¿Cómo sería el "nuevo gobierno"?

"Era como si la mitad del mundo hubiese entrado, en apenas unos años, en un período de <> o <>, como en los años noventa se decía que estaban los países recién liberados, suspendidos en una interinidad existencial entre el pasado y el futuro. Muchos aseguraban que tanto ese flujo como la caída de gobiernos reales y metafóricos supondrían un punto y final para la ortodoxia ideológica".

La mayoría del pueblo contra la que se arremetió en las manifestaciones no fueron sólo "chavistas", como proclamaba la "retórica oficial", sino más bien las personas a las que las "juntas" del nuevo gobierno, habían identificado como los mayores obstáculos a su programa económico. Algunos de verdad eran opositores, pero a muchos se los veía como simplemente representantes de valores contrarios al liberalismo.

La naturaleza sistemática de esta campaña de limpieza: El "nuevo gobierno" no empezó la represión en masa, pero hizo una excepción; tan pronto como se lanzó el golpe, el "nuevo gobierno" rodearon a los líderes de la revolución chavista. Según…, fueron enviados a la cárcel, donde muchos fueron torturados por la sola razón de tener una filosofía política opuesta a la del "nuevo gobierno". Este informe, basado en las actas judiciales, destaca que, aparece en los procedimientos judiciales como un "demonio omnipresente que debe ser exorcizado". El informe concluye claramente que el motivo por el que las nuevas autoridades que tomaron el poder tuvieron especial cuidado en "limpiar este sector" es porque "temían la generalización de la resistencia a sus programas económicos, que estaban basados en la austeridad en los salarios y en la privatización de toda la economía".

Mientras se trataba de extirpar el colectivismo mediante medidas políticas, dentro de las prisiones la tortura intentaba extirparlo de la mente y el espíritu. "También las mentes deben limpiarse, pues es allí donde nació el error". Les iban a curar de la enfermedad del socialismo, del impulso hacia la acción colectiva. Los torturadores entendían perfectamente la importancia de la solidaridad y se aplicaron a destruir ese impulso de interconexión social entre sus prisioneros. Lo importante del ejercicio era lograr que los prisioneros sufrieran una lesión irreparable en aquella parte de ellos que creía que ayudar a los compañeros era el valor supremo, la parte que les hacía activistas, y reemplazarla por una sensación de vergüenza y humillación.

Como medio de extraer información durante un interrogatorio, la tortura es notoriamente poco fiable, pero como medio de aterrorizar y controlar a la población, nada resulta más efectivo. Fue por este motivo por el cual el pueblo que expresaban su indignación ante las noticias de que estaban electrocutando y ahogando a los que luchaban por la liberación y que, sin embargo, no hacían nada por acabar con la ocupación que era la razón de esos abusos.

—Este lenguaje tiene, por supuesto, el mismo andamiaje intelectual que permitía a los nazis afirmar que al asesinar a los miembros "enfermos" de la sociedad estaban curando "el cuerpo de la nación". Como dijo el doctor nazi Fritz Klein: "Quiero preservar la vida. Y por respeto a la vida humana, amputaré un apéndice gangrenado de un cuerpo enfermo. El judío es el apéndice gangrenado del cuerpo de la humanidad".

—No soy un fantasma cualquiera: Soy, El Libertador, que ha venido a salvar a este país del caos.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 685 veces.



Manuel Taibo


Visite el perfil de Manuel Taibo para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Manuel Taibo

Manuel Taibo

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a248632.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO