¡Un firmazo por el Esequibo ya!


La provocadora actitud de la cancillería guyanesa, frente al ejercicio de soberanía que en virtud de la historia y del derecho internacional, asiste a Venezuela sobre la región del Esequibo, significa que los alcances del Decreto Obama, continúan ahora más peligrosos que nunca para nuestra integridad territorial y para nuestra independencia. En consecuencia y convirtiendo en conciencia nacional el objetivo estratégico nº 1 del Plan Patria 013-2019(la independencia nacional), todo el pueblo de este país, debe darle una respuesta clara y sin ambigüedades al imperialismo capitalista que vienen por la apropiación de nuestros recursos naturales. Detrás del Comunicado guyanés están el Departamento de Estado, las transnacionales petroleras y los intereses estratégicos de la Gran Bretaña. El viejo colonialismo redivivo que nos arrebató el Esequibo vuelve a aparecer por el extremo sur de esta nación.

Frente el cerco geopolítico que imperio quiere someter a Venezuela, se hace indispensable que todo el pueblo defienda la idea de que el Esequibo es nuestro y que estamos decididos a defenderlo con nuestra sangre, si el caso lo reclama. Por consiguiente, el Presidente debe dictar un DECRETO a la brevedad posible, donde quede meridianamente reflejada la soberanía nacional sobre esa zona en disputa. Tal decreto tendría los siguientes objetivos políticos:

1.-Profundizar el rechazo nacional al Decreto Obama que ha sido sacado de la agenda nacional sin mayores explicaciones.

2.-Ensamblar internamente a una nación que está desagarrada por el nivel que ha alcanzado la lucha de clases en los últimos meses.

3.-Demostrarle al pueblo que el bachaqueo, la inflación galopante, el desabastecimiento, dólar today, la inseguridad, y el comunicado guyanés son una misma tripa imperial, cuyo propósito es acabar con la soberanía nacional y con la revolución bolivariana.

4.-Desenmascarar al cipayaje oposicionista interno.

5.-Alertar a nuestro pueblo para que conozca la intención del imperio de incorpora nuestros recursos naturales a su doctrina de seguridad nacional.

6.-Asumir la actitud de aferrarnos al derecho internacional como primera defensa de nuestra soberanìa.

7.-Demostrarle al pueblo que el gobierno bolivariano es garantía de independencia y soberanía territorial.

8.-Apuntalar la unión cívico-militar frente a un enemigo externo poderoso. Aquí no se trata de la débil Guyana, sino del imperialismo voraz.

9.-Asunuir que la defensa del territorio en Venezuela significa la defensa de nuestro recurso natural más preciado: el petróleo

-El Esequibo es nuestro

-La soberanía no se negocia: se ejerce

-Chávez es independencia, soberanìa y socialismo
 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1256 veces.



Humberto Trompiz Vallés

Historiador y profesor universitario jubilado, especializado en historia petrolera de Venezuela.

 htrompizvalles@gmail.com      @trompizpetroleo

Visite el perfil de Humberto Trompiz Vallés para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: