Los Domingos de Díaz Rangel

El Psuv, la autocrítica y las 3R

Si el Psuv y sus aliados alcanzaron una sólida mayoría de 98 diputados frente a 65 de la oposición, es decir, 33 de diferencia, con los cuales pueden formar quórum y ganar todas las votaciones -exceptuadas las de leyes orgánicas y designación de altos dignatarios-, tienen alta pertinencia las preguntas: ¿por qué la MUD se siente triunfante en estas votaciones, y la mayoría de los medios en el exterior, y algunos nacionales, han informado en ese mismo sentido? ¿Y por qué el Psuv y el Gobierno tienen que repetir que son los ganadores cuando se trata de un hecho objetivo, incontrovertible?

Creo que la explicación pasa por el triunfalismo que dominó la campaña roja. La insistencia de que ganarían las dos terceras partes que llevó al Presidente a afirmar que podían perder ganando, en el supuesto que triunfaran en estas votaciones, como en efecto lo hicieron, pero no lograran los dos tercios de los diputados, lo que también ocurrió.

A ellos se añade el fracaso de los exit polls contratados por entes gubernamentales y el Psuv, y de sus salas situacionales, que sobre el mediodía del domingo daban proporciones que iban de 113 a 52 hasta 120 a 45. Podemos rematar con el fracaso de todas las encuestas, tres porque daban ganador a la MUD, y otras porque mostraban al Psuv con las dos terceras partes. Ese era el panorama hasta el propio día de las elecciones.

En Últimas Noticias del martes 28 opiné: "Durante semanas no tenía dudas de la victoria del Psuv y sus aliados, pero sí respecto a alcanzar los dos tercios de la Asamblea Nacional, y así lo escribí y lo dije cuando me preguntaron, pero en los últimos días, guiado por la mayoría de las encuestas y el cierre de las campañas, creí que obtendrían mayoría calificada. No fue así. Es una victoria sólida, con 98 diputados, aunque empañada porque no obtuvo la meta fijada".

Hay varios indicadores que estarán siendo estudiados en diversos niveles del Psuv porque no creo que esta sea materia exclusiva de su Dirección Política Nacional. Los desastres regionales en Anzoátegui, Táchira, Sucre y Zulia, donde fue ostensible el aumento de la votación y de la representación parlamentaria de la oposición a costa del Psuv, así como en decenas de municipios, supongo que son materia obligada en el orden del día de las reuniones de ese partido en los respectivos equipos políticos.

Hubo un hecho de bulto, y es que la elección al Parlamento Latinoamericano, que suponemos refleja toda la votación nacional, fue bastante pareja. Lejos del 45%-55% del referendo de febrero del 2009, o del 60-40 que ha sido la proporción durante años. ¿Qué ocurrió con la votación del Psuv, que se estancó o disminuyó, mientras la oposición le ganó terreno incluso en zonas de población popular, o donde antes fue su dominio?

Las respuestas hay que encontrarlas en dos áreas: en la gestión de Gobierno y en el partido.

Las tres R. Creo que llegó el momento verdadero para el examen autocrítico. Ni uno ni otro tienen nada que inventar. Oportunamente el presidente Chávez propuso las tres R, de revisión, rectificación y reimpulso. El 22 de febrero de 2009, cuando aquí analicé "los tres millones del voto NO", depositados por los sectores populares agrupados en los niveles D y E, escribí que "poco o nada se hizo desde hace un año, cuando a raíz de la derrota del 2D (reforma constitucional, Chávez) anunció ese plan… Nunca se supo nada de algún ministerio que se hubiese revisado, ni de la rectificación de una empresa estatal, en la FAN o en las gobernaciones. Quiero confiar en que próximamente tendremos los primeros informes de la revisión y de la rectificación". ¿Supieron ustedes en los 18 meses transcurridos que ese proceso autocrítico se cumpliera en una gobernación, ministerio, alcaldía o consejo comunal? ¿Cuántos votos se perdieron por la mala gestión?

