OROPEL

El Show fue concebido desde el mismo momento cuando nuestro gobierno
revolucionario determinó soberanamente la recuperación del espectro radio
eléctrico para todos los venezolanos. Tal cual un reality, lloraron y
moquearon para tratar de mover al país a su favor… pero los más de cincuenta
años de tragicomedia y bambalina no pudieron sino crear en los espectadores
una resistencia a creerles, una duda sobre la veracidad de sus sentimientos.

Artistas, presentadores y hasta periodistas representaron durante todo el
día de hoy, un show sin precedentes en la historia de la televisión mundial.
Todo un discurso oculto tras las lágrimas de cocodrilo.

Pero nuestro pueblo que es sabio y paciente, supo entender de qué se trata y
colocó en su justa dimensión el significado de tanto bombardeo mediático.
Hoy podemos decir que se quedaron solos con su grupito de disociados. Solos
RCTVas y Globoterror. Juntos en la tarea encomendada por el Departamento de
Estado: subvertir el orden valiéndose de cualquier excusa.

Por otro lado, el nacimiento de TVES es un gran acontecimiento que
celebramos todos quienes hemos sido víctimas de la desinformación y la mala
práxis comunicacional de los medios privados. Al amanecer el día 28 de
mayo, en nuestras casas ya no habrá la asechanza irrespetuosa de Granielito
y la Bicha, programas de tv que se convirtieron en un desayuno con vinagre
para el pueblo venezolano.

Ya no habrá mas programación chabacana plagada de chismes faranduleros y
pornografía encubierta. Al carajo los bodrios y teleculebrones que
exaltaban antivalores desde las 3 de la tarde hasta las 11 de cada noche.

Adiós Granier, Lares, Sapene, y los serviles lacayitos. Lobos con piel de
oveja, a llorar al valle. El pueblo venezolano no los quiere más en sus
hogares… Y que no digan que los vamos a extrañar, por que la verdad es que
el pueblo tiene derecho a evolucionar en su educación, su cultura y en el
derecho a estar debida, veraz y oportunamente informado.

Llévense sus vestuarios de lentejuelas y su música manipuladora. Ya vendrá
el arcoiris y las melodías no serán para manipular sino para arrullar la
esperanza del pueblo.

Adiós, adiós…que les vaya bien en Miami o Hollywood. Y si el imperio les
quiere cobrar los favores recibidos… Ustedes “tienen con qué”, el imperio
recibirá de vuelta su Oropel.

rarc82@hotmail.com




Esta nota ha sido leída aproximadamente 1960 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter




Notas relacionadas


US mp N GA Y ab = '0' /medios/a35394.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO