La locura de los guarimberos, Los partes de guerra del gobierno y la Paciencia del Pueblo

Comandante Nicolás ¡¡¡ALERTA¡¡¡ que se juega su posición histórica en esta coyuntura.

Diariamente los guarimberos vacíos de conceptos, sin razones totalmente desequilibrados, con un comportamiento absurdo ya totalmente fuera de control, y alucinando que ¿por sí solos? pueden tumbar a el gobierno, ¿simples alucinaciones o full de sicotrópicos?

En su locura se plantean ser actores políticos que se enfrentan a un gobierno legítimo, pero no plantean ninguna alternativa sino como disco pegado, “si podemos salir de Maduro”. Nombran a la libertad, sin saber su concepto ¿será la libertad moral? la del libre albedrio del ser humano de hacer lo que quiera, pero sin perjudicar a nadie con su accionar, ¿generando acciones para el bien común?; de ninguna manera lo toman así, asumen la libertad de hacer lo que se les antoje, con clara intención de perjudicar, y para lograr “su objetivo” han asesinado a ciudadanos y a militares, han talado árboles, han quemado vivo a animales pertenecientes a habitantes de los sectores donde ellos protestan, han destrozado a sedes de instituciones públicas, han quemado vehículos oficiales, mantienen sus urbanizaciones en estado de sitio, esto para que, otro sector de la derecha se siente a “dialogar” con el gobierno en una “supuesta” actitud de paz y exijan para parar la guarimbas cosas como anular leyes como la de Costos y Salarios, la del Trabajo y se niegue el Segundo Plan Socialista de la Nación, legado del Comandante Chávez.

Cuentan con el apoyo de los medios internacionales, que promocionan a estas guarimbas letales, como protestas pacíficas y a través de las llamadas redes sociales falsean distorsionan, mienten descaradamente sobre estas acciones vandálicas realizadas por locos sin nada en la cabeza más alla de sicotrópicos que les de la suficiente locura para alcanzar tales niveles de agresividad, a fin de convertirse en “lideres” de ese sector que aplaude las locuras imperialistas cuando invade países y asesinan a miles de personas, violan a mujeres y a niños y provocan la muerte de la naturaleza con toneladas de fosforo blanco.

El gobierno ha apostado ha actuado en favor de la paz, trabaja por convertir a nuestro país en territorio de paz, y diariamente como un lamento comunica los hechos, que por su naturaleza son partes de guerra, ya que son ataques a instituciones gubernamentales, a personas y a militares.

El pueblo venezolano en las multitudinarias marchas pacíficas que se han realizado en este mes, con su presencia, ha dado un pleno respaldo a la decisiones tomadas por el comandante Nicolás Maduro, se ha manifestado en paz, con confianza, con la convicción en el desarrollo de un proceso político que tanto ha favorecido a la clase trabajadora y con mucha paciencia, pero la paciencia que, como cosa interesante proviene del latín “pati” significa sufrir, y este pueblo ha aceptado con dolor y dignidad los asesinatos cometidos por los locos guarimberos, que sabemos en su mayoría no son estudiantes, esto por no perturbar a el legado del amado Comandante Chávez, cumpliendo su compromiso histórico, preservando el proceso en el momento preciso; pero no se debe confundir esta paciencia con miedo o con indiferencia, es una actitud de preservación a un objetivo estratégico: la construcción del socialismo, el pueblo está utilizando la cualidad de la paciencia como escudo para tolerar a quienes por su dominio del aparato productivo pretenden torcerle el brazo al gobierno. El pueblo se sabe intimidado por un grupo de poder económico, la burguesía interna, un grupo militar el imperio estadounidense y grupo de comunicación la prensa opositora interna e internacional, y se siente intimidado por su condición de clase trabajadora, esto queda claramente confirmado por las exigencias en favor de la paz realizada por ese sector empresarial que saben que sin ,la protección jurídica dejada por el comandante Chávez y la realizada por el presidente Maduro el pueblo quedara expuesto de nuevo a la máxima explotación.

Esta es la real coyuntura presente la confrontación de dos posiciones una, la que está pariendo el claro camino hacia la liberación de un sistema asesino y explotador, la otra, la que se niega a morir que utiliza y utilizara todos los medios con que cuenta, para preservar su poder imperial, es la lucha de clases en pleno desarrollo, y usted Comandante Nicolás, se juega su participación histórica en esta coyuntura.

 

…“Que nadie se haga ilusiones de que la simple ausencia de guerra, aun siendo tan deseada, sea sinónimo de una paz verdadera. No hay verdadera paz sino viene acompañada de equidad. Justicia, y solidaridad”…

Juan Pablo II

 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1018 veces.



Marta Ortega

Docente jubilada, militante por la transformación social desde el voto nulo hasta hoy. Pionera en la formación de la Liga Socialista y defensora de los Derechos Humanos

 martaortega4@gmail.com

Visite el perfil de Marta Ortega para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: