Cabimas retrocedió al pasado con gobierno de Nabil Malouf

Muy rápido se les rompió la magia y afloró el arrepentimiento de quienes lo eligieron y también de quienes desde el bando contrario cometieron el error político de estimular la división y desmovilización popular, ahí están las consecuencias que sirven de ejemplo de lo que no debió ocurrir.

Primero tenemos que tener bien claro la condición mercenaria y traidora de la ultraderecha contra nuestro país, ellos promovieron las sanciones, el bloqueo y clamaban por la invasión extranjera de nuestro territorio, también fueron promotores de la campaña contra la venezolanidad que generó la xenofobia contra nuestros hermanos en el exterior y el robo de nuestros activos y reservas internacionales.

La guerra económica un instrumento usado por el imperio para sacarle provecho al capital político que generaba culpar al gobierno y la dolarización, la gota que derramó el vaso porque le dio un golpe lapidario a nuestra cotidianidad, afectando la satisfacción de las necesidades existenciales de nuestro pueblo.

Pidieron, clamaron y celebraron cada acción de gobiernos extranjeros contra nuestro país sin pensar que en algún momento se convertirían en "víctimas de su propio error".

Se presentaron como candidatos a las elecciones del pasado 21 de noviembre como mansos corderitos sin pensar que ahora les tocaría gobernar con una estructura de gobierno y un presupuesto diezmado por los años de hostilidades foráneas contra nuestra economía.

Nunca nadie explico y la actual Ley Orgánica de Procesos Electorales es permisiva en varios aspectos: fueron postulados y ganaron las elecciones candidatos que deberían estar inhabilitados, involucrados en crímenes de lesa humanidad por los que deberían ser detenidos, procesados y condenados, además del mega robo de nuestras fuentes de ingresos como la CITGO y Monómeros, el otro detalle es que está Ley anulo el financiamiento del Estado del hecho político generando caldo de cultivo para que las mafias puedan financiar partidos y candidatos.

Pero así llegaron al gobierno y cada vez que público algún comentario en las redes sociales, inmediatamente salen los defensores a ultranza a defender lo indecible culpando al pasado inmediato porque no se atreven a ir más allá del pasado reciente y mucho menos a reconocer el dañó que ellos mismos le provocaron a la estructura de gobierno, servicios públicos y presupuesto.

Del bando contrario queda el sabor amargo de haber perdido un espacio de gobierno importante que permitía la articulación con todos los niveles de gobierno y al mismo tiempo facilitaba la operatividad del mismo para contribuir en la satisfacción de las demandas del pueblo.

Actualmente estamos en un proceso de adecuación a la nueva realidad y al mismo tiempo de revisión y organización.

Pero volviendo al tema que nos ocupa y nuestra afirmación de que con el resultado electoral del 21 de noviembre de 2021 volvimos al pasado, basta con mirar que el nuevo alcalde solo tiene el mérito de haber reparado unos camiones recolectores de desechos sólidos que nadie ve en los barrios cumpliendo con las rutas pero si los ven como trofeo en todas las actividades donde participan el gobernador y alcalde, ¿Será que los repararon solamente para exhibición? Ya lo sé, la respuesta de las lumbreras es que no hay gasoil pero hasta donde tengo entendido, el Comandante del Destacamento 113 de la GNB les garantiza el suministro preferencial de gasoil pero "presumo" que una mano pelua está revendiendo el combustible.

Otro de los méritos más sonados recientemente es el cambio de nombres a plazas, mercados y parroquias, algo así como para dar la sensación de que hicieron algo nuevo pero no, lo que hicieron fue retomar los nombres anteriores como si con esto le estuvieran resolviendo los problemas existenciales de nuestro pueblo.

Lo demás ya sabemos que es mentira y una tras otra, al comienzo de la gestión se convirtieron en una especie de influencer en las redes sociales para "marear" con la idea de que estaban conquistando el mundo, como toda escoba nueva, ya pasaron a la fase de la clandestinidad.

En la presentación del informe de gestión de los primeros 100 días de gestión, el señor Nabil Malouf dijo que "gracias a su gobierno estaba llegando el agua en sectores que tenían años sin recibir el vital líquido por tubería", ¿Como puede decir que hizo algo que todos sabemos que no fue así? Así son los mitómanos y luego se hicieron patéticos los rumores sobre la creación de una empresa privada para la recaudación de impuestos, claro que ya tienen desplegado en todo el municipio a sus funcionarios para registrar hasta los bodegueros para que paguen impuestos, incluso a los señores que prestan los servicios como carrucheros les estaban cobrando por registrarse el equivalente a 30 dólares y en el cementerio municipal venden una bóveda que no fabrican en 160 dólares.

Cuando asumieron el gobierno llegaron con un síntoma de hambre de poder, es lógico porque tenían más de 12 años fuera del gobierno municipal, ellos pensaron que encontrarian la comodidad y facilidad que había en otro momento histórico y la gran sorpresa todavía los tiene viviendo traumas.

Querían vehículos blindados con guardaespaldas y chocaron con la realidad que sembraron.

De la acumulación de gestiones de gobiernos anteriores se acumuló un gran número de vehículos en situación de chatarra que tiene que ser destinado a la Siderúrgica Ezequiel Zamora de acuerdo al Decreto del Presidente Nicolás Maduro, no sé si lo hicieron o no, pero me llama la atención el movimiento de chatarra que hicieron algunos funcionarios del gobierno municipal desde que asumieron las riendas del municipio que alguien debería explicar.

Cabimas es una ciudad pobre y rica al mismo tiempo, es una ironía que luego de aportar tanto al Tesoro Nacional y al desarrollo del país nos sigan tratando como pedigüeños y peor todavía, que continúe nuestro municipio gobernado por aventureros, sean del bando que sean porque la indolencia, la arrogancia y la soberbia impiden el desarrollo y crecimiento de nuestra ciudad.

Me imagino que no le han cambiado el nombre a la plaza Bolívar Bicentenaria como hicieron con las parroquias porque debe darles pena que se refresque la memoria de quienes la destruyeron, pero ojalá se le ocurra a alguien cambiar la fecha pavosa de aniversario de nuestra ciudad por una fecha que nos represente a través de un acto heroico como el siguiente.

El 31 de mayo de 1533 murió el invasor Ambrosio Alfinger.

Las flechas patrióticas del pueblo Barí dieron de baja al primer "gobernador" colonial de Venezuela.

Es una fecha con una referencia histórica que debería ser la fecha de fundación de Cabimas, considerando que en una acción rebelde de nuestros antepasados aborígenes murió uno de los más sanguinarios colonizadores y además porque no existía división política territorial, osea que ocurrió dentro nuestro territorio.

¡Hasta la victoria siempre!



Esta nota ha sido leída aproximadamente 611 veces.



Edwin Martinez Espinoza

Secretario General PPT Cabimas, Zulia.

 edwinmartinezespinoza@gmail.com      @edwinviene

Visite el perfil de Edwin Martinez Espinoza para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: