Era de las desapariciones

Gobierno de Amplia Base de Raúl Leoni (II)

Por otro lado, comenzando el año 1964, son expulsados de URD, José Vicente Rangel, Luis Miquilena, José Herrera Oropeza y toda la dirigencia de la juventud Urredista (Vanguardia Juvenil Urredista) encabezada por Víctor José Ochoa, por oponerse a formar parte del gobierno de Amplia Base encabezado por Raúl Leoni, lo que constituyó, como dijo el autor citado anteriormente, una reedición del Pacto de Punto Fijo. Así nació de las entrañas de URD Vanguardia Popular Nacionalista (VPN).

Longo, Luis José, citado por Wexell Severo, Luciano, en pág. 151, dice al respecto del gobierno de Amplia Base: "Después de muy detenido estudio y cambios de puntos de vista sobre el programa al cual se sujetaría el gobierno de amplitud que se aspiraba constituir por parte de Acción Democrática, Unión Republicaba Democrática y el Frente Nacional Democrático, llegaron por fin a un acuerdo. En virtud del mismo, el gobierno de Leoni dejaba de tener la debilidad que aparentaba y pasaba a contar con un sólido piso político".

Pero aquel ensayó no duró mucho. En 1966, el FND se retiró del gobierno y URD en 1968.

Mientras tanto, la policía política de Leoni, como lo hizo la de Betancourt, arreció la represión e inauguró la práctica de los "desaparecidos", que se volvió habitual y masiva con las dictaduras del cono sur.

Así, aquel hombre que ofreció gobernar sin "soberbia ni arrogancia" y con apego al "respeto a la libertad y dignidad humana", tenido por muchos como generoso y ajeno a la violencia, dejó un historial de muertos y desaparecidos, que validó la aplicación de la pena de muerte, se hizo acreedor a la candidatura de genocida. Como se dice, para muestra basta un botón, de la inmensa lista de muertos y desaparecidos, sin contar la multitud de presos políticos, la mayoría sin razón y con violación constitucional reiterada, sólo nombraremos tres:

Alberto Lovera, profesor, militante del PCV, cuyos restos aparecieron flotando en una playa de Lecherías del Estado Anzoátegui, atado a un pesado instrumento para que no emergiese a la superficie el 17 de octubre de 1965. No era un secreto que Lovera había sido detenido y torturado por la policía de Raúl Leoni.

Fabricio Ojeda, periodista, militante de URD, detenido y ahorcado en su celda el 20 de junio de 1966, en el mismísimo Palacio Blanco, frente a Miraflores, a pocos metros del despacho de la presidencia.

Bartolomé Vielma Hernández, abogado, dirigente del MIR, detenido el 21 de marzo de 1967 y desaparecido hasta hoy. Como anexo, en este libro, insertamos un trabajo a la memoria de este inolvidable amigo.

La debilidad del gobierno no era una ilusión ni apariencia, como dijo el autor citado anteriormente, si nos sujetamos a considerar el respaldo popular que cada día descendía más. Poco tiempo después, en 1967, AD se vuelve a dividir para dar nacimiento al Movimiento Electoral del Pueblo (MEP), al frente del cual estuvo el Dr. Luis Beltrán Prieto Figueroa y quien fue su candidato presidencial en las elecciones de diciembre de 1968 que ganó Caldera. Esa vez, El Dr. Prieto ganó las elecciones de su partido y en consecuencia le correspondía representarlo como candidato presidencial para las elecciones de 1968. Desde Berna, Suiza, donde se refugió Betancourt, para que no le llegasen las fuertes emanaciones del odio que había engendrado, por su inconsecuencia con el pueblo venezolano, traición a los principios de su partido y la cruel y abundante represión a que sometió a sus opositores, tales como detenciones en masa, tortura a discreción, constante violación a hogares, cierre y asedio a periódicos, asesinatos de las formas más crueles, como lanzar a seres humanos vivos desde helicópteros, apertura de campos de concentración, ordenó que dividiesen el partido pero que jamás el llamaría a los suyos a votar por "ese negro".

La experiencia, la capacidad política de Rafael Caldera, que pudo aprovechar aquella tarde de 1992, cuando en el Congreso de la República, se pretendió condenar a los alzados del 4 de febrero, liderados por Hugo Chávez Frías, con aquel discurso del senador por AD, Morales Bello, que terminó con la frase ¡mueran los golpistas!, para proyectarse como próximo presidente de Venezuela, objetivo que en efecto alcanzó, fue la misma que 1963 le permitió otear la posibilidad de triunfo por lo que, como él mismo dijo, sus antiguos aliados, les miraban "con ojos de rivalidad y como con un temor de que nuestro crecimiento futuro pudiera afectar otro interés político".

Mientras tantos, los partidos PCV, MIR continúan ilegalizados e inútiles todos sus intentos por retornar a la legalidad, sus militantes presos, perseguidos o exiliados. La ilegalidad y la represión fue el signo de la época.

Este libro está conformado con dos anexos, que uno de ellos se refiere a los "Orígenes del Bipartidismo en Venezuela", llamando así al largo período en el cual AD y Copei se trasmitían el poder bajo la premisa del Conde de Lampedusa en el "Gato Pardo", "cambiar para que nada cambie: "Si queremos que todo cambie, siga como está, es necesario que todo cambie". "Y ahora qué sucederá?.....después todo será igual pese a que todo habrá cambiado"."……una de esas batallas que se libran para que todo siga como está".

Justamente por lo dicho anteriormente y por la línea central del texto, que consiste pues en mostrar como las golpes de Estado y los dictadores o quienes asumen el poder por la violencia, comienzan por perseguir primero a quienes tumban y luego, cuando se sienten asegurados, en piso sólido, la emprenden contra aquellos que le acompañaron pero que saben no dispuestos a seguirles hasta sus últimas consecuencias - la dictadura - pasaremos a hacer algunas ligeras reflexiones sobre el gobierno de Allende, las fuerzas que contra él se confabularon y como el pinochetismo al consolidarse y haber perseguido con saña al allendismo, se vuelve contra sus iniciales partidarios. Al final, analizaremos algunos detalles del golpe de abril del 2002 en Venezuela contra el gobierno constitucional de Hugo Chávez.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2703 veces.



Eligio Damas

Militante de la izquierda de toda la vida. Nunca ha sido candidato a nada y menos ser llevado a tribunal alguno. Libre para opinar, sin tapaojos ni ataduras. Maestro de escuela de los de abajo.

 damas.eligio@gmail.com

Visite el perfil de Eligio Damas para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Eligio Damas

Eligio Damas

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a196258.htmlCd0NV CAC = Y co = US