Reclaman salario, bono de 150 $, seguro de salud, contrato, jubilaciones, no criminalización de la lucha, producción, democracia sindical...

(VIDEO) Se cumplió exitosamente jornada petrolera de protesta del martes 21 en todo el país

Una de las asambleas de trabajadores petroleros, en uno de los tantos puntos de concentración. La presencia de jubilados se hizo notar significativamente, clamando éstos por la recuperación de lo acumulado en décadas de dedicación a la industria, porque hoy se encuentran arrinconados en la miseria.

Una de las asambleas de trabajadores petroleros, en uno de los tantos puntos de concentración. La presencia de jubilados se hizo notar significativamente, clamando éstos por la recuperación de lo acumulado en décadas de dedicación a la industria, porque hoy se encuentran arrinconados en la miseria.

Credito: ASINSUOPET

Como lo habían anunciado, ayer martes 21 de julio 2020, se produjo una movilización nacional de trabajadores petroleros por mejores condiciones laborales y por la generalización de un bono de 150$ que sólo le fue otorgado a un pequeño sector laboral de PDVSA. Desde las 8 AM se fue desarrollando en distintas regiones y centros de trabajo de la industria petrolera nacional y sus dependencias.

Tal como estaba previsto en la convocatoria los trabajadores se manifestaron e hicieron asambleas en lugares de concentración relacionados con las distintas sedes de PDVSA a lo largo del país, incluyendo a Maturín y Temblador en el estado Monagas; Cumaná y centros petroleros del estado Sucre; Puerto La Cruz, El Tigre, Anaco y Cantaura en el estado Anzoátegui; muelles de Maracaibo, Cabimas en la costa oriental del lago y Ciudad Ojeda en el estado Zulia; y refinerías del estado Falcón.

En algunos lugares y dependencias los trabajadores salieron a protestar a pesar de que, según dijeron, habían sido amenazados de represalias y de actuación de los cuerpos de seguridad del Estado. Éstos se hicieron notar en algunas ubicaciones, pero sin incidentes significativos que reportar. Los trabajadores, en sus concentraciones, cumplieron con sus medidas preventivas y protocolos de salud prescritos para resguardarse del Covid-19, como el uso de los tapabocas.

En la convocatoria y en el despliegue de la jornada de lucha se pudo apreciar la participación de la Asociación Sindical Nacional de Supervisores y Operadores Petroleros (ASINSUOPET), compuesta por profesionales, técnicos y obreros operadores de la industria; la dirigencia sindical vinculada a la Corriente Clasista Unitaria Revolucionaria y Autónoma (C-CURA) que tiene presencia en la directiva de la FUTPV con José Bodas, la Corriente o Movimiento 21 de Enero del Zulia y sobre todo sectores de base altamente molestos con las cúpulas sindicales ligadas al gobierno y a la alta gerencia de la empresa PDVSA. Otras organizaciones de la lista de promotores de la jornada fueron: Movimientos de Trabajadores Parlamento Obrero, Movimiento (21 de Enero), Frente de Trabajadores Petroleros, Ajip Asociación Jubilados, S.O.E.P.C. Carabobo, Sindicato Edo Falcón (Sutpgef), Sindicato (Suptipez), Sindicato  (Sibotippicol). Sindicatos regionales afiliados a fetraelec también apoyaron en algunos estados la acción.

Algunos dirigentes del PPT en el sector petrolero respaldaron la protesta. Igualmente, corrientes de izquierda crítica como el PSL, LTS, Marea Socialista y agrupamientos sindicales de  otras áreas de trabajo, no petroleras, manifestaron apoyo solidario a los reclamos y a la movilización de las y los trabajadores de PDVSA y sus jubilados.

 

Una de las asambleas realizadas en el sur de Anzoátegui, entre El Tigre y San Tomé
Credito: ASINSUOPET

 

Las protestas previas de trabajadoras y trabajadores de PDVSA por el mejoramiento de las condiciones laborales y el respeto a sus derechos, produjo recientemente en PDV-Marina una victoria parcial, al lograr un incentivo de $ 150 como compensación ante la dramática precarización salarial en que se encuentra la clase trabajadora de toda Venezuela con salarios que arrancan de un salario mínimo inferior en estos momentos a los 2 dólares mensuales y que no llega a cubrir el 1 % del costo de la canasta básica, y ni siquiera de la canasta alimentaria (referencia para el salario mínimo según el Art 91 de la Constitución). Los trabajadores y trabajadoras de PDVSA salieron a exigir que ese aporte otorgado en PDV Marina se extienda a todos los trabajadores del sector petrolero y la misma expectativa tienen el conjunto de los trabajadores venezolanos a escala nacional, como un paso hacia la recuperación de sus deprimidos ingresos que ya son calificados como "salario cero".

En los comunicados de convocatoria y en cada una de las concentraciones y asambleas de trabajadores y trabajadoras de la industria petrolera venezolana, en los mensajes y videos difundidos por las redes sociales fueron expuestas las causas que les obligan a protestar frente a las políticas laborales y económicas del gobierno y de la estatal PDVSA que para los trabajadores han significado una degradación tal de sus condiciones de trabajo, insignificancia de sus ingresos salariales y pérdida de beneficios, que no dudan en señalar todo ello como condiciones de miseria y hambre e incluso ven allí el desencadenante de situaciones de enfermedad y muerte de trabajadores, agravadas por la pandemia de Covid-19.

No faltó en las protestas de la jornada de movilización de ayer la denuncia de la criminalización de las legítimas protestas de la clase trabajadora petrolera, como del resto de la clase trabajadora nacional, así como el reclamo de libertad plena para trabajadores detenidos, que permanecen encarcelados de manera arbitraria o con falsas acusaciones y otros que se encuentran sujetos a medidas restrictivas de su libertad en régimen de presentación. Dos nombres se han mencionado principalmente: los casos de Marcos Sabariego y de Bartolo Guerra, que permanecen en prisión, según las informaciones aportadas por el activismo laboral.

 

La situación de los jubilados petroleros hoy es penosa y dramática. 
Credito: ASINSUOPET

 

Junto a los trabajadores activos, ha sido muy destacada la presencia y participación de trabajadores jubilados, como se puede ver en las fotografías y videos de las movilizaciones, pues dicen haber sido despojados de los fondos de pensiones y jubilaciones de PDVSA y expuestos a tener que malvivir con los reducidísimos salarios que cobra la gente de la Tercera Edad en el país. Los trabajadores señalan claramente que esos recursos han sido "robados".

Otro elemento que sale a relucir en la protesta es la denuncia hacia la alta dirigencia sindical de la Federación Unitaria de Trabajadores Petroleros de Venezuela (FUTPV), presidida por Wills Rangel, del PSUV, y miembros de la comisión presidencial designada para el manejo de los asuntos de PDVSA. Les acusan de no ocuparse de de los verdaderos asuntos de los trabajadores petroleros, de ser "cómplices" de la situación, de estar comprometidos en supuestos asuntos relacionados con corrupción y de tener 7 años sin renovación democrática, en mora electoral. La mayoría de las participaciones que se observaron en las asambleas y concentraciones de ayer fueron de sindicalistas y trabajadores de base.

Una de las propuestas de lucha que se hizo sentir en este día de movilización de la masa laboral petrolera fue que si no reciben respuesta positiva a sus reclamos, especialmente a la demanda de otorgamiento del bono reclamado, en lo inmediato, podrían tomar la decisión de renunciar masivamente, por cuanto desde el punto de vista de las condiciones de vida de las y los trabajadores, ya casi no hay diferencia entre trabajar y no trabajar, por cuanto el salario y los beneficios legales y contractuales han sido aniquilados en la práctica, y para algunos la situación es equivalente a la de un despido. De ser así esto podría comprometer lo poco que queda en pie de la producción petrolera y actividades conexas que todavía quedan en pie en la desvastada nación.

En resumen, los reclamos en los que insistieron los trabajadores petroleros en la jornada pasada fueron, tal como lo anunciaron:

-Reactivación inmediata del servicio integral de salud de Pdvsa, (Sicoprosa)

-Devolución y el pago inmediato de los intereses del fondo de pensiones de los jubilados.

-Reconocimiento sin discriminación de una TEA cuyo valor sea de150$.

-Implementación inmediata de salarios dignos, que en divisas se correspondan con los mismos montos del salario promedio internacional petrolero y cumplimiento con el Art 91 CRBV en materia salarial (Salario Mínimo referenciado al costo de la Canasta Básica).

-Exigir la libertad plena e inmediata para Bartolo Guerra y demás trabajadores detenidos injustamente. No más judicialización de las protestas.

-Que se hagan las inversiones necesarias para la reactivación de la industria petrolera y el gas.

En horas de la noche, muchos de los participantes de esta jornada, junto con otros sectores sindicales del país, estuvieron tuiteando con la exigencia de un "salario digno", colocando su etiqueta entre las tendencias nacionales. 

Ahora, la clase trabajadora petrolera esperará las reacciones de las autoridades encargadas de la administración de PDVSA y del gobierno nacional, para determinar sus próximos pasos.

En el siguiente material audiovisual se puede observar una secuencia de videos recopilados por aporrea tvi entre los divulgados por organizaciones y trabajadores del sector petrolero en las redes sociales, con vistas de concentraciones y asambleas en distintos puntos de movilización durante la jornada del martes 21 JUN 2020.

 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 9674 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Notas relacionadas