El Mazo tiene dos puntas: una debería ser de hierro (la de la oposición) y la otra de goma (la interna)

A falta de la mano ductora de Chávez, le ha tocado al Compañero Diosdado Cabello interrelacionar con las opiniones diversas fuera  y dentro del chavismo, el discurso contra el cipayaje y el imperialismo asumo que todos los chavistas lo compartimos, lo avalamos,  es un discurso directo, frontal sin guabineo un lenguaje sin eufemismos, un lenguaje llano como debe ser, esa cabeza del mazo que debe ser de  hierro debe aplicársele con toda la fuerza de 600 años de lucha por la igualdad y la liberación nacional, con esa misma cabeza del mazo debemos triturar a la burguesía apátrida rentista, especuladora y acaparadora por que ellos defienden al sistema capitalista, a su modo de producción y a su lógica y han logrado imponer esa hegemonía en los últimos 200 años, hegemonía que debemos derrotar si queremos salvar al planeta.

A lo interno el Compañero Diosdado como Jefe Operativo del Partido debe entender que la estructura actual del chavismo (por ir mucho mas allá del PSUV) tuvo orígenes diversos, al chavismo llegó gente curtida en las luchas, pertenecientes al bloque histórico mayoritariamente marxista, llegaron los militares patriotas sin conocimientos, en la practica y mucho menos en la teoría del marxismo, movidos por su amor a la Patria y al Pueblo, también llegó gente de las bases engañadas por décadas de AD Y COPEY y llegaron dirigentes de esos partidos que parten de la base que ellos siempre están con el que esté gobernando por que ellos viven de los negocios y el mayor contratista de nuestro país es el Estado, por lo tanto ellos son leales a su tradición, si estaban los adecos eran adecos, si estaban los copeyanos eran copeyanos, si llegó convergencia, convergencia somos, como lo narró el Comandante Presidente una vez cito…”estábamos en una cabalgata por allá por Apure, por la llanura inmensa y de repente veo un jinete que lo reconocí, era un viejo dirigente adeco y le pregunto…. epa y tu que estás haciendo aquí, respondiéndome Chávez Yo ahora soy Chavista….”, ese es el conglomerado que tenemos, es una estructura multiclasista, en esa estructura se vinculan el empresario Cudenus de Feporcina y Quintín Navarro de las pampas paraguaneras con sus semejanzas pero también con sus contradicciones de clase, Cudemus es un empresario perteneciente a la Clase Media Alta con todo lo que eso implica, con su visión del mundo, Quintín es del pueblo, la otra vez me decía..vea Compa Borges, yo tengo un solo pantalón para el diario, de Kaki, lo lavan los domingos, tengo una chaqueta, un pantalón de vestir, 4 camisas y un coñazo de franelas rojas, con eso me bandeo, en ropa no me hace falta nada mas, cuando tengo que cumplir, me pongo la chaqueta y el pantalón de vestir, si le preguntamos a Cudemus la colección debe ser inmensa, pero ambos están en el chavismo y está claro que ambos aún teniendo intereses distintos, aún teniendo visiones del mundo diferentes, concepciones diferentes, sienten el mismo amor por la Patria, sin entrar en baremos figurativos, todo esto lo puntualizo por que son naturales las contradicciones de clase dentro de esa variedad que es el chavismo, cada quien va a pulsear por su visión del mundo, pero afortunadamente para nosotros esa lucha es ideológica, es una lucha de ideas, es una lucha de modelaje, de praxis, por que a la final la gente va a seguir no al que tenga mas verbo, sino al que muestre mejores ejemplos, al mas honesto, al mas humilde, al mas trabajador, a la final es la gente quien decidirá el rumbo, pero la contradicción existe y debemos  preparar el escenario para esta confrontación teórica ideológica entre hermanos, para un chavista no puede haber alguien mas importante que otro chavista, plantear que se vayan, demuestra dos cosas una que no se está  preparado para el debate y se asume la razón en virtud de la estructura de mando. Recuerdo el 1 de mayo de 1.974, estaba en una concentración frente a la Casa Rosada (Buenos Aires, Capital Federal, Argentina) en la concentración habían como 500 o 600 mil peronistas y el General Perón desde el Balcón plantea que los Infiltrados deben irse del Movimiento Nacional Justicialista, que son Bolches infiltrados, que son Troskos, que no quieren la patria, no había terminado el General Perón cuando las columnas de la Juventud Peronista por centenas de miles con banderas de Montoneros, de la Orga abandonaron la Plaza y la abandonaron en ruta al 26 de Marzo de 1976 cuando la oligarquía argentina apoyada por el Departamento de Estado derroca al gobierno peronista dando comienzo a una de las paginas mas sangrientas y oscuras de la historia argentina, los represores no le preguntaron a nadie de que lado de la plaza estaba ese 1 de mayo de 1974, todos pagaron con su vida, con la cárcel, desaparición o el destierro, con el secuestro de niños recién nacidos, eso pasó, eso es historia y arrancó de un váyanse infiltrados, el General Perón murió dos meses después, el 1 de Julio y no pudo ver los resultados de su error.

Cuando algunos altos dirigentes del partido como Al Aisami, Diosdado, Jorge Rodríguez  hablan de infiltrados deberían leer lo que planteó a comienzos del año 2.011 el Compañero Ministro Reinaldo Iturriza, escribía Iturriza… “El predominio de la lógica del partido/maquinaria ha terminado por darles la razón a los militantes y activistas que optaron por mantenerse al margen del partido, sin que esto implicara mantenerse al margen de la lucha por profundizar la revolución bolivariana. No me refiero a los partidarios de la “despolarización” o a la “tercera vía”, a los partidos que alguna vez fueron aliados del chavismo, a la izquierda anti chavista. Me refiero a los colectivos y movimientos populares, algunos de los cuales con una larga tradición de lucha, que reconocen el liderazgo del Presidente Chávez, trabajan permanentemente junto al pueblo, organizando, movilizando, construyendo, pero sin militancia formal en el partido. En lugar de desperdiciar tanto esfuerzo, tiempo y recursos para apartarlos del camino, de manera arrogante, lo que corresponde es no solo establecer sólidas alianzas, trabajar hombro a hombro con ellos, sino incluso estimular su desarrollo.  La superación de la lógica del partido/maquinaria y la recuperación de la lógica del partido/movimiento permitirá la reagrupación de las fuerzas dispersas e incluso desmovilizadas y desmoralizadas. En otras palabras, un paso adelante en el proceso de construcción de hegemonía popular, democrática y revolucionaria...”

Libertad a Sonia y Simón Trinidad Prisioneros del Imperialismo Yanqui



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1804 veces.



Jesús Borges


Visite el perfil de Jesús Borges para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: