Chávez y el futuro de Anaco

Chávez vio el futuro de Anaco en grande. Por eso proyecto para esa población dos grandes obras Fábrica de Fábricas y el Plan Gasífero. Con esos proyectos Chávez confiaba en convertir a Anaco en el municipio económico-industrial más importante del oriente del país y en una alternativa válida de desarrollo individual y colectivo. Pero no satisfecho con eso le agregó el ferrocarril. Hoy todo marcha a buen ritmo pero se entiende perfectamente que el pueblo de Anaco requiere de un alcalde que garantice la armonía y articulación del Gobierno Central, PDVSA y Gobernación de Anzoátegui para la culminación de tan importantes obras, que no es otro mas que Marcos Ramos.

Se imaginan ustedes, amables y pacientes lectores, que la alcaldía de Anaco se convierta en un factor de perturbación. En una trinchera enemiga a ultranza del Gobierno. Las alcaldías son los representantes del pueblo más cercanos. Es a través de ellas donde el pueblo canaliza sus inquietudes, sus reclamos, sus pequeños problemas, sus menudencias pues. Pero también coordina y coadyuva voluntades y recursos para lograr las grandes obras como Fábrica de Fábricas y el Plan Gasífero.

Por todo lo escrito justo es decir que el único candidato a la alcaldía de Anaco que garantiza la articulación entre Maduro, Aristóbulo y PDVSA, es Marcos Ramos. De eso no les quepa la menor duda. De eso depende el futuro del pueblo anaquense.

TINTERO

Por supuesto que Marcos Ramos ya está echándole un camión para solventar el agudo problema del suministro de agua potable.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1560 veces.



Américo Hernández


Visite el perfil de Américo Hernández para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: