Falta coherencia entre lo que se dice y lo que se hace

Veo mucha confusión en el país, siento al gobierno revolucionario arrinconado, sin nortes definidos y eso desde hace mucho tiempo. El problema es que el proceso no anda por el camino correcto. La política es un tema muy serio y en Venezuela se está abordando con esa mentalidad tan latinoamericana y tan superficial pero sobre todo a cada momento improvisando y así ninguna sociedad tiene futuro. Nunca antes como ahora un gobierno revolucionario había dispuesto de tantos recursos financieros y sin embargo la factura con el pueblo hoy por hoy, y cada día que pasa se hace más grande.

Me parece que existe una especie de secuestro de la palabra cuando se habla de filosofía, marxista bolivariana, o socialismo, autorizaciones no otorgadas ponen en minusvalía cualquier postura acerca del tema ideológico y eso es malo y distorsionador, por estas y otras razones es que me he referido al tema del socialismo venezolano, como el socialismo posible en esta etapa.

Hay una terrible confusión, en estos momentos en cuanto a los contenidos esenciales del proyecto original de Hugo Chávez, si alguna vez lo hubo. Siento que la derrota de darse este 6 de Diciembre, se deberá entre otros factores, a la situación de que no se ha logrado amalgamar un proyecto de país, y a los cambios imprevistos en su actual conducción sobre propuesta y reformas no previstas con anterioridad como fue la reunión a puertas cerradas en Miraflores con el oso, y los llamados industriales importadores con dólares baratos. Reunión esta, a espaldas del pueblo. Esto ha contribuido a crear más confusión en el panorama político y económico.

Hay una gran distancia entre el discurso anti-imperialista en el plano externo del Presidente Maduro y las medidas reales de transformación política y económica puesta en ejecución hasta el momento, y hay una gran distancia entre el discurso por el socialismo y las acciones o hechos reales.

El aparato político no ha estado a la altura de las expectativas del chavismo de base y además la sociedad venezolana, en todos sus niveles guarda todavía en sus entrañas grandes prejuicios con relación al socialismo, más aún ahora reforzados por esta precaria situación económica que está viviendo por H o por B Venezuela.

Son años de cultura y dominación ideológica del enemigo imperial y frente a esto, lo único que oponemos es el esfuerzo casi solitario del Presidente Maduro.

Hay un gran vacío entre la figura presidencial y la base social de soporte del proceso, por la clase política del político, enroques constantes de ministros, gobernadores, diputados y alcaldes, de los cuales muy pero muy pocos andan en sintonía real con los alcances del proceso de transformación bolivariana y socialista y menos aún con El Plan de la Patria, Tal y como lo dejó Hugo Chávez estructurado.

Lo que debe preocuparnos y mucho en estos momentos, es el poco efecto real de los esfuerzos de información y comunicación en la masa del pueblo. Hay una gran confusión entre lo que es gobierno y estado y los roles que debe jugar cada uno. Los partidos políticos del proceso, no tienen conciencia del rol que deben jugar y se impone la improvisación.

Hay cuentas políticas HOY, que no se han saldado ni explicado. Muchas iniciativas de gobierno se quedan a medio camino, pues no hay control de resultados y se menosprecia el seguimiento de las inversiones, en especial las estratégicas.

El estado y el gobierno necesitan controles, necesita contrapesos y el PSUV, desde el punto de vista político podría jugar ese rol. Estamos lejos de lograr este objetivo, pues el proceso de integración y organización, desde su origen en el PSUV, se impuso el criterio presidencial, menospreciando los muchos ejemplos que nos da la historia contemporánea. Todo esto crea confusión y desconfianza en mucha gente.

En esencia la falta de coherencia entre lo que se dice y hace, en todos los niveles, ha generado daño y e aquí los resultados.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2255 veces.



José Juan Requena


Visite el perfil de José Juan Requena para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



José Juan Requena

José Juan Requena

Más artículos de este autor