Jugamos al título para ser leidos...

Llamar la atención se convierte en un juego entre seres humanos, lo hacemos por el uso de la ropa, el color de un carro, una camisa chillona, zapatos amarillos, corte de pelo con caminerías, pasearse impúdicamente en un centro comercial con una dama elegante y buena, en fin parece ser parte de la vanidad o la ostentación de lo material, o sencillamente como dicen los españoles por ganar de joder, todo ello forma parte de la idiosincrasia individual o especie de egoísmo centrista.

Ahora bien, cuando se escribe se acude regularmente a tipificar el título de manera que llame la atención y provoque su lectura, independientemente de su contenido. Cuando escribimos sobre ideología y la formación revolucionaria, verificado está, que son los títulos menos leídos, es que acaso a la gente no le interesa o lo deja para los intelectuales del caso, la verdad es que esto es así de esta manera, lo cual en cierto sentido nos preocupa, es igual cuando en una reunión del partido se plantea el tema ideológico y generalmente se coloca de último en la agenda y muy pocas veces se toca o se hace apresuradamente.

Si mi título se refiere por ejemplo al presidente que se las verá verdes si no controla el coroto, entonces lo llamativo incita a ver de que se trata, si se anuncia el suceso de un dirigente fundamental con un título así: “En atentado queda herido……..”, entonces nos bebemos el artículo o escrito, cosas veredes amigo lector, lo cierto de todo esto es que en Aporrea se hace uso indiscriminado de títulos llamativos que a la larga no expresan acontecimientos reales o son trabajos de premonición sobre lo que cree el autor pueda suceder, otro caso, es cuando utilizamos el título personalizando a algún personaje del gobierno u oposición, lo que efectivamente llama poderosamente la atención. Desconozco si en las Escuelas de Comunicación Social, esto se enseña, es decir el titulo es importante para que te lean y luego refina el comentario aproximando el texto al escrito, lo que consideramos debe ser lo contrario, si me equivoco por favor me corrigen. En verdad lo que me impulsa a estas notas reflexivas que no las quiero denominar criticas, es que, en muchos casos se está escribiendo para impactar y no para contribuir a mejorar nuestras relaciones sociales en revolución, lo que poco contribuye al aporte necesario en esta hora de definiciones y a despejar cierta apatía en la lucha diaria.

Hagamos del título la sintonía en primer lugar con el momento socio económico que estamos viviendo y luego que nuestras palabras hechas en papel se conviertan en ejemplo con la gente activando el compromiso con las luchas del pueblo.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1263 veces.



Rafael Febles

Economista. Msc. Seguridad Social. U.C.V.. Militante revolucionario. Locutor. Articulista Correo del Orinoco. Poeta y escritor de la revolución bolivariana

 rafaelfebles@yahoo.com      @rafael_febles

Visite el perfil de Rafael Febles para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Rafael Febles

Rafael Febles

Más artículos de este autor



US mp N Y ab = '0' /actualidad/a166061.htmlCd0NV CAC = Y co = US