80 años de la Gran Huelga Petrolera de 1936

Declaración política

La clase obrera petrolera del estado Zulia, en ocasión de la coyuntura política, económica y social que hoy vive la República, y en la oportunidad de conmemorarse el próximo 14 de diciembre el inicio del hecho más importante para los trabajadores petroleros de Venezuela como lo es la Gran Huelga Petrolera de 1936, cuyos 80 años se cumplen en los próximos días:

Declaramos:

Al pueblo de toda Venezuela, América Latina y el mundo que;

1°. Identificados de manera plena, total y absoluta con el Proceso Bolivariano iniciado bajo el liderazgo del Comandante Presidente Hugo Chávez Frías y hoy liderado por el Presidente Obrero Constitucional de la República Bolivariana de Venezuela Nicolás Maduro Moros;

2°. Consustanciados con los postulados y principios formulados en el preámbulo de la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela (…), invocando la protección de Dios, el ejemplo histórico de nuestro Libertador Simón Bolívar y el heroísmo y sacrificio de nuestros antepasados aborígenes y de los precursores y forjadores de una patria libre y soberana (…) para establecer una sociedad democrática, participativa, protagónica, multiétnica y pluricultural en un Estado de justicia, federal y descentralizado, que consolide los valores de la libertad, la independencia, la paz, la solidaridad, el bien común, la integridad territorial, la convivencia y el imperio de la ley para esta y las futuras generaciones; asegure el derecho a la vida, al trabajo, a la cultura, a la educación, a la justicia social y a la igualdad sin discriminación ni subordinación alguna; promueva la cooperación pacífica entre las naciones e impulse y consolide la integración latinoamericana;

3°. Respaldamos en forma solidaria y militante los principios considerados en la Ley Plan de la Patria 2013 – 2019, en conformidad con los fines y propósitos en el mismo contenidos como Programa Indicativo a cumplir por el Estado venezolano;

4°. Tal como está consagrado en el artículo 3° de nuestra Carta Magna, el Estado tiene como fines esenciales la defensa y el desarrollo de la persona y el respeto a su dignidad, el ejercicio democrático de la voluntad popular, la construcción de una sociedad justa y amante de la paz, la promoción de la prosperidad y bienestar del pueblo y la garantía del cumplimiento de los principios, derechos y deberes reconocidos y consagrados en esta Constitución, para el logro de cuyos fines la educación y el trabajo son los procesos fundamentales;

5°. De conformidad con el artículo 6° de la Constitución, el gobierno de la República Bolivariana de Venezuela y de las entidades políticas que la componen es y será siempre democrático, participativo, electivo, descentralizado, alternativo, responsable, pluralista y de mandatos revocables;

6°. Igualmente, y de acuerdo al artículo 12° de nuestra Carta Magna, "Los yacimientos mineros y de hidrocarburos, cualquiera que sea su naturaleza, existentes en el territorio nacional, bajo el lecho del mar territorial, en la zona económica exclusiva y en la plataforma continental, pertenecen a la República, son bienes del dominio público y, por tanto, inalienables e imprescriptibles".

7°. La clase obrera venezolana y en particular los obreros petroleros constituimos el factor estratégico fundamental para la defensa, preservación y consolidación de la democracia venezolana y garantía para avanzar en la construcción del socialismo bolivariano del siglo XXI;

8°. Fundamentados en ese postulado inequívoco, la clase petrolera venezolana reclama de manera enfática su puesto de vanguardia en defensa de los más altos y sagrados principios y valores de la democracia participativa venezolana, por lo que;

9°. Exigimos a las máximas autoridades de la República, electas democráticamente mediante sufragio universal, el respeto a nuestro derecho de participar de manera protagónica en las discusiones que, al más alto nivel, se realicen para la toma de decisiones de políticas públicas que tengan que ver con la Política Petrolera del Estado Venezolano, en lo cual somos parte vital en esta hora crucial por la que atraviesa la República, en cumplimiento de nuestro genuino rol de potentia, como lo consagra nuestra Constitución en su "Artículo 5°. La soberanía reside intransferiblemente en el pueblo, quien la ejerce directamente en la forma prevista en esta Constitución y en la ley, e indirectamente, mediante el sufragio, por los órganos que ejercen el Poder Público",

10°. En razón de las circunstancias políticas, económicas y sociales por las que atraviesa la República, es conveniente la aplicación de las Tres R: revisión, rectificación y reimpulso, en el caso muy específico de las Metas Macroeconómicas formuladas en la Ley Plan de la Patria, y particularmente en lo atinente a producción de crudo, donde se plantea 6 millones de barriles diarios para 2019, y 10.494 millones de pies cúbicos de gas también para el año 2019, metas éstas que no se ajustan a las circunstancias visibles que vive nuestra industria;

11°. En virtud de la caída de los precios de la cesta petrolera venezolana, lo cual afecta sensiblemente los ingresos de la República y por tanto los presupuestos y planes previstos para alcanzar las metas y objetivos propuestos en la Ley Plan de la Patria en la Sección Objetivos Estratégicos y Generales, al igual que el gran Objetivo Nacional y sus Objetivos Estratégicos y Generales;

12°. Proponemos la realización de un Gran Congreso Petrolero Nacional, donde se discuta una Agenda preparada previamente por Mesas de Trabajo de los Trabajadores Activos y Jubilados de la Industria Petrolera Venezolana, cuyo fin es reordenar y reorientar los grandes objetivos trazados en la Ley Plan de la Patria, señalados en el III Gran Objetivo Histórico de convertir a Venezuela en un país potencia en lo social, lo económico y lo político dentro de la gran potencia naciente de América Latina;

13°. Se crea la Escuela de Educación, Formación y Capacitación Obrera en el marco de la celebración de los 80 años de la Gran Huelga Petrolera de diciembre de 1936, para garantizar el apoyo eficiente, el desarrollo y concreción de esos planes porque es necesario contar con una masa trabajadora preparada técnica, política e ideológicamente, consustanciada e identificada con los fines, propósitos, principios y fundamentos del socialismo bolivariano del siglo XXI;

14°. La Escuela de Formación y Capacitación Obrera llevará el nombre de "Manuel Taborda", homenaje póstumo a quien significa el gran símbolo del luchador revolucionario, obrero y dirigente sindical, y la más digna, genuina y legítima expresión del trabajador petrolero venezolano.

Formulado, aprobado, sancionado, firmado y difundido en la Zona Petrolera del Estado Zulia, a los 14 días de diciembre de dos mil dieciséis (2016).

¡Los trabajadores petroleros del estado Zulia ¡



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1488 veces.



César Eulogio Prieto Oberto

Profesor. Economista. Miembro de Número de la Academia de Ciencias Económicas del Estado Zulia. Candidato a Dr. en Ciencia Política.

 cepo39@gmail.com

Visite el perfil de César Eulogio Prieto Oberto para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /trabajadores/a237604.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO