertad.

Siga usted formando parte de la jauría de miserables. Hace muy bien el papel, así que confirmo que no es una postura, por lo que me imagino -en esto le devuelvo un poco de la imaginación perversa que nos aplica-, que constitutivamente su ser debe sentir mucha satisfacción. Sólo que ya no nos golpea, ya nuestra piel ha creado los mecanismos de resistencia para que ni siquiera nos repugne.

¡Independencia y Patria Socialista!

¡Viviremos y venceremos!

¡El sol de Venezuela nace en El Esequibo!

marymadueno@gmail.com




 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 924 veces.



Mary Madueño


Visite el perfil de Mary Madueño para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: