El Bolívar, enfrentar a la oligarquía imperial

Asia, busca irrumpir con fuerza en el próximo futuro, (decenio), después que China y la India abracen a Latinoamérica. El factor clave es la identificación de la pobreza y producción de alimentos, Estados Unidos busca una filtración de sus riquezas a través de productos transgénicos y bajo la benevolencia de algunos grupos económicos del Oriente. Estaría prestándose para infiltrar algunas capas sociales y de una manera deliberada tratar de cambiar la mentalidad de los latinos. Es un proceso de transición hacia una diversificación multilateral de las campañas de gran inversión en nuestro Continente. A las empresas multinacionales no les interesa definir el campo nutricional de nuestros niños, hombres del futuro. Solo les interesa hacer de sus rentas, un media real en la reacción de un desarrollo continuado.

Aquí, se esta viendo de todo.  Los economistas e inversores buscan información sobre los ecosistemas para sincronizar un programa de cooptación de riquezas naturales como financieras. Aunque, causa preocupación el cambio climático en el Sur, donde los antropólogos visualizan desde las cosechas de arroz hasta la siembra de maíz. Desde los ritos, cantos y organización de las comunidades más pequeñas hasta los ritos funerarios en las áreas urbanas. Es primordial para hacer grandes negocios urbanos y no con las redes de supermercados, incluyendo la carne y el pollo que poco se ven en los centros comerciales, donde asiste la gente más humilde. Los empresarios, vienen produciendo más, pero, prefieren desviar los alimentos básicos hacia el sector informal, aunque, es el Estado Venezolano, quién les otorga los dólares

La derecha empresarial, desea un caos sin pauta. Porque, existe en el seno de cada sistema de riquezas, uno o varios componentes- subsistemas- que están continuamente adaptando entre sí sus velocidades de comercialización. Para esto, existen psicólogos y biólogos trabajando arduamente para estimular nuestras neuronas y motivarnos a un proceso colectivo de adormecimiento. Por ejemplo, desde cuando compramos los mismos productos. Es una estimulación sincrónica de adaptación, luego vendría la introducción de alimentos cancerígenos, edulcorantes y transgénicos a gran escala para el consumo humano.

El capitalismo se juega su gran final. Le ocurre una gran depresión como sistema y todo lo produce o reconstruye en sus colonias asiáticas. No en China o Japón. Su capacidad regenerativa lo palpamos en Latinoamérica, proyecta colocar en Perú y Colombia sus mejores portaaviones nucleares. Los británicos abrazarían Las Malvinas con sus acorazados y destructores barre minas.

Ahora, los gerentes de supermercados no colocan los productos en anaqueles, el consumidor se los lleva todos, así, no los necesite. Le han creado una concepción individualista y egoísta hacía sus hermanos de clase. Los consumidores actúan como sus propios agentes de bolsa y se comprometen con las tarjetas de crédito. Estamos ante una economía de urgencia provocada por grupos identificables de la banca y el paramilitarismo internacional.

La principal idea es llevar a nuestras industrias hacia una implosión, porque a pesar del tiempo que llevamos como sindicalizados en Venezuela, no estamos organizados como trabajadores. Los líderes tienden hacia el conflicto y algunos ministros jamás han tenido creatividad, dependen de la mano presidencial.

Dólar Today es más complejo aún, rige sus propias siglas para confundir las políticas regionales de los países bolivarianos y es capaz de colocar colocaciones en dólares, bajo la anuencia de entes gubernamentales por sus debilidades ante un grupo de leyes que ya lucen distorsionadas. Hasta el marketing y calendarios de trabajo son influenciados por éste portal, dirigidos por personas ansiosas de riquezas corporativas.

La burguesía urbana, tuvo su mayor conflicto en el mediterráneo del siglo XIII. Hoy, es aún más intenso por el orden políticoeconómico y los hombres de negocios deben enfrentarse a un enemigo común, el religioso. Al frente, Libia con su mercado, rutas. Allí existen hombres que desean monopolizar estas aguas hasta el gran estrecho de Ormuz. Como en el área atlántica, la burguesía asumió la responsabilidad de la actividad económica y el control marítimo.

Hay intereses para desarticular el Imperio Estadounidense y el Romano- Religioso. Existe preocupación por la poca productividad mundial y la circulación de bienes. Ha comenzado a desarticularse los estímulos para la producción por los mercados consumidores y desavenencias en el control del mundo planetario bursátil y las concepciones tradicionales existentes.

