¿Hasta cuando?

Con mucho interés y preocupación he seguido algunos escritos que se refieren al entorno del Presidente y una especie de plaga y corruptelas que están ocurriendo a su alrededor en Ministerios y otras Oficinas Públicas, reclamando la necesidad de la Contraloría Social y el desenmascaramiento de infiltrados que en algún momento enseñarán las garras de la traición. Es cierto que hay algunas situaciones que ameritan un seguimiento a partir de ciertos nombramientos que se han producido, con conocimiento de causa conozco de la preparación de una caída de la Presidenta del canal 8, por parte de un sector preferentemente compuesto por periodistas para adueñarse tambien del canal, más los medios de radio del Estado.

Hasta cuando se generaliza sobre hechos irregulares sin presentar pruebas, ni siquiera se señala cuales son los organismos que presentan estas características y más allá la presunción que cursa en estos casos tampoco se asoma por ninguna parte. En verdad creemos que si existen casos patéticos que se deben medir por los pocos resultados obtenidos en la gestión, en mi caso particular considero que esto es más importante que señalar al voleo supuestos casos de corrupción que no son señalados con pelos y pestañas.

Las consideraciones anteriores me llevan a pensar que por lo continuo y repetitivo de estos artículos, en dos cosas: Primero: Que en verdad la situación comienza a ser inquietante entre quienes día a día leemos esos escritos y no obtenemos respuestas contundentes por parte del MCI quien debe velar por la correcta información de lo que pasa en la administración pública, se preguntarán ustedes porque el MCI y entonces yo les diría, quién está llamado a hacerlo porque algo o alguien debe hacerlo.

Segundo: Los que llaman la atención por los hechos que de manera generalizada apuntan, que hacen para practicar la contraloría social si están tan bien informados, instancias e instituciones existen para hacerlo, o es que la contraloría social es una entelequia y el pueblo no sabe como hacerlo porque no le han dicho el como y la forma.

Tercero: Estos hechos denunciados de esta forma no contribuyen precisamente a desmoralizar a la gente que apoya al presidente y solo a el, nos preguntamos.
Cuarto: Hay un razonamiento que nos puede servir de térmometro para evaluar si un alto porcentaje de lo que se incluye en esta campaña hecha supuestamente por gente de este lado de la acera, es correcto. Si en verdad esto ocurre tan extendidamente en el seno de la administración pública, porque no se utiliza a la Disip que tiene facultades para ello, en una especie de juicio a la gestión bajo el seguimiento de los niveles de ostentación, nivel de calidad de vida y auditoría de cuentas bancarias ayudados por jueces que sigan la causa de la administración pública.

Queremos hacerle un llamado a los compatriotas que por una causa u otra tienen conocimiento de irregularidades que den un salto al frente y se constituyan en contraloría social requerida y que esta comience a dar resultados, el olor a Nicaragua está fresco y duele pero, el solo escribir de la manera mencionada no ayuda en nada a nuestra gente y menos a solucionar el problema y menos a motivar a quien haya que motivar para que tome cartas en el asunto, he allí donde se inserta el papel de la contraloría social bien entendida y bien aplicada.

Por último, es tarea de todos mantener el equilibrio necesario en esta hora de ataques por mampuesto, de sigilosidad del enemigo histórico, de cambio de planes de la conspiración, todos absolutamente todos debemos sentirnos prestos para combatir en esta batalla por la verdad de los hechos si son ciertos y por la racia necesaria para desenmascarar a los camaleones y advenedizos y si se hace necesario salir a la calle como el 12 de abril pero ahora no para cambatir el golpe político y económico sino para purificar esta revolución que tanto nos ha costado y seguirá costando.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2563 veces.



Rafael Febles

Economista. Msc. Seguridad Social. U.C.V.. Militante revolucionario. Locutor. Articulista Correo del Orinoco. Poeta y escritor de la revolución bolivariana

 rafaelfebles@yahoo.com      @rafael_febles

Visite el perfil de Rafael Febles para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas