Ha nacido la misión 100% pensionados

Uno de los efectos positivos, que ha convenido en concretar el camarada Presidente Nicolás Maduro tiene que ver con el nacimiento de la Misión Social, más bien Socialista, 100 por ciento Pensionados y  Pensionadas. Estimó el camarada Presidente, realizar tan importante anuncio en el acto de juramentación del camarada Héctor Rodríguez, como Gobernador del Estado Bolivariano de Miranda. Si bien, los medios, tanto de la burguesía como los revolucionarios, no dieron el tratamiento estruendoso que reclama tan importante medida, es por lo que estimamos procedente estas líneas. Durante todo el siglo XX, la extinta cuarta república no superó los 300 mil pensionados y pensionadas. Con pensiones, cuyo monto en bolívares estaban por debajo del salario mínimo vigente, hecho que motivó a nuestros adultos mayores, de aquella época, a manifestar su descontento en las calles de Caracas. No fueron pocas  las veces, que el  gobernador Antonio Ledezma, ordenó a la extinta Policía Metropolitana,  echarles gas y agua para dispersarlos. La llegada de la Revolución Bolivariana, y la Quinta República, cambió el paradigma previo de pensiones de hambre e inaccesibles para nuestra población de juventud avanzada o adulta mayor, como se le llama por estos tiempos. Con la aprobación de la Constitución Bolivariana de 1999, se crea el marco normativo para lo que vendría después. Ordena en su artículo 80, que: “El Estado, con la participación solidaria de las familias y la sociedad, está obligado a respetar su dignidad humana, su autonomía y les garantizará atención integral y los beneficios de la seguridad social que eleven  y aseguren su calidad de vida”.

  El Comandante Presidente, Hugo Chávez Frías, asumió ese mandato como una fe de compromiso con el pueblo en su totalidad. Un Presidente, altamente comprometido con ese sector etario de nuestra sociedad. Y, como Presidente, Hugo Chávez, desde su alta posición de poder, siempre irradió la máxima protección posible que el Estado Bolivariano,  pudiera irradiar, en procura de la máxima felicidad posible para nuestros abuelos y abuelas, quienes con su esfuerzo, ya dado en provecho de nuestra sociedad, ésta pudiera resarcirles en algo, su esfuerzo ya realizado, en la construcción de la Patria. Es así, que el Comandante Presidente Chávez ante la triste realidad de encontrarse con compatriotas que, al llegar a su avanzada edad, no podían acceder al beneficio de la pensión del Seguro Social, pues nunca cotizaron o les faltaban cotizaciones, incluso, pudo encontrar casos de compatriotas de edad avanzada, que habiendo cumplido con todas sus cotizaciones, empresarios inescrupulosos nunca cotizaron su parte correspondiente y, por ende, nunca la enteraron al Instituto Venezolano de los Seguros Sociales (IVSS), se apropiaron de esos ahorros de los trabajadores y trabajadoras de la Patria. Ante esa realidad, con la cual se topó el Comandante Chávez, hecho Presidente de la naciente República Bolivariana de Venezuela, crea el 13 de diciembre de 2011, el Programa Social: Gran Misión en Amor Mayor, mediante la cual se otorgan pensiones de jubilación a aquellos y aquellas compatriotas, mujeres con edad igual o superior a los 55 años, y hombres en edad igual o superior a los 60 años, reconociéndoles su pensión del Seguro Social, hayan o no cotizado al IVSS.

  En pleno acto del lanzamiento de esta Gran Misión, el Comandante Chávez arrancaba  beneficiando a 3 mil compatriotas. Declarando en su alocución, que: “este acto es de prurita justicia”, enfatizando que: “no podemos limitarnos a la seguridad social típica de un sistema capitalista que solo cubre a aquellos que cotizan”. A partir de ese gran evento, el número de incorporados e incorporadas al Sistema de Protección Social del IVSS  ha crecido exponencialmente, y pasados ya, cerca de seis años de la puesta en marcha de esta Gran Misión, la  Venezuela  Bolivariana  de nuestros tiempos, puede mostrar al mundo -con orgullo, que 3 millones 300 mil compatriotas, hoy gozan de la protección de la Seguridad Social, de su pensión de jubilación- homologada a Salario Mínimo, tal cual ordena la Constitución Bolivariana.

  El camarada Presidente Nicolás Maduro, ha sido consecuente en la prosecución del legado de nuestro Comandante Chávez en materia de Seguridad Social, y ha lanzado el reto a los gobernadores y gobernadoras electas por el pueblo este 15 de octubre, para procurar el objetivo supremo de declarar sus Estados como de “Pensionados y Pensionadas 100 Por Ciento”. No poca cosa, se propone alcanzar el camarada Presidente Maduro. Si consideramos, que en aquellos países de nuestro continente, gobernados por la derecha trumpista  y regidos económicamente por las directrices del FMI, se ha venido  revirtiendo la Seguridad Social  de esos pueblos; eliminado pensiones, como en la Argentina gobernada por Mauricio Macri, o aumentando la edad y número de cotizaciones para poder acceder a una pensión, como en el Brasil de la dictadura de Temer. Es por ello, que la Venezuela Bolivariana de nuestros tiempos, se erige como el único país del globo terráqueo, que garantiza una pensión de jubilación a sus ciudadanos y ciudadanas con edad entre 60  y 55  años, sin el condicionante de tener que haber cumplido el número de cotizaciones exigibles por ley. Asimismo, se adelanta el camarada Presidente Maduro a la posibilidad ya propuesta, de que la Asamblea Nacional Constituyente pueda plasmar en la propuesta de nueva Constitución, este extraordinario beneficio social que reivindica a nuestros compatriotas de juventud  avanzada.

  Esta nueva Misión Social, de gran trascendencia humanista, generadora de máxima esperanza para todo nuestro pueblo, no solo debe limitarse al otorgamiento de la pensión del IVSS, sino que debe ampliarse en el criterio que concebía el compatriota, ya fallecido, Mauro González o “Mauro de Catia” como le llamaba cariñosamente nuestro Comandante Chávez: “En tiempos anteriores pagaban solo el 10% del sueldo mínimo. Ahora el IVSS no es solo pago de pensión: es atención médica, rehabilitación, medicinas y otros”. Y, para el logro de tan exigente compromiso, necesario es, la creación del Ministerio del Poder Popular Para la Máxima Felicidad de los Pensionados y Pensionadas de la Patria. En la misma línea, pensionados y pensionadas, deben darle impulso a la organización popular. Urge, la creación del Consejo Nacional de Pensionados y Pensionadas de la Patria, como instancia organizativa a la cual pueda acudir cualquier compatriota pensionada o pensionado a plantear sus inquietudes,  ya sea por mal trato en alguna entidad pública o privada, a organizarse para la defensa de sus derechos y reivindicaciones. Y, en última instancia, realizar contraloría social y seguimiento del cumplimiento o no, de la Misión 100% Pensionados y Pensionadas!!

 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1187 veces.



Henry Escalante


Visite el perfil de Henry Escalante para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Henry Escalante

Henry Escalante

Más artículos de este autor



US Y ab = '0' /actualidad/a254142.htmlCd0NV CAC = Y co = US