El pueblo, según la cédula de identidad, asiste cada día al mercado, esta condenado a una suerte de dependencia económica y de marginalidad social y política. Las tensiones crecen y por momentos comienzan enfrentamientos entre sí. Nuestros alcaldes- Psuv- no contribuyen a romper éste cerco de la burguesía y ya hay rivalidades entre pueblerinos cercanos. Es el deseo de la oligarquía que tiene su objetivo, desprestigiar al gobierno bolivariano.

Es el momento para formalizar una Constituyente y reformar aspectos de nuestra legislación. Estamos alejados de una actuación carismática del Estado. Se debe renovar la relación de las tendencias políticas para fundamentar la historia de cada comunidad a través de Los Consejos Comunal y La Comuna. Ella es la extensión del Estado con los vecinos y la historia de los pueblos. Algunos gobernadores quieren obviar este paso por su condición de militares y el país se encuentra militarizado a nombre de una supuesta democracia y un nombre, revolución. Una dualidad de conceptos que jamás se han complementado con la realidad y estamos egresando a los Estadios Románicos del Imperio Bizantino y Románico, un asunto que debe ser repudiado por los hombres y mujeres progresistas.

El imperio de Carlosmagno significo un triunfo de la interpretación cristiana de la sociedad y el poder político Claro, por sus contenidos doctrinarios, tenía una idea de la identidad de lo temporal y sobrenatural, de la realidad e irrealidad, tenía orden en el nivel ecuménico espiritual y la autoridad terrenal inmediata. Actualmente se quiere desconocer el significado de nuestra moneda y promover un Estado extranjero en el orden interno del país que, se traduce en traición a la patria y todos sus protagonistas deben ser encarcelados, según lo prevée la Constitución Bolivariana de Venezuela.

Cada Estado, tiene su doctrina estrictamente histórica y fuente política de acción en un eje ideológico. Asia en el futuro jugara un papel  importante en Latinoamérica al lado de China, pero, los productos traídos deben ser de buena calidad y esplendidez ante el mercado consumidor regional. Dos imperios tienen que enfrentarse por las circunstancias actuales como lo fue el Bizantino con el Papado. Ahora, el estadounidense con el mismo papado, dueño de las tierras europeas y no le interesa que inmigrantes del África aborden sus botes mirando al Mediterráneo y las costas europeas. Italia, no los quiere cerca de sus cordilleras.

Nos quieren lanzar hacia una economía monetaria, aplican el alza de precios y la inflación como excusas para crear un corredor en el Estado Creador de Obama para presionar que un sector poblacional solo se alimente de un poco en la producción de alimentos y sin dinero alguno, se agolpen en las puertas de los mercados exigiendo productos regulados, que los mercaderes tienen suficientes en  lugares abiertos, dando como respuesta la dolarización a futuro de nuestra moneda, el Bolívar.

Es una economía invisible frente a una economía negra de mercado, la oligarquía quiere construir un mapa económico, donde los venezolanos, (as) seamos esclavos de su espíritu corrupto y nos ofrecen hasta almuerzos gratuitos, con tal de sumergirnos en su mundo consumista para hacernos victimas de su agreste actitud ante la patria de Bolívar.

La riqueza revolucionaria no acepta ganancias deshonestas. Es un tema sistémico de confrontación, Estados Unidos no puede controlar por mucho tiempo los veloces cambios económicos que se avecinan, es el tiempo de estrategias y se abre un nuevo portón a la flexibilización de la economía con la relación Cuba- Estados Unidos- Teherán. Algunos se quedaran colgados por las coincidencias  de fuerzas que miraran hacia Asia, que ya no será una etiqueta en la industria manufacturera.

Los militares venezolanos, deben ir a sus fuentes originales, los cuarteles. Necesitamos hombres de negocios que administren la gerencia alimentaria del país y extiendan sus tentáculos hacia la cartera agrícola para generar una ruptura social de encadenamiento con Dólar Today.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1155 veces.



Emiro Vera Suárez


Visite el perfil de Emiro Vera Suárez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Emiro Vera Suárez

Emiro Vera Suárez

Más artículos de este autor



US mp N Y ab = '0' /tiburon/a207157.htmlCd0NV CAC = Y co = US