¡Por qué no te callas!

Nicolás Maduro, cual rey puesto, mandó a callar, por cadena de radio y TV, a los chavistas de izquierda, a las personalidades e individualidades revolucionarias que practican, dentro del proceso, el método de la crítica y la autocrítica para expresar sus desacuerdos con las desviaciones reformistas del gobierno. Yo por mi parte, sin comprometer a nadie ni sentirme aludido, le bajaré dos a la crítica revolucionaria si nuestro Presidente se baja del autobús liberal, reformista y conciliador.

En esencia lo que está sobre el tapete es discutir abiertamente, con fundamentos ideológicos, cómo se aborda la transición hacia el socialismo si es con medidas económicas liberales o con medidas económicas socialistas o para decirlo de otra forma ¿Con relaciones de producción capitalistas o socialistas? ¿Con la idea socialista o con la idea capitalista?

Es imposible ocultar el sol con un dedo. Los hechos dejan al descubierto que el gobierno protege al poder económico del capital privado con el otorgamiento de divisas a la burguesía importadora en un ambiente de impunidad con los gánsteres de las empresas de maletín y los rateros raspa cupos. La identidad de estos transgresores de la Ley las mantiene ocultas el gobierno mientras Maduro, a manera de intimidación, amenaza con dar los nombres de quienes con honestidad revolucionaria lo critican internamente, como si los mismos estuvieran escondiendo sus críticas o sintieran vergüenza de asumir con dignidad sus posiciones ideo políticas. Yo no me voy a rasgar las vestiduras diciendo que amo a Maduro ni presentándome como madurista porque pensamos diferente, él como reformista socialdemócrata y yo como marxista. Sabemos que la derecha interna no es el enemigo principal , éste se concreta, evidencia y manifiesta en el fascismo, el neoliberalismo y el imperialismo, sobre ese objetivo a enfrentar no puede haber dudas pero la derecha interna mencionada sí es el peligro principal plasmado, implantado y puesto en práctica en el reformismo, los vicios del capitalismo, la conciliación con la burguesía y las manifestaciones autoritarias. Este peligro hay que combatirlo con la discusión leal y sin cortapisas.

Las advertencias de Maduro contra la crítica expuesta por la izquierda se corresponden con una concepción integral de la derecha interna que se expresa en una manera equivocada de interpretar: la historia, el proceso revolucionario y el socialismo. De esas amenazas de Maduro contra la izquierda no hay más que un paso a la cacería de brujas macartista. Toby Valderrama en su programa Grano de Maíz ha denunciado la gravedad de unas declaraciones en Cumaná del General Rodríguez Torres donde aparentemente éste sale en defensa de empresarios asediados por supuestos trabajadores y sindicatos. Ya antes había causado alarma lo dicho por el Ministro del Trabajo, Jesús Martínez, sobre las bondades del modelo capitalista de Eugenio Mendoza. La designación de un abogado, sin formación ni práctica docente, en la esquina de Carmelitas es para que no pase nada en la requerida transformación socialista de la educación. La desubicación de la Tarazona en un medio que demanda urgentes cambios estructurales es para ponerle pañitos calientes a la situación caótica. En la misma onda el Ministro Félix Osorio del Poder Popular para la alimentación afirmó que “el patrimonio de lo que es el Estado, los recursos de este pueblo no lo puede manejar un grupo de trabajadores”. El despliegue de la idea total predicada por el gobierno la resume, la sintetiza y se retrata en la convocatoria del “Concilio Vaticano” del PSUV. Éste fue anunciado por Aristóbulo Istúriz a la manera de un cónclave papal que se ilustra por la coaptación de nuestra tropical dedocracia. El conjunto del accionar teórico práctico del gobierno y del PSUV es un todo que encaja, como pedrada en ojo de boticario, en la línea equivocada adoptada por el gobierno, oficializada por Maduro, Jorge Rodríguez y Darío Vivas, de reivindicar los errores de los partidos de izquierda en el año 1958 con el llamado “espíritu del 23 de enero” la cual será institucionalizada en el Congreso del PSUV. Se perdió la conmoción histórica de la caída de Pérez Jiménez hace, hace 56 años, y ahora se está perdiendo, sin un solo tiro, la revolución bolivariana.

Hay muchas preguntas que la gente se hace con sobradas razones y que el gobierno no explica de manera clara y precisa. Entre esas interrogantes están:

Por qué con tantos dólares que Maduro declara tener a disposición del gobierno, persiste la escasez?

Están desguarnecidas las fronteras venezolanas para no poder acabar de un solo coñazo el contrabando de extracción?

Por qué silenciar los nombres de los empresarios de maletín y de los raspa cupos que han desfalcado al país?

Cómo se explica que el 90% de los dólares existentes en el mercado negro son de las divisas provenientes de PDVSA?

Cuáles son los resultados de las investigaciones realizadas sobre la desaparición de 20000 millones de dólares del fondo Chino?

Donde está la crítica del equipo económico del gobierno por la astronómica fuga de divisas pese al control de cambios?

Por qué si hay desequilibrios en la economía nacional sigue intocado el factótum de las finanzas del Estado, Jorge Giordani, después de 14 años desempeñándose como ministro?

Qué pasó con la reposición de los inventarios y los precios justos?

Quién está ganando la guerra económica?

Dejarían fuera a Samán por incorruptible?

La vía venezolana al socialismo consistirá en entregarle más dólares a la burguesía importadora?

Los ataques de Maduro en cadena de radio y TV a las críticas de la izquierda interna serán por soberbia, prepotencia, autoritarismo o por complacencia con la burguesía?

El autor es: Profesor de Filosofía jubilado de la UPEL. Ex Director Ejecutivo de la Casa de Nuestra América José Martí. Autor del Poemario “Porque me da la gana” y de la obra educativa “Utopía Pedagógica del Tercer Milenio”. Bandolero de los años sesenta y setenta.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1704 veces.



Sergio Briceño García

Profesor Universitario de Filosofía de la Educación Jubilado de la UPEL. Autor del Poemario "Porque me da la gana" y de la obra educativa "Utopía Pedagógica del Tercer Milenio". Ex Director Ejecutivo de la Casa de Nuestra América José Martí.

 sergiobricenog@yahoo.com

Visite el perfil de Sergio Briceño García para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a181843.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO