Solidaridad Internacional = A Julián Conrado

Solidaridad Internacional ha sido lo que ha acompañado a Julián Conrado estos 2 años y casi 8 meses privado de la libertad en tierra venezolana. Sería interminable mencionar a todos los colectivos, movimientos sociales, políticos, cultores, medios de comunicación, organizaciones políticas entre otros que se sumaron a la causa por la LIBERTAD Y ASILO de nuestro Julián a nivel mundial. El sentido y conciencia del precepto revolucionario de la  SOLIDARIDAD INTERNACIONAL, cobró hoy más que nunca sentido a raíz de la lucha emprendida y concretada por la LIBERTAD del hijo combativo de Turbaco.  Julián nos recordó tanto a los revolucionarios como a los que no lo son, la necesidad y la obligatoriedad de ejercer esta práctica revolucionaria, sin importar cuál sea la cara del opresor, del títere imperial que lo cultive. Su causa logró traspasar fronteras religiosas, lingüísticas y hasta políticas. Sí, aunque no lo crean en los diversos manifiestos que se suscribieron a nivel mundial por la Libertad y Asilo de Julián, estaban incluidos personalidades de la derecha mundial, que indignados por la tamaña injusticia, ignominia y cobardía en contra del cantautor de la dignidad colombiana, no dudaron en estampar su rúbrica para refrendar con ella el apoyo a esta causa.

Se hizo justicia dentro de la injusticia cometida contra él, contra sus ideas, contra sus luchas. Hoy Julián vuela libre como lo que es, un pájaro cantor proclamando a todos los vientos las ideas emancipadoras de Simón Bolívar, Santander, Gaitán, Chávez, Fidel, Marulanda y tantos y tantos mártires  y líderes de las revoluciones continentales. Su canto liberador seguirá prendiendo en la conciencia de todos los pueblos ávidos de paz con justicia y amor.

Julián, quien aborrece con toda su alma la vanidad pueril y que  insufla ánimo a los más desvalidos, a los oprimidos, tenía preso su cuerpo, pero no su conciencia, y  es  que, cuando los hombres llevan en la mente un mismo ideal, nada puede cercenarlos, ni las paredes de una cárcel, ni los barrotes de la conciencia, porque un mismo recuerdo, una misma alma, una misma idea, una misma dignidad los alienta a todos. Durante su cautiverio, Julián nos dio muestra de una moral revolucionaria inquebrantable, creo que sólo lo vi quebrarse cuando cambió de paisaje nuestro comandante eterno, y no era para menos, porque, usando sus mismas palabras, nos comentó “que los cerros gimieron de dolor al oír tan nefasta noticia” (él estaba internado en el mismo Hospital Militar donde estaba el comandante Chávez), por lo que le dedicaste estas hermosas líneas impregnadas de amor revolucionario, http://alzadoencanto.wordpress.com/2013/03/12/a-viva-voz-julian-conrado-envia-su-mensaje-al-comandante-chavez-cuando-la-marcha-se-pone-dura-los-duros-se. Otras trincheras esperan el concurso de su fervor revolucionario, en esta ocasión, su participación en las mesas de negociación por la Paz de su Colombia amada, seguramente darán el mejor de su aporte. Y qué más emblemático para esta nueva batalla que la tierra de Martí, esa donde Fidel sentenció: “La Solidaridad y el internacionalismo en Cuba, es expresión del hombre nuevo formado por la revolución y fruto de su gigantesca obra de justicia social y humanismo; de la democracia participativa, de la educación y de la cultura alcanzadas con la sociedad socialista”.

Pelao (Julián), dejaste traza por esta la tierra de tu tan admirado Alí Primera, ese que te inspiró tantas y tantas canciones, esa que entendió tu causa como nuestra, esa que con su pueblo supo deslastrar a su gobierno del oprobio de tenerte en cautiverio siendo revolucionario, esa que despintó la mancha de tamaña injusticia para la patria de Bolívar, de Chávez.

Seguiremos tu huella imborrable en nuestras conciencias, y no olvidaremos más, y gracias a ti, que LA SOLIDARIDAD INTERNACIONAL no se puede cacarear, tenemos que llevarla en las vísceras, como si fuera parte de nuestro ser.

A todos los revolucionarios del mundo, sería poco agradecerles su dedicación y entrega por tu causa, sería mezquino no hacerlos parte de tu lucha, que no es otra que la de hacer MAS HUMANA LA HUMANIDAD. Nos esperan muchas causas que claman por nuestra solidaridad, la del estigmatizado compatriota Ilich Ramírez, mal llamado el Chacal, los interminables presos políticos colombianos entre tantas otras.

Y con tu grito de guerra saludaremos al mundo proclamando tu ¡¡Libertad!!

¡¡¡AMANDO VENCIMOS!!!

virginiakingmartinez@gmail.com

 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1904 veces.



Virginia King


Visite el perfil de Virginia King para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: