Que mala copia

Como salida de una historia, no muy peculiar, la candidatura opositora sin duda no merece sino un solo calificativo, veamos. Abandono por completo el aire acondicionado de los sets o estudios mediáticos para descubrir el sudor de su piel producido por tan formidable maratón por la geografía patria con la esperanza de que esto resulte para captar otros votos, además de aquellos que siempre tienen. Esta copia por supuesto viene de aquel recorrido hecho por Chávez en los noventa, cuando salto a la palestra política y recorrió el país explicando sus intenciones políticas y proponiéndose como una opción candidatural, como ya sabemos al presidente si le dio resultado. En otro orden, hoy se da cuenta cuan valiosos son nuestros símbolos patrios. Como todos sabemos nuestra bandera ocupo durante mucho tiempo en esta revolución, las primeras planas con aquella inclusión de una octava estrella y que por supuesto el candidato opositor estuvo en contra, Chávez siempre lució nuestra bandera en su vestimenta de forma pública y sostenidamente, esto hizo que fuera un detalle imprescindible en todo acto político o publico de esta revolución y también de similares en la banda opositora, por supuesto también el presidente en ese sentido, ha recogido sus buenos frutos, al candidato opositor le ha resultado difícil conseguir ganancias de su imitación hasta ahora. Pues bien, en el contacto con la gente del propio pueblo también se luce como envidioso, jamás candidato o presidente alguno tuvo contacto tan cercano de forma física y afectiva como Hugo Chávez. El fulano candidato ahora come colesterol en sancochos con agua, empanadas con carne adentro, bollitos pelones con salsa, soapara en todas sus presentaciones y hasta se esta aprendiendo el himno nacional para también cantarlo a todo pulmón, después de llegar de la caminata, a ver si con esto impacta al elector incauto y vota por el. No nos resulte extraño lo que le oí a Ernesto Villegas, “en cualquier momento sale Capriles con una boina puesta”, además por supuesto de decir que él esta hecho todo un pueblo socialista y colocar en su twiter el apellido de candanga. Amigos cada día se hace más evidente que la estrategia aconsejada al candidato de la oposición- a lo mejor sospechamos de donde viene- es imita al Chávez del noventa y ocho a ver si resulta lo del refrán “un clavo saca otro clavo”, y sacamos a ese clavo de Miraflores. El flaquito de Érika, como candidato no es más que una copia que no pasa, una copia falsa que ofende la inteligencia nacional, degrada aun más la clase política venezolana, se pasea por la burla de sus seguidores, que también tienen derecho a una esperanza mejor, a creer en sus propias convicciones y a tener en su liderazgo una representación digna, que alberge una proposición capaz de jugar al mejor destino de este hermoso país, que comparta los logros y se alegre también por el bienestar nacional. Hay copias que sirven, que pasan, que pueden ser aceptadas. Pero en este caso, esta mala copia no llegará. Venezuela y su pueblo ya sabemos mucho. La oposición que prepare maletas para otro tiro y le recomendamos otro material, no esto, no una mala copia. Nuestro futuro merece lo mejor y sobre todo en la oposición política de la revolución.


taitofelipe@yahoo.es


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1096 veces.



Pedro Barrera


Visite el perfil de Pedro Barrera para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Pedro Barrera

Pedro Barrera

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a148715.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO