¡Adiós, Guaidó! EEUU y oposición venezolana harán oficial la muerte del interinato

El esfuerzo del opositor Juan Guaidó por ocultar el declive de su figura como "presidente interino" ya es inútil. Dentro y fuera de Venezuela su cargo perdió toda fuerza y la hora de pasar a la sombra es inevitable. La oposición lo desconocerá antes de finalizar el 2022 y Estados Unidos, dará por terminado el reconocimiento al supuesto interinato en enero de 2023, según la cadena estadounidense CNN.

Los partidos de oposición están discutiendo un plan para terminar con su "gobierno" antes de la llegada del año próximo. Las toldas de la Plataforma Unitaria que conforman Primero Justicia, Acción Democrática, Un Nuevo Tiempo y Voluntad Popular sacan cuentas sin haber conseguido ninguna de las metas trazadas en su agenda con Guaidó; el tiempo para sostenerlo se acaba después de tres años.

El memorando de entendimiento firmado en México en agosto del 2021, con los representantes del Gobierno de Nicolás Maduro significó una estocada para la menguada gestión de Guaidó. Fue fatal, considerando el "Acuerdo de Salvación Nacional" con el chavismo, la propia representación que Guaidó envió lo desconoció, porque en su momento el Gobierno venezolano hizo que su contraparte firmara como Plataforma Unitaria y no como gobierno interino.

Estados Unidos lo intuyó e impuso en diciembre de 2021 como último plazo para tener algún objetivo cumplido. En su momento, fuentes extraoficiales de la embajada en Bogotá aseguraron que el interinato iba a terminar el año pasado. Sin embargo, ya será a partir de 2023, cuando la nación norteamericana haga oficial el desconocimiento a Guaidó, algo que se venía haciendo de manera progresiva con la administración del presidente Joe Biden, tras el levantamiento de sanciones y negociaciones que incluyeron la liberación de prisioneros.

Ahora, fuentes de CNN confirman lo que el año pasado PanAm Post publicó cuando se informó sobre el ultimátum que Estados Unidos le dio a Guiadó, tras relajar sanciones. Una táctica que permitió que las naciones vecinas retomaron sus vínculos con Miraflores. Ejemplo de ello son Chile, Colombia, Bolivia y Perú.

Sumado a ello, el presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, pidió a Estados Unidos restablecer las relaciones con Venezuela ante la crisis por el incremento de migrantes venezolanos.

"(México) apoyará en todo, buscando que haya acuerdos, por ejemplo, es necesario que se restablezcan las relaciones entre Estados Unidos y Venezuela", declaró el mandatario en su rueda de prensa matutina.

Sus declaraciones se producen tras el plan que Washington implementó la semana pasada en el cual otorgará 24.000 visas humanitarias a venezolanos que lleguen vía aérea, pero que incluyen la expulsión a México de los ciudadanos de Venezuela que arriben irregularmente por la frontera común.

Dos semanas para decidir

A dos meses del vencimiento del plazo de Washington, las organizaciones corren para hallar una fórmula que deje a los involucrados no sólo satisfechos, sino con aliento para enfrentar la ola de disputas que se avecinarán.

Los partidos sólo tienen dos caminos claros: ratificar o anular la figura del dirigente de Voluntad Popular. El debate pinta áspero, considerando que declinarse por alguna de las alternativas también depende de las perspectivas de negocios que hoy se juega Venezuela en un escenario geopolítico, donde figura como posible remplazo de Rusia en el mercado petrolero.

Leopoldo López, líder Voluntad Popular y mentor de Guaidó, rechaza cualquier posibilidad. Admite que hay "debates" y cierto "apoyo" a la idea de sepultar a su compañero de partido pero cree que sería una "decisión desafortunada que implica el reconocimiento de Maduro".

Cuestiona que "algunos gobiernos europeos están sugiriendo la necesidad de avanzar en una agenda energética con Maduro", dijo. "Es increíble, dada la vulnerabilidad de Europa y su dependencia de la energía rusa, que la gente sugiera ahora depender de una dictadura alternativa como la de Maduro". Sin embargo, sus argumentos son estériles. La oposición desconocerá a Guaidó. Es obvio. "Se ha decidido rediseñar todo sin Guaidó como presidente interino", agergó al Financial Times una fuente de la Plataforma Unitaria. "Hay una convicción abrumadora entre la mayoría de que la figura de Guaidó y el gobierno interino está reñida con la realidad".

Un capítulo extraño

El cierre del capítulo de Guaidó en la historia de Venezuela representaría el fin de uno de "los experimentos diplomáticos más extraños del mundo", señala FT.

La creación de esa coalición de más de 50 naciones para reconocer a Guaidó tras las elecciones de 2018 en Venezuela donde Maduro se reeligió, tiene tres años después, pocos resultados positivos.

Guaidó está vinculado a acusaciones de presunta corrupción durante la administración de los activos de Venezuela. De hecho, un fallo de la Sala Constitucional del Tribunal Supremo de Justicia de Venezuela, elegido por la Asamblea Nacional de 2015, ordenó al exdiputado transparentar su administración.

La magistrada Cioly Zambrano exige a Guaidó la presentación de un "informe sobre las cuentas de los aspectos políticos, económicos, sociales y administrativos en su gestión como presidente interino" de Venezuela. Hasta ahora, nada de sabe de la rendición mientras la legitimidad se merma.

Noticia Relacionada



Esta nota ha sido leída aproximadamente 8129 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter