Ahora si la pusieron los escuálidos

Los escuálidos, mezquinos y egoístas por naturaleza, plásticos e insensibles por vocación, mafiosos por tradición, apátridas convictos y confesos, ahora han salido sin vergüenza a cuestionar la inversión hecha por el Estado venezolano para llevar a 109 atletas a los juegos olímpicos de Beijing 2008.

La bajeza de sus descalificaciones ya no debería sorprendernos, de hecho no lo hace, pero no podemos permitir que la canalla mediática actúe impunemente. ¿Hasta cuándo van a descalificar cualquier logro de este momento histórico, solo porque lo ven rojo, solo porque saben que detrás de esas victorias está el negro de verruga?.

¿Hasta cuándo van a usar sus televisoras, sus emisoras de radio, sus periodicuchos para sembrar anti valores? ¿Hasta cuándo se lo vamos a permitir?

Vergüenza deberían sentir cuando, solo por descalificar a Chávez y a su gobierno, intentan manchar el nombre de 109 hombres y mujeres, guerreros y héroes de esta patria joven que valientemente han sacrificado su familia y hasta su tranquilidad para formarse, entrenarse y prepararse para ser, en cada competencia, la esperanza y el orgullo de más de 25 millones de venezolanos, incluidos los escuálidos.

El Nacional cada vez da más asco, Venenovisión pasa a desgano los juegos olímpicos, a pesar de tener los derechos por ser socio de la OTI y otros medios, que forman parte de esa ridícula fauna de "empresarios de la comunicación", han intentado sabotearle a los venezolanos la oportunidad de disfrutar de estos juegos olímpicos, todo motivado, claro está por sus estúpidos prejuicios contra una nación comunista que no le pide nada prestado a nadie y que, por el contrario se ha levantado solita, ante guerras, desastres naturales y otras adversidades. Su palanca ha sido la dignidad y la fuerza de un pueblo, grande, intenso y decidido.

Incitan a la población a desconocer el evento. Que si la diferencia horaria, que si Venezuela no tiene chance, que si esos atletas son chavistas… Guácatela¡¡¡, no vean los juegos y punto, esa es la consigna subliminal de las jineteras que ahora, para colmo de sus males, han emprendido la más grotesca campaña de desprestigio contra los atletas.

Cuestionan la inversión del Estado, les duele cada centavo invertido en el deporte, les molesta que Venezuela y su gobierno no hayan escatimado recursos para apoyar a los muchachos y muchachas. Llaman "costosa" nuestra representación olímpica…Horror¡¡¡ 

Ahora si la pusieron señores. Ahora si es verdad que están más rallados que un código de barras. Esos atletas tienen familia que agradecen el apoyo de un gobierno que ha sabido reconocer el esfuerzo de estas muchachas y muchachos, muchos de los cuales se atrevieron a asumir el deporte de alto rendimiento, apenas con el respaldo de sus padres, en aquellos años terribles de una IV República a la que le importaba un bledo el deporte.

Estas muchachas y muchachos tienen compatriotas, amigos, vecinos, hermanos que se sienten, como yo, orgullosos de cada uno de sus logros, que saben que haber llegado a Beijing ya es una hazaña. Muchas competencias debieron ganar, muchos torneos disputar, mucho camino debieron recorrer estos atletas para llegar a la milenaria Beijing. No sean mezquinos, pero sobre manera, no sean tan vendidos, cobardes y apátridas, concédanse la oportunidad de sentir el mismo orgullo que nosotros. Es un hermoso sentimiento. Ojalá pudieran vivirlo.

Los atletas venezolanos son más que una cifra en dólares, o en bolívares, o en la moneda que sea. Nuestros deportistas, todos, los olímpicos y los que están en formación, los experimentados y los que recién comienzan, todos son la Patria, todos son compromiso, todos son amor. Pero definitivamente ustedes señores escuálidos, no saben de eso.

Bien por TVes, el canal olímpico…

La Televisora Venezolana Social, ha dado una nueva demostración de calidad con la transmisión de los juegos olímpicos. En vivo, con un gran esfuerzo técnico y humano, TVes nos ha hecho vivir madrugadas de emociones. Excelentes comentaristas, respetuosos y bien informados. Con equipos en Caracas y equipos en Beijing TVes ha demostrado que para la "jovencita" Televisora Social de Venezuela no hay reto difícil y mucho menos, imposibles.

TVes, me siento orgullosa de tener una pantalla decente donde ver a mis atletas, a los de mi Latinoamérica hermana y a los que son orgullos del mundo, no importa de qué continente sean.

El esfuerzo de TVes ha sido solidariamente apoyado por VTV y Telesur. Así se trabaja. Un ejemplo crucial que debe arrojar luces sobre el permanente debate en torno a la comunicación que queremos en tiempos de revolución. Definición de roles, diferenciar propagandismo de información, trabajar la solidaridad y que nadie se pise la manguera, por allí van los tiros.

natachainatti@gmail.com



Esta nota ha sido leída aproximadamente 4919 veces.



Natacha Inatti


Visite el perfil de Natacha Inatti para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Natacha Inatti

Natacha Inatti

Más artículos de este autor


Notas relacionadas

Revise artículos similares en la sección:
Medios de Comunicación


Revise artículos similares en la sección:
Actualidad


Revise artículos similares en la sección:
Oposición