Veamos la situación de un extraño partido que es a la vez de masas y de cuadros, que masivamente dejó de votar (tres millones) en el referendo constitucional de 2008, primera derrota del chavismo, y ahora no lo hicieron dos millones, en el supuesto negado que los 5.300.000 que votaron rojo sean todos del Psuv. ¿Ustedes pueden creer que esa militancia es socialista, bolivariana, antiimperialista, anticapitalista, internacionalista, humanista, ambientalista y feminista, como exige el artículo 6 de sus estatutos? ¿Creen que su conducta está guiada por la ética y moral socialista, la disciplina consciente, la conciencia del deber social, etc? Uno tiene que expresar dudas porque le dicen que ni siquiera la patrulla, su organización de bases, discute semanalmente las Líneas de Chávez para orientarse en la acción diaria.

El plan de las 3 R es de obligante aplicación desde la presidencia del partido hasta sus bases, no sólo como efecto de los resultados del pasado domingo, sino para estar imbricado en el tejido de la sociedad venezolana y poder afrontar las duras batallas que le esperan.

_____________________________

Parece que no habrá sorpresas en las elecciones de hoy en Brasil; Dilma Rousseff luce ganadora, pero debe despejarse una interrogante ¿la votación de Marina Silva, que creció a 14%, puede determinar una segunda vuelta?

Alejandro Ordóñez, el Procurador que inhabilitó políticamente a Piedad Córdoba por 18 años como una forma de criminalizar la lucha por la paz en Colombia, es el mismo que abrió una investigación al Presidente del Congreso por venir a Caracas, luego de la entrevista Santos-Chávez. Se dice en el vecino país que es un hombre fiel a los mandatos de Uribe.

A Fedecámaras se le ocurre buscar con la minoría parlamentaria la reforma de leyes como las de tierras; pudo aprovechar la circunstancia de la nueva Asamblea para formular su propuesta. Por supuesto, pueden imaginarse los resultados, 65 a 98.

¿Supieron lo del voleibol en el Mundial? Tres derrotas, no ganó ni un set. Por supuesto, no jugó ninguno de los 50 partidos que programó el entrenador Gilberto Herrera. ¿Quién será el responsable?

Los reparos del PPT a la falta de equilibrio en la Ley de Procesos Electorales obvian lo que ocurrió en Amazonas, donde con 23.696 votos sacó sus dos diputados, mientras el Psuv sacó uno con 22.879 votos.

María Corina Machado y Enrique Mendoza obtuvieron las más altas votaciones por circuito: 235.259 y 234.372, respectivamente; los diputados menos votados fueron Julio Ygarza (23.453) en Amazonas y Johnny Salgueiro (30.473), Apure.

Por su votación, AD es el tercer partido de oposición, pero como negociador es el primero, pues pudo encabezar 18 listas, obtener 15 diputados y quedó convertido en la primera mayoría de la bancada opositora.

Victoria Mata fue electa en Bolívar con 238.710 votos del Psuv (46,64% ), mientras La Causa R eligió el suyo con el 10,71%; en el Distrito Capital PJ ganó dos diputaciones con 167.470 votos suyos (16,11%), mientras Cilia Flores ganó por lista con 453.010, el 44,67%.

El chavismo perdió uno de los tres diputados indígenas; ganó en Oriente con José Luis González (862.689 votos) y en el Sur con Argelio Pérez (119,270), pero perdió en Occidente con Nohelí Pocaterra, quien sacó 1.007.513 votos, Arcadio Montiel la aventajó: 1.063.904.

 


Esta nota ha sido leída aproximadamente 4228 veces.



Eleazar Díaz Rangel

Periodista egresado de la UCV. Ganador del Premio Nacional de Periodismo y menciones en diversas especialidades. Es Director del diario Últimas Noticias desde el año 2001. Profesor titular jubilado de la universidad central de Venezuela, cuya escuela de comunicación social dirigió (1983-86). Presidente de VTV 1994-1996. Presidente de la asociación venezolana de periodistas.

 edrangel@grupo-un.com

Visite el perfil de Eleazar Díaz Rangel para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Eleazar Díaz Rangel

Eleazar Díaz Rangel

Más artículos de este autor


Notas relacionadas


US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a109389.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO