USA busca acorralar a Venezuela, Nicaragua y Cuba bajo el manto del espionaje

Con el supuesto fin de "incrementar la interoperabilidad entre las fuerzas armadas y las agencias de los países limítrofes en la región suramericana" fueron concebidos los ejercicios militares conjuntos denominados AmazonLog17, cuya fase inicial se desarrolló un 29 de agosto en Manaos con maniobras previas para afianzar la interacción de los equipos.

En la localidad de Tabatinga, en la Amazonía brasileña, triple frontera entre Brasil, Colombia y Perú, se realizó este inédito ejercicio que según las fuerzas armadas anfitrionas servirá para consolidar un sistema logístico que garantizará el apoyo a la población en operaciones de paz y de ayuda humanitaria, pero a la vez se constituirá un centro de coordinación logística multinacional.

Si bien EEUU no participó "directamente" como organizador el evento, la influencia del Comando Sur en el desarrollo de AmazonLog17 es incuestionable. En Tabatinga quedó instalada la Base Logística Internacional (BLI), compuesta por Unidades Logísticas Multinacionales Integradas (ULMI).

Los objetivos de esta BLI, según el Ministerio de Defensa de Brasil son: emplear el Sistema Logístico para apoyar efectivos civiles y militares en áreas remotas y desasistidas, como ocurre en operaciones de paz y ayuda humanitaria; abrir espacio para que las empresas del área de defensa muestren sus productos en operación o en exposición, en especial aquellas que trabajan con generación de energía limpia y que pueden así tener uso dual en provecho de las comunidades de la Amazonía, y buscar la interoperabilidad con ejércitos de los países limítrofes en la región y otros tradicionales aliados, creando capacidad de respuesta multinacional en el campo de la logística.

De este modo, el Pentágono estadounidense, Francia, Reino Unido y EEUU buscaron generar las condiciones para una intervención indirecta sustentada en el principio de la "ayuda humanitaria" y que surgiera de socios suramericanos. Dentro de la creación de esas condiciones, sumándose a los operativos de guerra económica, financiera, al desabastecimiento y a la siembra de redes de narcomenudeo, se inscribe el ejercicio Amazon Log, planeado para realizarse en la ciudad de Tabatinga entre el 6 y 13 de noviembre de 2017,

Unos días, más tarde. Resurge los ejercicios militares no clasificados por el Congreso Argentino en aguas de Tierra Fuerza con fuerzas de intervención, acantonadas en Las Malvinas con su equipo naval y un submarino, muy parecido al Ara San Juan.

AmazonLog2017 permite "colocar pertrechos de guerra que faciliten incursiones territoriales discretas, operaciones de respuesta rápida, ambas contemplando la intervención de fuerzas especiales ya sea estadounidenses, de cuerpos locales o privados, o también para permitir operativos masivos mucho más visibles o escandalosos, producto de supuestos peligros humanitarios muy probablemente en Venezuela", destacan los investigadores

AmazonLog2017 también representó una oportunidad para que "los perros de la guerra" exhibieran sus nuevos juguetes bélicos y ofrecieran su mercancía a los ejércitos participantes y observadores.

De este modo, transnacionales exhibieron sus productos especiales para ser utilizados en el "Ejercicio de Logística Multinacional", ante representantes de Alemania, Canadá, Chile, Reino Unido, Japón e Israel y de la Junta Interamericana de Defensa, la Conferencia de Ejércitos Americanos y el Consejo de Defensa Sudamericano.

Como señala el Ministerio de Defensa de Brasil, el ejercicio militar AmazonLog2017 fue inspirado en la operación Logistician Capaz-2015, ejecutada por los países de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) en 2015, en Hungría, donde 1.700 militares de diversos países formaron una fuerza multinacional cuya base quedó instalada en el país receptor.

Y, quien inspiro a Buenos Aires. Mauricio Macri, tiene la voz, debe hablar y no chorrearse. Ahora es su oportunidad, tras la última denuncia de enviar un Hércules cargado de balas a Bolivia para apoyar la salida de Evo Morales Ayma del poder.

A nombre del neoliberalismo, Macri rompe con el humor tradicionalista argentino y, se trae hasta la aceituna norteña para romper con los hábitos de este noble pueblo bonaerense que, ve partir a un grupo de hombres y una mujer a la eternidad, por su irresponsabilidad ante la nación y su desconocimiento del protocolo militar, de cualquier componente de las Fuerzas Armadas Argentinas.

Si el conocimiento cabal de la historia es importante para entender las alternativas políticas y el lugar a donde cada uno dirigirá su voto, también se cae en la cuenta del papel del pensamiento libre y la filosofía.

Estados Unidos de Norteamérica y el Reino Unido, (Escocia, Inglaterra, Irlanda), vienen restructurando sus bases militares en Occidente y se preparan a frenar a China y Rusia de sus incursiones financieras y armamentista en el mundo Latino. Cada comando de fuerza, tendrá entre su equipo un filósofo un psicólogo, psiquiatra y un parapsicólogo. Estas misiones globales, han asumido direccionar un estrangulamiento económico hacia Venezuela, Cuba y Nicaragua creando desde hace años atrás una oficina de control del dólar, denominado Dólar Today, restándole su importancia al Banco Central de Venezuela. Y, en Argentina, repoblar La Patagonia, Pampas hasta Tierra de Fuego con una colonia Israelita, inglesa y norteamericana para tener control de una parte de La Antártica y ofrecerle más seguridad a Las Malvinas.

