Tarek El Aissami, su informe, su MALA memoria y la pobreza

El país está reduciéndose políticamente, producto de la polarización mediática en dos únicos "discursos". La "realidad" son dos bases de datos ad hoc, que responden únicamente al interés de los actores políticos básicos de esa polarización.

El INE se vacía y no le ofrece al gobierno un espejo para ver su gestión. La MUD a través de páginas Web creadas por sus ONGs, mantienen igualmente sus "bases de datos" y sobre esas dos bases de datos, los dos actores generan sus "informaciones". No hay contraste; la realidad son los "datos" que nos suministran ambos frentes. Más allá de esos "datos", la realidad no logra salir, aunque hay un gran esfuerzo para esa realidad aparezca. Esas bases de datos se descargan con facilidad con apoyo de las gríngolas que cada seguidor de la polarización lleva.

Hace apenas unos días, Tarek El Aissami presentó el informe anual ante el TSJ y mostró la "realidad" sin constaste o con el "contraste" o espejo de la llamada IV, que es un hecho real e histórico, pero que el gobierno viene prácticamente vaciando de significado. La comparación más simplona es con la IV, como si el modelo que se nos ofrecieron con el Primer y segundo plan Socialista; es el modelo de la IV. Nos marean con algo que está por nacer y no ha sido y algo que muere, pero no muere y vive activamente.

No hay contrastes. Hay sólo "datos" sueltos. Para la "nueva ética" no se ha construido ningún indicador que permita observarla. No ha sido posible ver en este informe que presentó Tarek El Aissami algo sobre la estafa en CADIVI. Es más, creó que eso nunca ha sido registrado en ningún informe anual y es un producto concreto y real. Es un dato o indicador que mide éticamente a la IV y la IV, porque los caciques de ambos frentes políticos están implicados en esa estafa y el monto ya debe estar por sobre los 300 mil millones de dólares. ¿Sabemos cuántas escuelitas han podido mejorarse con el producto de esa estafa? ¿Cuántos laboratorios de medicinas pudieron crearse con esa estafa? ¿Cuántos hospitales se construyen o equipan con casi 300 mil millones de dólares?

El Aissami nos habla de una reducción de la pobreza que "cerró en 4%" ¿De qué nos habla? No han sido muy pocos los casos, en los cuales, miembros de los CLP o mafias paralelas a los CLAP se han agarrado negociando bolsas de alimentos. Este lunes 6 de marzo, el ministro Ernesto Villegas informó sobre 10 mil cajas CLAP retenidas en la frontera. No era una cajita de agujas, son 10 mil cajas que ya estaban a punto de llegar a Colombia. Esas 10 mil cajas no salieron volando de un depósito en una parte del país y llegaron a ese punto de la frontera.

En eso hubo una red potente de pobreza moral y ética, que es mucho peor que la pobreza extrema que se mide con los criterios de la CEPAL. Eso es pobreza y es pobreza de la V, que igualmente la hubo en la IV. La falta de ética es una pobreza miserable, un poco peor que la pobreza extrema.

En estos días a una humilde señora que vendía frutas en la avenida Caracas de Barcelona, le pedí que me vendiera medio kilo de mandarina. Al darme la bolsita con 3 mandarinas noté que no era medio quilo. Ella pesó nuevamente las tres mandarinitas y el peso marcó los 500 gramos. Unos metros más adelante de esa señora que se veía proveniente de un barrio, estaba un señor vendiendo guayaba. Compré medio kilo y le pedí que me pesara las mandarinas y resultó ser que en ese peso, le faltan 250 gramos. La señora que se veía pobre tipo CEPAL, me robó 250 gramos. Hay Bolsas de los Clap que cuestan 10 y traen menos cosas que otras que traen más productos.

El bacahqueo y la necesidad volvieron polvito la nueva ética. Hay cientos de miles de Consejos Comunales que han recibido recursos del Estado y no han rendido en un papelito cuentas. Como sabemos; lo consejos comunales son apéndices del PSUV. Eso es pobreza y de la pobreza miserable. Se lee y se repite como un logro extraordinario, que existen miles de consejos comunales "organizados", pero no se registra, cuántos de esos consejos comunales se pasaron de vivos, porque su déficit de ética es muy evidente.

Nos informa El Aissami, que los salarios aumentaron en 536%. El Aissami es consecuente con el breve ministro Luis Salas, que nos ha dicho que la inflación no existe. Como es consecuente con la teoría del economista Luis Salas, no contrasta los "reales" aumentos salariales con la inexistencia de la inflación. En resumen, nos venden este "dato" sobre el crecimiento del salario, pero el de la inflación queda bajo tierra, pero los cálculos asoman, que para el 2016, la inflación piso los tres dígitos y llegó hasta el 799%.

No son casos aliados, lo que se han conocidos de la gran misión viviendas. El Estado ha dado la vivienda o la ha "vendido" simbólicamente y los dueños la comercializaron. Muchas de esas viviendas de la GMV sirven de guarida a bandas de delincuentes. Otra muestra de una pobreza miserable, que como pienso, es peor a la que se mide a través de ciertas carencias. Baños, agua, hacinamiento.

El Aissami no ha tenido tiempo de leerse "Cuentos del Arañero" de Chávez. Si El Aissami y otros caciques del PSUV se toman su tiempo y leyeran el "Arañero" con atención, es posible que se encuentren buscando bien, con un concepto más preciso de lo que en verdad es la pobreza.

Dominguezclaudio15@gmail.com

@ClaudioElcuaco



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2624 veces.



Claudio Dominguez


Visite el perfil de Claudio Dominguez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a242383.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO