Racionalidad, paz y dialéctica

Para que los Seres Humanos puedan vivir en este mundo en paz, es menester esgrimir un alto nivel de racionalidad. Los países al no tener iguales niveles de desarrollo, implica, que todos no pueden actuar con el mismo nivel. Para eso se ha desarrollado la diplomacia, que da un respiro para la reflexión y las tomas de decisiones racionales. No obstante, cuando se desea algo y es difícil conseguirlo; no se puede evitar un alto reflejo de emotividad. Sin embargo, existen los que han vivido en las carencias y proyectan en la personalidad un estado más alto estado de emocionalidad. Y solo cuando se encuentran al borde del abismo; es probable que reflejen un destello de racionalidad.

Las experiencias indican que las personas que buscan el bienestar de los demás; son racionales y proyectan confianza. Sin embargo, los pueblos se han organizados en partidos políticos. Conceptos específicos, que cumplen un rol significativo en los pueblos en desarrollo, aun, en niveles específicos más general. Pero en sentido general, no tiene sentido; porque no es una solución colectiva. Aunque se puede inferir, que los partidos, tienen que fortalecerse, para cubrir un objetivo trascendental: preparar a los pueblos para alcanzar el objetivo común; la ascensión espiritual.

En sentido general, se evalúa y analiza a los líderes y sobre todos los mundiales; por la calidad humana. Esto motiva a señalar al Presidente de China, como una persona que ayuda a Venezuela, con desprendimiento tecnológicos y de conocimientos. Que perfectamente puede derogarse costos, por propiedades intelectuales. Que se puede pensar de un Presidente, que exige a los funcionarios provinciales y ministeriales, que pongan un buen ejemplo sobre el cumplimiento de la ley. Demanda que los funcionarios dirigentes ejerzan las atribuciones según la ley y no infringirlas para beneficio propio. Afirmando que al no hacerlo, estropea el orden político, económico y social.

Toda la organización del partido, observar la Constitución y las leyes. Claridad de los funcionarios lo que permite y prohíbe la ley. Indicando, la observancia de los límites de bordes en sentido especifico de la ley; cuando se ejerce el poder. Aplicar medios legales para abordar los problemas y disputas en el trabajo. Todo trabajo del partido, tiene que ser legal y las violaciones castigarlas. Afirmó: no manipular las leyes. No obstante, para garantizar que los funcionarios de alto nivel comprendan y acaten la ley; acción importante para evaluar el desempeño mediante el modelaje. Frenar el poder, significa, conceptualizar, regular, revisar y supervisar según la ley correspondiente. Concluyendo como estrategias clave; para lograr la meta de una sociedad modestamente acomodada en sentido general (Spanish. xinhuanet. Com)

Todas las preocupaciones del Presidente de la República de China, refleja una alta preocupación por el pueblo. Por la racionalidad del venezolano que quiere a la patria. Se puede inferir, que son conceptos que perfectamente puede formar parte de la dialéctica venezolana. Porque China es un país desarrollado, con altos niveles conceptuales y con una política en sentido general, que invita a la solidaridad, complementariedad y el resaltar del factor humano.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 887 veces.



Basilio Lezama


Visite el perfil de Basilio Lezama para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: