Quiero una bolsa Clap de dólares

Juro por lo que más quiero que no defraudaré, ni robaré, ni me iré del
país con la cabuya en la pata, mucho menos me convertiré en traidor si
en verdad recibo del gobierno nacional, una bolsita Clap atestada de
billetes gringos que a sus expensas, pueda emprender mi gran empresa
de tener dólares que hagan posible pensar en grande como buen
industrioso que pienso ser como comunista no, ni que lo quiera Dios,
pero forjador sí sin pensarlo dos veces pues, si me dan cojo y, como
lo mío no es una ilusión transnacional perdida, sino un compromiso de
vida de trabajar por el país y su socialismo, me reviento de ganas que
no me faltan de ser lo que nunca he sido y, que me tomen en cuenta a
sabiendas que conmigo se hace Patria me hincha in situ de colaborador
de poca monta como siempre lo he sido.

Y, desde ya no dejo de alabar el gobierno del presidente Maduro que,
piensa y respira en grande en un momento de crisis inducida y nos
extiende su mano poderosa de salir adelante como se pueda que, ganas
de trabajar por el país es en suma una suma fecunda de razones que
pica y se extiende como jamás había sucedido y, como éste es un
gobierno comprensivo, abierto a las posibilidades de servirle no sé si
al país en general o, a un reducido grupo de personas con ideas que
pueden resolver y sacarnos de la mala situación en que hemos caído por
las embestidas de las fuerzas oscurantistas de la economía que han
desatado como una guerra económica que hasta el presente nos salpica
con su presión oculta de fuerza centrípeta y, nos tiene tratando de
derrotarla con el capitalismo mismo generador de trabajo y progreso en
otras regiones.

Entiendo y comparto sin vacilación ni preocupación de menoscabo: el
interés del presidente Maduro de sacar a Venezuela del atolladero en
que él mismo la metió y que está y, lo más inmediato como solución
capacitaria de conforme participación de ayuda en acudir a los entes
progresitas de la empresa privada, mixta y pública que, con tanto
talento y adelantos salen a la luz pública en busca de conciliar y
concertar acuerdos que vayan en la dirección correcta que el país
necesita a ver si despegamos en pleno S-XXI, hacia la grandeza de
nuestra soberanía industrial y, que el gobierno se dispuso a prestar
como está dispuesto hacerlo, diversidad de préstamos en dólares (que
no irán -no y no- al mercado today) y con ello arreciar el pronto
despegue entre los 15 motores de la Patria de nuestra economía de
relaciones comerciales entre Estado y empresas con abultadas sumas de
dólares que queda en veremos de dónde se van a sacar a futuro como las
ha ofrecido el presidente Maduro.

En virtud a la gran asistencia de público al poliedro de Caracas,
donde se desarrolló por pocos días, la Expo Venezuela Potencia 2017,
ésta impactó a los representantes del gobierno de alegría y
consideración optimisma de llevar adelante el enlace que hace posible,
llenarnos no de promesas que no serán cumplidas no, sino por el
contrario de un torrente de corriente participativa que ilumina al
gobierno de Maduro de empujar hacia adelante, la potencialidad del
país y, sólo nos resta esperar por su pronto progreso que fortifique
la economía de la nación y, no caigamos en más de lo mismo con mucho
"ruido y pocas nueces" para salir del paso sin atinar siquiera
acercarnos a nuestra independencia económica, cuyo compás de espera
está en veremos sin el incoveniente por los momentos de que, Almagro
nos aplique la carta democrática.

Es decir que sin la presión de la carta democrática de la OEA y sin
que nos intervengan todavía como piensa el Departamento de Estado de
los EEUU, seguimos en libertad de hacer como Maduro y su gobierno
quieran, estimulando y fortaleciendo los 15 motores que nos quiere
aplicar, para sacarnos adelante y no depender tanto de las bolsas Clap
que, a mí en particular no me matan el hambre de la injusticia en que
me tienen, pero si me la dan llena de dólares, pienso en grande y
muero por ella.

Porque aunque ustedes no lo crean, pero a mí se me revuelve la
conciencia al ver tantos dólares juntos envueltos en millones y, yo
tras de uno a ver si me salva la vida de no morir de rabia a mengua en
estos días.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1319 veces.



Esteban Rojas


Visite el perfil de Esteban Rojas para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Esteban Rojas

Esteban Rojas

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a243395.htmlCd0NV CAC = Y co = US