¿Es el capitalismo o el comunismo el que está acabando con Venezuela?

La afirmación de que el "El comunismo está acabando con Venezuela" pertenece a Juan Carlos Varela por su artículo del mismo título publicado en el Universal, sin embargo responde a una inquietud social, propia en especial de la oposición, pero también es motivo de dudas para el público vacilante con el chavismo, al mismo tiempo de quienes con la muerte de Chávez y las vicisitudes reciente de la guerra económica que el Dólar Today y el ejército de bachaqueros han desatado la incertidumbre, dejando además una estela de desorientación política y social, producto de las circunstancias económicas de la caída de los precios del petróleo, la escasez de divisas y la ofensiva inflacionaria que estos hechos han desatado.

En verdad la afirmación es temeraria, decir que el comunismo está acabando con Venezuela, es simple propaganda política en defensa del capitalismo, de una ideología capitalista en negación del comunismo, como si el comunismo tuviera existencia real en una sociedad capitalista, cuando ni siquiera existe, solo veamos la experiencia de los ensayos de los proyectos socio-productivos, el desenvolvimiento de las empresas confiscadas, las experiencias de las empresas de producción social y de inmediato haciendo esta radiografía nada halagadora podemos todavía preguntarnos ¿dónde está el comunismo?

No nos caigamos a cuento, aun no existe, ni el Estado ha desaparecido, ni está preparada aún la clase trabajadora para asumir el comunismo, entonces de qué tipo de comunismo nos refiere Varela, no hay duda que este caballero confunde comunismo con socialismo, da por cierto la existencia inmediata del comunismo, así como Descarte decía pienso y luego existo, Varela le da existencia al comunismo y luego el piensa que amenaza a Venezuela. Para demostrarlo procede a explicar "Según estimaciones del Fondo Monetario Internacional la economía venezolana sufrirá en el 2015 un decrecimiento de 7%. La firma Ecoanalítica señala que la inflación para el 2015 será de 130% con un subyacente por el orden de 150%. Los expertos más relevantes en materia económica del país hablan de la posibilidad cierta de que en Venezuela pueda ocurrir una hiperinflación. Las reservas internacionales han llegado a los niveles de 1997 y la producción petrolera fue de 2,77 millones de barriles diarios (sigue en descenso)".

Aquí tomaremos el indicador hiperinflacionario, mejor dicho, que el comunismo que acaba con Venezuela de acuerdo con Varela lo hace mediante la hiperinflación, y para darle soporte a su argumento, nos damos el permiso de fundamentarla con la idea de que según José Toro Hardy " PDVSA es hoy en día responsable de la inflación que padecemos los venezolanos. Con un déficit en su flujo de caja (que algunos estiman en unos 19.000 millones de dólares al año), la única forma de que la empresa sobreviva es con apoyos financieros del BCV, mediante la emisión de dinero inorgánico. Ese dinero se incorpora a través de PDVSA a la masa monetaria que circula en el país. Es la causa de la inflación que está destruyendo a nuestra economía" (2). ¿Cómo explicar que las unidades monetarias del dinero circulante crea inflación?

Explica J.T. Hardy: "Ese dinero írrito (por calificarlo de alguna forma) genera demanda de bienes, pero como existe una inmensa escasez, lo que termina logrando es un grave impacto en el nivel de los precios. Es la causa de las inmensas colas que tenemos que hacer los venezolanos cada vez que vamos a un auto mercado, para salir después frustrados porque no conseguimos los bienes más elementales que requerimos. Ese dinero nos ha llevado a padecer la mayor inflación del planeta" (3). Fíjense el nuevo dinero circulante (excedentario) vía gasto o aumento de sueldos y salarios ante el aumento de los valores monetarios de los precios crea demanda de bienes, no crea escasez en si sino demanda, cuando hablamos de escasez se debe referir a que la nueva demanda genera presión sobre la oferta de bienes, pero como hay escasez de dólares, "los empresarios" no producen, no importan y ello se explica que son simple intermediarios o importadores (modelo rentístico empresarial) llevando a los precios al alza, aprovecharse de la fuerte demanda de dinero (dinero circulante o inorgánico) para absorber el circulante y estimular el crecimiento económico de la ganancia ante la crisis de dólares.

Por eso no encontramos los bienes en el mercado, porque el aparato productivo privado no se ha ajustado a los nuevos niveles de demanda, no ha restructurado el aparato productivo, dependiente e importador, lo cual lleva aumentar los precios por la insuficiencia de productos en el mercado (escasez). ¿Es el exceso de circulante del dinero o el crecimiento de los valores monetarios de los precios lo que genera inflación?, no hay duda que las distorsiones la crea quien fija los precios, solo el circulante exceso es absorbido por el crecimiento de los precios, los empresarios los saben, ellos acumulan "el circulante irrito", el circulante que genera demanda, no oferta, el gobierno crea demanda, pero los empresarios debieran crear oferta, puesto que no lo hacen, elevan los precios ante la existencia de bienes escasos, entonces volvemos a preguntarnos ¿Qué fuerza acaba con Venezuela, la fuerza de la demanda o las fuerzas insuficientes de la oferta, que crea escasez y eleva los precios?

De otro modo; ¿Quiénes humillan a los ciudadanos (as) el aumento del gobierno de sueldos y salarios o los supermercados capitalistas y redes de mercados que racionan los bienes, los escasean ---aprovechándose de las circunstancias para aumentar el valor de las unidades monetarias de los precios por encima del valor de las unidades monetarias del salario, el resultado es que no alcanza el salario---, por culpa del comunismo o esa extensa red de mercado privado que devalúan el salario de los trabajadores?.

No cabe la menor duda; el mercado capitalista está acabando con Venezuela, no contento con el aumento indiscriminado de los precios, (dolarizados) devaluando el salario (bolívares), que asume el capitalismo (y no el comunismo) crea con la grave escasez de la oferta en los demandantes, frustración social y política, secundados por los bachaqueros que arrasan los mercados, creando más escasez, entonces "los bolívares excedentarios" que crea el gobierno (circulante excedentario) con los aumentos de sueldos y salarios, los absorben los precios, la espiral especulativa de precios, que acumulados por el capitalista dueño de las empresas que ofertan bienes a los mercados, los desvían de sus arcas para comprar dólares en los mercado paralelo, atesorando en dólares su capital, contribuyendo así, a marcar los nuevos precios de acuerdo al valor monetario de los nuevos dólares comprados en el mercado especulativo del Dólar Today, al respecto dice Hardy que "Esos dólares, llegan a transformarse en la referencia que tiene que usar el comercio a la hora de estimar el costo de la reposición de sus inventarios" (4). Y esto es así por cuanto dice Varela, "Los comercios no tienen productos que vender, ya sea porque el productor local ya no existe o porque es imposible importar debido a la imposibilidad de acceder a dólares preferenciales o fijar precios que permitan la reposición de productos a precios de un dólar "disparado al infinito" (5). Con esto se corrobora el modelo fracasado insustentable del capitalismo rentístico petrolero, vulnerables a las oscilaciones de los mercados petroleros y empobrecedor social de la población venezolana.

Mejor dicho que es el comercio y no el comunismo quien acaba con Venezuela, la referencia del Dólar Today quien estima el valor de las nuevas mercancía en el mercado para su reposición en inventarios, no es el rublo, no es el yuan, menos el Sucre es el dólar quien devalúa el bolívar, quine amenaza a Venezuela, quien vacía los bolsillos de los venezolanos y venezolanas, quien amenaza con empobrecer a millones de familias venezolanas disminuyendo su capacidad de compra en salarios, tal como los confirma y confiesa J.T. Hardy: "los bolívares excedentarios se desvían hacia la compra de dólares en el mercado paralelo, contribuyendo así a un espiral indetenible de su valor" (6). ¿Quién crea esa espiral inflacionaria, el capitalismo de Dólar Today o la política pública (comunista) expansionista circulante del Banco Central?. Es el capitalismo, mejor dicho "los bolívares excedentarios" desaparecen absorbidos por el mercado colombiano, (elevando su tenencia de divisas venezolanas) para comprar bienes subsidiados (regulados) por el gobierno venezolano cuya política pública (comunista) tiene como fin el acceso de los bienes de primera necesidad al pueblo, que es conculcada (por bachaqueros) quienes absorben estos bienes y los ofertan al mercado colombiano a precios de bolívares devaluados y elevados precios de las mercancías escasas en Venezuela, con ese mecanismo perverso capitalista obsesionado por el lucro hemos demostrado que quien amenaza a Venezuela no es comunismo sino el capitalismo de mercado.

Fuente.-

1.-Juan Carlos Varela, "El comunismo está acabando con Venezuela", El Universal, 3 de junio del 2015

2.-José Toro Hardy, "Requien para PDVSA", La patilla, 16 de junio del 2015

3.-Idem

4.-Idem.

5.-Juan C. Varela, Ob. Cit.

6.-Jose Toro Hardy, ob. Cit.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1622 veces.



Alexander Kórdan Acosta R.

Economista. Magíster en Gerencia de Servicios Administrativos. Doctor en Ciencias Estratégicas para el Desarrollo. Profesor de la Universidad Bolivariana de Venezuela (UBV). Instructor de Cooperativismo Comunitario.

 kordankovki@gmail.com

Visite el perfil de Alexander Kórdan Acosta R. para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a209390.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO