Vargas Lleras, esa es la tragedia: Que el gobierno de Maduro, se parece al tuyo

Tu Gobierno Vargas Lleras, es el que a finales de 2016 presentó al congreso un proyecto de ley buscándole salida a los más de 20 billones de pesos que dejó de recibir el Estado como consecuencia de la caída de los precios del barril de petróleo. Ese proyecto fue trabajado a instancias de calificadoras de riesgo quienes advirtieron a Santos sobre la urgencia de realizar cambios al régimen fiscal. La famosa reforma tributaria no es otra cosa que convertir en ley la iniciativa de que la crisis la siga pagando la población colombiana. Así queda que la tarifa general del IVA pasa de un 16% a un 19%.

De tal manera Vargas Lleras, que mientras tu gobierno impone un llamado "acuerdo de paz", que había sido rechazado por la mayoría del 37% que participó en el también famoso plebiscito, por otro lado avanza en la aplicación de un paquete hambreador, que incluye el exiguo aumento del 7% al salario mínimo. Entonces "estimado" vicepresidente de Colombia, no es un tema de que su gobierno no está obligado a solucionarle los problemas a los "Venecos", es que a los primeros que no les resuelve nada es a los mismos colombianos.

El gobierno de Maduro debe estar considerando que los voceros oficiales del vecino país son chéveres de lo lindo. Con las recientes declaraciones del personaje en cuestión, respecto a la orden de no entregar casas a los venezolanos, no sólo que le da autopista a los señores del PSUV-Gobierno para la distracción, sino que además permite avivar aún más el ya encendido sentimiento xenófobo de una dirigencia autoritaria y antidemocrática, que también cuenta con la complacencia de una supuesta izquierda que languidece al compás del desafinado clarinete acrítico, entreguista y patriotero.

Todo gobierno de turno en Colombia justifica la entrega de la riqueza de su país argumentando que Los TLC o la explotación extractivista de los recursos naturales por parte de transnacionales generan empleos y oportunidades entre los trabajadores colombianos. Es en general la misma explicación que da Maduro abriendo paso a la descomunal entrega del 13% del territorio nacional para llevar a cabo la explotación del llamado Arco Minero del Orinoco.

El punto es que tantos los colombianos como los venezolanos, debemos comprender que no habrá soluciones para nuestros respectivos pueblos mientras estemos siendo gobernados por políticos tradicionales que solo responden a sus intereses patronales y a sus amos del capital financiero internacional. La economía colombiana se resiente a paso abrumador a causa de sus enormes gastos militares y a todo un entramado de corrupción que encuentra a una de sus grandes expresiones en el mafioso clientelismo político y electoral.

Acá en Venezuela, mientras se entregan ciento doce mil kilómetros cuadrados de nuestra soberanía a transnacionales mineras; se sigue pagando una deuda externa que como mínimo es sospechosa de ser ilegal; se reducen las importaciones; no conocemos la composición ni el manejo del presupuesto nacional anual; ni se investiga el desfalco al tesoro nacional que asciende a los 500.000 millones de dólares apenas hasta 2013 … Maduro y su gobierno sigue aplicando un ajuste de medidas que ha significado el desmontaje de grandes logros desde 1999 hasta 2012 en materia económica, política y democrática. Y todo ello con la complicidad de las cúpulas de la MUD.

La migración es uno de los tantos ángulos de toda crisis fundamentalmente económica. Es lo que ha pasado históricamente con la cantidad enorme de colombianos que han llegado a Venezuela y se empieza a vivir ahora con los venezolanos que están en Colombia, de ahí que la comprensión a dichos fenómenos migratorios no sería correcto abordarlos a partir de los cliche`s o propagandas a que nos someten precisamente aquellos quienes son los responsables de todos nuestros males, con sus aderezos chovinistas y distraccionistas, a un lado de la frontera y del otro.

Construir alternativas políticas para los trabajadores, para los sectores populares, para los campesinos, para los estudiantes … con criterio de clase, autónomo e independiente para potenciar las luchas con esas perspectivas, son retos que tenemos quienes sufrimos los embates de medidas aplicadas por los respectivos gobiernos tanto de Santos como el de Maduro. Y por supuesto encontrarnos como pueblos hermanos, siendo esto último un potenciador enorme para la construcción de un referente político internacional.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1864 veces.



Gustavo Martínez Rubio


Visite el perfil de Gustavo Martínez Rubio para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Gustavo Martínez Rubio

Gustavo Martínez Rubio

Más artículos de este autor



US Y ab = '0' /actualidad/a240821.htmlCd0NV CAC = , co = US