La base por bola

El Presidente Hugo Chávez nos prometió elecciones directas por la base, con lo cual los militantes del PSUV anotaríamos un jonrón político. Lamentablemente, sin embargo, debemos conformarnos con una base por bola.

Ignoro quién, cómo o con qué propósito fue diseñada la fórmula electoral que me permite, como militante de base del PSUV, escoger tres nominados que competirán con todos los demás candidateados por el resto de los militantes, comisionados y vocero de mi batallón, para, al final, entre todos, postular tres aspirantes para la dirección regional.
La selección de esas tres personas tendrá el mismo peso ya bien sean 200 militantes los que las escogieron o una pequeña porción de los inscritos en el batallón los que se presenten a votar. De hecho, la afluencia de votantes será un indicio de la confianza que les merece este el procedimiento.

Del batallón hacia arriba los filtros se multiplican, restándole representatividad a los seleccionados. Bien se sabe que el que parte y reparte se lleva la mejor parte, por lo que no es descartable que algunos de los más votados queden excluidos en los conciliábulos estadales. Al final, será una lista de 60 nominados los que salgan para la última designación que se realizará a dedo limpio, en la cúpula del PSUV. ¿Es esto lo que se considera un modelo de elección directa?.

Ante tal panorama me queda el consuelo de saber que el vicepresidente partidista encargado de la región oriental, el Dr. Rafael Ramírez, es un camarada cuya integridad personal y carácter ecuánime lo hacen ajeno a roscas y componendas. Ello nos brinda un grado importante de confiabilidad a los electores neoespartanos.
Así pues, el jonrón ofrecido por el Comandante Chávez se convierte en una carrera anotada a punta de bases por bola, sin permitir que la militancia batee directamente un imparable con las bases llenas.

Para muchos que, como yo, observan este proceso con cierta cautela, la pulcritud de la elección para los directorios regionales dará la pauta para la selección de los candidatos a gobernadores, alcaldes y diputados.

Lo malo sería que saliéramos de Guatemala para entrar en guate-peor.

augusther@cantv.net


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2163 veces.



Augusto Hernández


Visite el perfil de Augusto Hernández para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Augusto Hernández

Augusto Hernández

Más artículos de este autor