Propuesto por Trump a la Corte Suprema

EEUU: Una segunda mujer imputa abuso sexual al juez Brett Kavanaugh

Brett Kavanaugh

Brett Kavanaugh

Washington, septiembre 24 - Una segunda mujer ha imputado abuso sexual al juez Brett Kavanaugh, echando nuevas sombras sobre su proceso de confirmación al Tribunal Supremo de Estados Unidos.

Deborah Ramírez, de 53 años y criada en Connecticut, relató a la revista The New Yorker que aunque reconoce que estaba ebria y que su recuerdo tiene unas lagunas, está convencida de que Kavannaugh le colocó el pene en la cara y le hizo tocarlo, sin su consentimiento, en una fiesta en uno de los dormitorios de la Universidad de Yale.

Según Ramírez, el incidente ocurrió en el primer año de universidad de ambos, en el año escolar 1983-1984.

En la foto que publica The New Yorker, Ramírez – quien ahora reside en Colorado-, viste una camiseta con el nombre de Puerto Rico.

"Recuerdo que un pene estaba frente a mi cara. Sabía que eso no era lo que quería, incluso en ese estado de ánimo", contó Ramírez a la publicación neoyorquina.

Ramírez sostuvo que inicialmente pensó que no era un pene real, pero que otros estudiantes se rieron al verla confundida y le animaron a besarlo. Según Ramírez, su reacción fue empujar la persona.

Recuerda haber visto a Kavannaugh, que participaba de la fiesta, riéndose y subiéndose los pantalones. "Todavía puedo ver su rostro y sus caderas avanzando, como cuando te subes los pantalones", indicó Ramírez.

Luego, dice que en el pasillo alguien gritó 'Brett Kavanaugh acaba de poner su pene en la cara de Debbie'".

Ramírez ha pedido una investigación al FBI. Mientras, demócratas del Senado examinan la denuncia.

Kavannaugh, quien ya se enfrenta a una imputación de abuso sexual que data de sus años de estudiante de escuela secundaria, puede tener que comparecer el jueves a defenderse de las alegaciones originales de Christine Blasey Ford, ahora profesora universitaria de sicología en California.

Esta noche, Kavannaugh negó que el incidente que alega Ramírez también ocurriera. Y la Casa Blanca reafirmó su respaldo al juez.

“Este supuesto evento de hace 35 años no sucedió. Las personas que me conocían entonces saben que esto no sucedió, y lo han dicho. Esto es una mancha, simple y llana. Tengo muchas ganas de testificar el jueves sobre la verdad y defender mi buen nombre y la reputación de carácter e integridad que he dedicado a la construcción de mi vida contra estas acusaciones de último minuto”, indicó Kavanaugh.

Una portavoz de la Casa Blanca, Kerri Kupec, indicó que la denuncia de Ramírez “es negada por todos los que se dijo que estaban presentes y es totalmente inconsistente con lo que dicen muchas mujeres y hombres que conocieron al juez Kavanaugh en el momento en la universidad”.

Kupec agregó que “la Casa Blanca está firmemente apoyando al juez Kavanaugh ".

The New Yorker cita a otros dos estudiantes que recuerdan haber escuchado del incidente.

Pero, dos compañeros de clase que Ramírez dice estuvieron involucrados, la esposa de un tercero, y otros tres, refutaron las denuncias.

"Fuimos las personas más cercanas a Brett Kavanaugh durante su primer año en Yale. Era compañero de habitación de algunos de nosotros, y pasamos mucho tiempo con él, incluso en el dormitorio donde supuestamente tuvo lugar este incidente. Algunos de nosotros también fuimos amigos de Debbie Ramirez durante y después de su tiempo en Yale. Podemos decir con confianza que si el incidente que Debbie alega alguna vez ocurrió, hubiéramos visto o escuchado sobre él”, indicaron.

El Comité de lo Jurídico del Senado ha estado intentado ordenar la audiencia en que escucharía tanto a la profesora Ford como a Kavannaugh, un conservador que sustituiría a Anthony Kennedy, quien en varias decisiones trascendentales fue el voto flotante del Tribunal Supremo de EE.UU.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1483 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter




US mp N GA Y ab = '0' /internacionales/n331864.htmlCd0NV CAC = Y co = US