Necesita afinar sus estrategias y fomentar efectos dominó para controlar los gustos de los consumidores, quien, ante la falta de dinero efectivo, adquieren compras nerviosas, porque son armas ya usadas, sin duda, es un Estado nuclear. Los norteamericanos se alimentan de las redes sociales y, a través de ella, se reorientan y dan interpretación a la actualidad política y cada acto opinado, se le da una acción política y económica, se creen los dueños del poder, mientras la sociedad civil no se consolida, como comuneros para ejercer presión, tomar tendencias y enfrascarse al trabajo comunitario.

Los ingleses, siempre ven el presente y, desean aplicar políticas que abran la puerta oficial, a estos luchadores y judíos que desean una nueva historia política en tierras sureñas, así, cerrar un círculo de un cambio social con vía de inclusión, aprovechando las contradicciones que se dan en Latinoamérica con gobiernos como el de Jair Bolsonaro y Duque.

El periodista Eduardo Febbro dice que, en este momento de Francia, la presidencia de Macron busca ser reconocida como aplicación de ideas del filósofo Paul Ricoeur, a partir de que el joven Macron colaboró con el ya anciano Ricoeur, aunque luego aquél se hizo banquero y desarrolló la ideología consiguiente, que es la que están aplicando ahora a partir de una "reforma laboral". Como aquí. Me refiero a Buenos Aires, un neoliberalismo casto de destrucción de los avances laborales y los recortes de la defensa de un país.

Estados Unidos, viene levantando estrategias militares sobre el Atlántico para detener las políticas de países progresistas hacia la Región Amazónica y La Patagonia, con el fin de crear bases para controlar desde el punto de vista tecnológico y satelital toda la América del Sur, de allí, estos cambios urgentes en el campo diplomático que cerca toda la zona liberada por nuestros libertadores. La idea es activar de nuevo el viejo comando estadounidense del Pacifico y bajo un nuevo nombre de Indopacom, una alianza de pensamiento militar y telemático para neutralizar a Venezuela y toda el área del Caribe. Aunque esta zona es colonia inglesa y holandesa, la izquierda española y latina desean controlarlas de nuevo y, cuyos presidentes salgan de Petrocaribe.

Las acciones del Pentágono son fuertes y su cuerpo diplomático analiza cada paso histórico por ejecutar, porque es un contexto geopolítico y territorial bajo control militar. Varios países del pacifico, deben integrarse a esta alianza, porque sus navíos recorren las aguas marinas trayendo mercancía a los muelles del Atlántico, pero, es bueno recordar que EEUU controla el sesenta- 60%- por ciento del planeta y bajo su asesoramiento directo encontramos 36 países diseminados por el globo terrestre.

En primer lugar, EEUU considera que China es su principal adversario estratégico, lo que implica una mirada de larga duración. La economía del dragón ya es la primera del mundo, según la medición del FMI en base a la paridad del poder de compra, y avanza de forma notable en algunos rubros decisivos como la inteligencia artificial y la internacionalización del yuan, lo que representa un desafío formidable a la hegemonía del dólar.

Nuestro continente latinoamericano, ha sido controlado en este último tiempo mediante el espionaje, los celulares es una manera sencilla de rastrear, aunado a las fotos, webs visitadas y las conversaciones que se suscitan a través de ellas. Es el mismo usuario, quien aporta esta información y, aunque, la misma puede ser desactivada, ya todo está dado. Toda la población latinoamericana ha sido monitorizada, mediante paneles de control externo de microondas y, solo se les exige respetar las leyes, pero ya todo esta tutelado y, es la hora de actuar.

A los chinos, no le es fácil controlar Suramérica, porque deben aplicar diversos dispositivos de control mental, por nuestra memoria cultural y, hay aplicaciones maliciosas y los móviles están pinchados y desbloqueados en gran medida por habilidad o torpeza del usuario, simplemente de quien quiera espiarnos, los norteamericanos ya están infectando los programas. La empresa alemana de seguridad G Data, así lo revela y ya llegaron a los servidores chinos, de allí, los problemas en muchos servidores financieros de la región.

Ya, nos encontramos en una guerra abierta de nivel telemático, pronto llegarán los drones a nuestro Continente con más fuerza. Las informaciones, ya se están produciendo y Brasil, le va a permitir a los norteamericanos poner un satélite a la altura de Roraima. Estado norteño de Brasil. Corazón del Amazonas y cuyas aplicaciones llegaran al Caribe hasta La Patagonia Argentina.

En su afán de convertirse en la próxima potencia tecnológica mundial, China tiene un punto débil: los semiconductores. Estos circuitos integrados son clave para la producción de teléfonos móviles, ordenadores, automóviles, trenes de alta velocidad y en general cualquier producto que pueda considerarse un dispositivo inteligente. Pero las capacidades tecnológicas del país están aún por detrás de las de los grandes del sector como Estados Unidos, Taiwán, Corea del Sur o Japón. Esta dependencia exterior disgusta a Pekín, que en un contexto de guerra tecnológico-comercial con Washington ha emprendido una difícil carrera para liderar el diseño y fabricación de chips.

China es el principal consumidor de semiconductores del planeta. Las fábricas del país producen gran parte de la electrónica de consumo que después se exporta al resto del mundo. Pero el principal elemento de la cadena de valor de estos productos, los semiconductores, no está ni diseñado ni fabricado en su territorio. De hecho, estos circuitos integrados fueron, con 227.000 millones de dólares, la principal mercancía importada por China en 2016. Más incluso que el petróleo.

Las consignas a favor de que China pase a ser un país tecnológicamente autosuficiente se han redoblado en las últimas semanas en boca del mismo presidente, Xi Jinping, ante el endurecimiento de las relaciones con Estados Unidos en materia comercial.

Este escenario, según los expertos, solamente podría suceder por ahora en el caso de los circuitos integrados situados en el extremo más bajo de la cadena tecnológica, donde China sí está haciéndose un hueco entre los grandes productores. Pero alcanzar a medio plazo la tecnología punta que cuentan empresas líderes como Intel (Estados Unidos), Samsung (Corea del Sur) o TSMC (Taiwán) es otra historia

Según los cálculos de Christopher Thomas, socio de la consultora McKinsey en China, la inversión en investigación y desarrollo (I+D) de las empresas chinas es de unos 5.000 millones de dólares anuales, una cifra que no casa con la grandilocuencia del discurso oficial. "No es muchísimo dinero. Los proveedores líderes en el mercado mundial gastan individualmente tanto en I+D como toda la industria china de semiconductores", ilustra.

La vía lenta para conseguir ganar posiciones es seguir invirtiendo en I+D y atraer talento extranjero. Esto último se antoja muy complicado a pesar de las generosas remuneraciones que se ofrecen en China porque hay pocos ingenieros que estén a la altura y estos están blindados en sus respectivas empresas. Un estudio del Ministerio de Industria y Tecnologías de la Información estimaba en 2017 que el déficit de personal cualificado en este sector asciende a 400.000 personas.

En el caso, Venezuela. Muchos tecnólogos preparados por China en el gobierno bolivariano de Hugo Rafael Chávez Frías y fueron adscritos a los centros de informática nacional, salieron del país por el descontrol manifiesto de nuestro presidente, Nicolás Maduro Moros en el ejercicio de su acción política de carácter populista, un apelativo argumental que causa destrozos a la estructura geopolítica y territorial del país.

En un pasado relativamente reciente, muchos chinos creían que el cambio climático era una mentira de los países desarrollados para frenar el crecimiento de otros en vías de desarrollo, especialmente China. Incluso después de que los científicos aceptaran la correlación entre el calentamiento global y las emisiones de carbono, muchos en el Gobierno se aferraban a la idea de que los países tienen una "responsabilidad común pero diferente", con especial énfasis en "diferente". Dondequiera que un funcionario era capaz de resistir la presión extranjera en las discusiones internacionales, era considerado poco menos que un héroe. Desde la industrialización, el argumento esgrimido era que los países desarrollados habían dejado una enorme huella de CO2.

La experiencia de primera mano del cambio climático ha alterado la actitud de los chinos. El año 2008 fue un momento decisivo; en vísperas de la fiesta más importante de China, el Festival de Primavera, excepcionales temperaturas bajo cero e intensas lluvias casi paralizaron todo el sur del país. Gracias al amplio alcance de Internet, desde entonces cualquier fenómeno climático extremo, incluido el tifón Hato en 2017, ha llamado la atención en masa. La nube tóxica que llega previsiblemente cada invierno ha hecho de la contaminación uno de los temas de discusión por excelencia entre los chinos. La gente ha pasado de la ignorancia a la lucha por el derecho a la información, a tomar la iniciativa, a exigir al Gobierno que actúe y tome medidas.

Durante las recientes cumbres de comercio, el Gobierno chino ha clausurado, temporalmente, muchas empresas industriales para limpiar el aire y su propia imagen. Pero tales medidas no sirven para salvar el planeta. China es el país más contaminante del mundo de dióxido de carbono. Ya es hora de que ponga su casa en orden.

El cambio climático y la contaminación del aire están relacionados, pero no son idénticos. La mayor parte del aire tóxico es producido por las mismas fuentes que el dióxido de carbono: calefacción, generación de energía, actividad industrial y tráfico de coches. Controlar la contaminación es lo mismo que reducir las emisiones. Este debe ser el camino que China debe emprender en materia de cambio climático.

Los norteamericanos, saben lo que hacen, intoxican al mundo, con los productos y herramientas que le ofrecen, los mismos chinos. Estamos en Latinoamérica, avisados, Venezuela jamás será la excepción.

.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 489 veces.



Emiro Vera Suárez


Visite el perfil de Emiro Vera Suárez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: