Capitalismo: canibalismo maldito

“Crisis obliga a estadounidenses a apiñarse en moteles: La actual crisis económica lleva a muchas personas sin trabajo a refugiarse en las hosterías o a apiñarse en casas de familiares luego de ser embargadas sus viviendas, indica el diario The New York Times.”

No es en cualquier país llamado sub desarrollado. Es en las mismas entrañas de la bestia capitalista imperial, donde los propios defensores de ese sistema, están sintiendo los rigores de una forma de control social, económico y político, que roba a las mayorías, en beneficio de una minoría. Lo que se presentó como la salvación del mundo y la organización socio- económica, que daría al traste con la miseria y hambre en el planeta, resultó ser mas maligna que lo que pretendía remediar.

No podía ser de otra manera. Detrás de una mampara de bondad, se escuda la ambición, el egoísmo y el desprecio al ser humano. Los deseos de unas mentes perversas, por tomar control de todo en el mundo, utilizaron y utilizan , los mas diversos mecanismos de engaño y de dominación, con la finalidad de acumular en sus arcas, todo lo que se presente como valor económico o material. La táctica consistió en asumir la vanguardia de las religiones católicas y judías, remontarse sobre ellas, para usarlas como instrumento de manipulación y engaño, con objetivos claros. Para eso no importó aliarse con quien fuere, cuando fuere y donde fuere. Lo único valedero es la meta. De esa manera: Hitler, Sadan Hussein en su momento, Amín, George w Bush, o cualquier desquiciado asesino, se convertía en aliado del sionismo judío y católico, siempre y cuando no se opusiera a sus intereses. La aparente guerra contra la droga, no es más que las apetencias, por ponerle las manos al manejo de esa fuente de dinero maldito, para luego legalizarlas, tal como la marihuana en california. Se las ingeniaron para asumir el control político y económico en la nación con mayor poder destructivo del planeta, crearon su sucursal en el medio oriente, y pretenden hacer lo mismo en Colombia. En su estrategia, crearon las mayores fabricas de armas destructivas, y como el negocio de las armas, no es tal, ni es bueno, si no se compaña de la muerte, también son los mayores productores de muertes y guerras en el globo.

Los habitantes de esa nación Norteña, se hicieron los desentendidos y hasta los cómplices de esos desmanes, mientras se creyeron a salvo. Hoy pagan las consecuencias de su horrendo descuido. Los titulares de prensa de EEUU, hablan por si solos: despidos de trabajo, desalojo compulsivo de sus casa, perdida del dinero en los bancos, abandono de familias enteras a la intemperie, sin asistencia social de ninguna índole, altos índices de criminalidad, muertes por millares en los crudos inviernos, asesinatos masivos en las escuelas, liceos y universidades, represión brutal de las manifestaciones o protestas, creación de un cuerpo elite del ejercito para atacar a los que se opongan al deterioro de la sociedad norteamericana, aporte mil millonarios a los empresarios y banqueros que se robaron los dineros, por parte de el estado, mientras las pocas partidas de ayuda social, se eliminan.

Para los inmorales capitalistas –sionistas- judíos y católicos, que gobiernan en USA, es mas importante el dinero de sus socios, que la vida de los millones de pobres y de desempleados que se mueren de mengua en sus calles. Fueron incapaces de diseñar un programa de ayuda para salvar de la perdida de sus hogares a millones de personas, pero no dudaron en asistir a los diabólicos empresarios- banqueros.

Ojala y, de esa experiencia, el pueblo de esa nación abra los ojos y termine por entender, que le tenían montada una trampa brutal, una trampa en la cual éllos solo son un instrumento para lograr propósitos ambiciosos, de una minoría de depravados, avaros capitalista, que les secuestraron su país, para convertirlo en plataforma de muerte y desolación.

Tengo noticias de organizaciones populares que están conformándose para reventar esta ruin dominación. Debemos los revolucionarios del mundo, los luchadores por la verdad. Darles todo el apoyo que necesiten. Es una tarea fundamental. Es la manera mas directa de acabar con la dictadura capitalista del planeta. Es por eso que debemos diferenciar muy bien entre el pueblo y la elite gobernante Norteamericana, entre los judíos honestos y los sionistas asesinos, entre los cristianos verdadero y los cómplices chantajistas del clero de la mafia del vaticano, entre los luchadores por la justicia social y las mentiras de los medios propagandísticos del imperio.

Son tiempos de unir esfuerzos para establecer el socialismo mundial, por la vida y por la justicia universal. La mayoría tiene mas fuerzas que la minoría avara.

javiermonagasmaita@yahoo.es


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1645 veces.



Javier Monagas Maita


Visite el perfil de Javier del Valle Monagas Maita para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: