¿ha sido convertido ya en mito en su aniversario 42?

El Che Guevara, el guerrillero heroico marxista

1. ¿Quién no ha oído hablar de Ernesto”Che” Guevara si está en mantas, carteles, llaveros, playeras, en la TV, en el cine y hasta gravado en la carne de muchos jóvenes? Guevara de la Serna fue argentino, aunque en los hechos internacionalista; fue un hombre de enorme personalidad que conoció a Fidel Castro en la ciudad de México en 1956, que se enroló a una aventura guerrillera para liberar a Cuba, que dirigió uno de los tres principales frentes y tomó Santa Clara, que ocupó los cargos de Reforma Agraria, del Ministerio de Industrias, de director del Banco de Cuba, que luego renunció para “hacer la revolución en otros lugares” y que fue asesinado el 8 de octubre de 1967, ese personaje que fue vitoreado por los jóvenes de los movimientos estudiantiles en el mundo por sus consignas del “hombre nuevo” y “hacer 2, 3 más Vietnam”, ahora parece haberse convertido en un mito, en un personaje del que todo mundo habla sin saber mucho de él; muchas veces silenciándolo y otras tergiversándolo.

2. Lo más notable del pensamiento guevarista fue esta idea del hombre nuevo que parecía diferenciarse del llamado socialismo soviético que se había enfrascado en un programa de “competencia económica y coexistía pacífica” con los EEUU, programa que fue denunciado por el Partido Comunista Chino como “socialimperialismo”. En una polémica que tuvo el Che con el viejo burócrata “comunista” Blas Roca en el que éste planteaba estímulos materiales (regalo de bicicletas) para impulsar la producción; el Che respondió que lo que debía impulsarse son los estímulos morales (el hombre nuevo socialista) . Más tarde, en 1965, en un discurso en Argelia denunció que los soviéticos estaban aprovechándose de un injusto comercio internacional que obligaba a los pueblos pobres a adaptarse y tener que competir con los precios establecido por países ricos que producían con mucha mayor ventaja (tecnología) que
los países pobres. Pareció que Guevara en la propia Cuba había perdido la batalla frente a la burocracia.

3. ¿Qué significó para Guevara su frase de “construir dos, tres, muchos Vietnam” sino trasformar cualquier guerra imperialista en Revolución de los trabajadores tal como Lenin planteó en sus famosas “Tesis de abril” de 1917 llamando a pueblo ruso? ¿No es a caso un reconocimiento que una revolución aislada como fue la rusa o la cubana nada podría hacer rodeada por un cerco capitalista o imperialista, tal como plantearon Marx en su revolución ininterrumpida y Trotski en su revolución permanente? Los discursos que pronunció en Cuba, en la ONU, en Argel, así como su polémica con Roca y su salida de Cuba “para luchar en otros rincones que reclamaban su presencia” fueron muy significativos. ¿Alguien de aquellos tiempos puede negar que durante meses se desataron interesantes polémicas sobre si Guevara había perdido la batalla ideológica en Cuba porque los intereses soviéticos pesaban más en la isla? ¿No se recuerda que el mismo Fidel intervino en la tribuna para hacer aclaraciones al respecto?

4 Quizá no haya existido un jefe revolucionario tan popular en el mundo: más que Fidel Castro, Bolívar, Ho Chiminh, Garibaldi, Sandino,Villa o Zapata. ¿Por qué Guevara fue convertido en mito, mucho más grande que otros que también pusieron su vida al servicio del pueblo y también fueron consecuentes con lo que predicaron? Lo que más llamó la atención del comportamiento revolucionario del Che fue una especie de “aventurerismo” demostrado desde sus años más juveniles al viajar a través de varios países por el sólo ideal de conocer y saber; pero lo determinante, lo trascendente, es que lucha con las armas en la mano por una revolución en Cuba –que no es su país de nacimiento- luego ocupa tres o cuatro cargos de los más importantes y por último se lanza a otro país distinto con el objetivo de encabezar otra revolución campesina. Bolívar, San Martín tuvieron acciones parecidas, pero las del Che fueron más nítidas; pero, sobre todo, se dan en los años y momentos justos.

5. Muchas veces la forma, el momento y el lugar de morir dan una idea diferente de la persona. El 95 por ciento de las personas que mueren sin haber sido consagrados políticos, artistas, deportistas , empresarios, mueren al parecer “sin hacer o tener presencia en la historia nacional”, aunque entre sus familiares y amigos hayan sido las personas más solidarias y honestas. Pero si se muere en los momentos en que se es figura descollante, sobre todo si defendiendo su ideal es atravesado por una bala o se muere en accidente aéreo, la figura resalta, se agranda y rompe límites. El Che muere en 1967, en la década más idealista, en medio de las protestas mundiales contra la guerra de Vietnam; cuando la lucha de los negros de EEUU está en su grado más alto; cuando los Beatles y los Stone han alcanzado la cima; pero sobre todo cuando la radio y la televisión han logrado importante desarrollo. Pero sobre todo, muere seis meses antes de las grandes protestas mundiales juveniles.

6. Los políticos muertos más famosos en los EEUU eran en su momento grandes figuras; John F. Kennedy, Robert Kennedy, Luther King, fueron atravesados por las balas asesinas en la década de los sesenta y ese hecho les dio mayor presencia. También Lincoln murió en condiciones parecidas. Los expresidentes o los políticos que han muerto en un hospital o en su casa, tuvieron muertes sin estridencia. En México Juárez falleció siendo presidente reelecto tres veces, Díaz falleció después de ser reelecto siete veces; Madero, que encabezó la primera etapa de la revolución y luego comenzó a traicionarla, recuperó su prestigio al ser asesinado; Carranza, quien encabezó la segunda etapa de la revolución y fue el primer presidente constitucional, comenzó a traicionarla luego y también fue asesinado pero por oposicionistas en nombre de la Revolución; Obregón, quien fue dirigente populista de la Revolución también fue asesinado por reelegirse. México, record de asesinatos,

7. Los homenajes y más homenajes al Che son merecidos, pero sólo con la condición de que se analice y se discuta su pensamiento filosófico y su actuación política. A nadie presta importante servicio hacer apología, llenar de halagos a personajes despojándolos de su esencia como ser humano. Marx, Engels, Lenin, Trotski, Stalin, Mao o Gramsci no fueron dioses o héroes que estén más allá de nuestro universo; como tampoco lo son Fidel Castro, el Che, Chávez o Evo. Todos ellos jugaron su papel como estudiosos o dirigentes, como individuos en la historia, según Plejanov, de acuerdo a las circunstancias. Atribuirles más –como dirían por aquí, es mucho- los convierte en una especie de mito muy divorciado del pensamiento racional. Dejemos que los muertos entierren a sus muertos y construyamos un mundo lejano a las ideas llenas de cadaverina. Las ideas del Che están llenando los aires y cada quien puede hacerse de ellas para construir un hombre p una mujer nuevos divorciados de los prejuicios ideológicos.

pedroe@cablered.net.mx


Esta nota ha sido leída aproximadamente 4234 veces.



Pedro Echeverría V


Visite el perfil de Pedro Echeverría para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Pedro Echeverría

Pedro Echeverría

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /internacionales/a87769.htmlCd0NV CAC = Y co = US