La "Colombianización" (*) de la política en Latinoamérica como medio de control de esta región por EEUU

(*) Instalación de gobiernos basados en el poder del narcotráfico.

Con especial interés y no menos preocupación he leído detenidamente el analítico artículo "La alarmante "Colombianización" de la política en América Latina", de Sergio Rodríguez Gelfestain, referente al nuevo sistema de penetración para control de su " Patio Trasero" adelantado por Estados Unidos, mediante alianzas entre delincuentes narcotraficantes y paramilitarismo con políticos corruptos, ya puesto en práctica con importante éxito en la República de Colombia.

Este plan que por su envergadura y fines de control general vía corrupción de los países Latinoamericanos debemos catalogarlo como macabro, ya que se trata de subyugar a naciones enteras entregándolas en manos de delincuentes comunes, especialmente narcotraficantes por su enorme poder económico en dineros blanqueados y políticos corruptos, que no sólo depredarán los países de su área de influencia en el aspecto económico, que explotarán en su propio beneficio y del poderoso imperio del Norte, sino también en lo moral y tratamiento humano de las comunidades, ya que por la imposición de candidatos fabricados a la medida del Imperio, gobernarían con una supuesta "democracia" sumisa y controlarían cualquier intentona de liberación nacionalista.

Indudablemente que el ensayo realizado en Colombia con la mampara original de combatir el narcotráfico mediante una sustancial ayuda con equipamiento militar sospechosamente para guerra convencional, tal como cazabombarderos F16, y la creación en principio de 7 bases militares distribuidas en todo su territorio, con autorización ilimitada para utilizar el espacio aéreo de la República, cediendo de hecho su soberanía territorial a las fuerzas militares Norteamericanas, en un convenio conocido como el Plan Colombia con un aporte en los primeros años de 4.800 millones de dólares , supuestamente para colaborar en el control de la producción de hojas de coca y su industrialización a cocaína, que no ha sido más que un falso positivo para entronizar un sumiso narco estado con presidentes como Álvaro Uribe Vélez, Juan Manuel Santos, actualmente Iván Duque, que han disfrutado de un ingreso nacional casi absolutamente narco dependiente, porque tanto la producción de la materia prima las hojas, las plantas de coca que han alcanzado la increíble superficie de más de 230.000 hectáreas cultivadas, (cifras de la ONU) y el aumento incontrolable de la cocaína, así como su comercialización al exterior, conquistando primero el mercado de drogas de Estados Unidos, el más grande del mundo (más de 43 millones de adictos, y los consumidores ocasionales pudieran llegar al 40% de la población, o sea que superaría los 100 millones de consumidores) y lanzándose paralelamente a la conquista del mercado europeo para aumentar sus ingresos y capacidad de financiamiento.

Queda claro que el fin no era el control de los cultivos de coca y la producción de cocaína porque estos han experimentado un crecimiento inusitado, en la actualidad se veden solamente en USA más de 1.500 toneladas/año y para disimular su complicidad presentan los pírricos decomisos que publicitan en televisión "Alerta Aeropuerto" de El Dorado, esto a pesar de que se conoce que la coca es una planta dicotiledónea altamente susceptible de ser fácilmente controlado con herbicidas para control de malezas de "hoja ancha" y se recomendaría 2.4-D amina, por lo selectivo y mínimo efecto residual, estimándose en cero el deterioro ambiental. Como información adicional decimos que el 2.4-D es el herbicida de mayor utilización en Estados Unidos en siembras de maíz, arroz y sorgo. Igualmente como informe compararivo aclaramos que en Venezuela sumando las varias aplicaciones que se realizan de herbicidas, insecticidas y fungicidas para los cultivos, sólo en el ciclo de lluvias (invierno) en las diferentes especies que se siembran, llegan a millones de hectáreas, por lo cual suponemos que si hubiera intención de eliminar los cultivos ilegales de plantas de coca en Colombia, serían erradicados en pocas semanas, sin daño estimable al medio ambiente. Suponemos que por lo rentable de la cocaína en el mercado internacional especialmente Estados Unidos y Europa, el Gobierno Colombiano no está interesado en la eliminación del cultivo su principal fuente de divisas y tampoco se consigue amplia colaboración del Gobierno Estadounidense, porque aunque parezca increíble la banca Norteamericana, incluyendo bancos de la Reserva Federal, se vería muy afectada si dejaran de manejar, en realidad "blanquear" más de 110.000 millones de dólares anuales; es oportuno aclarar que blanquear capitales en un pingüe e ilegal negocio de enormes ganancias, aparte de la utilidad derivada de la actividad bancaria en sí misma.

Con el interés económico y financiero de los envueltos en el manejo del narcotráfico, tanto con fines de lucros personales como con trasfondo político que, permita controlar las inmensas riquezas distribuidas entre los diferentes países que conforman la América Latina, con la imposición de gobiernos a su conveniencia y el absoluto desprecio por la salud tanto mental como física de los pueblos consumidores, especialmente Estados Unidos y Europa y en menor grado América Latina, aparte de la inmoralidad que significa la tácita despenalización del comercio de estupefacientes y su aprobación cuando se trate de los "narcos buenos" como el clasificado con el número 82 de la lista de la DEA, Álvaro Uribe Vélez, compinche, de Pablo Escobar Gaviria, el mayor y más reconocido narco de la historia, quien por su intimidad se permitía llamarlo el Dr. Varito, a quien con alcahueterismo cómplice la mencionada oficina anti drogas, procedió a sacar de la lista de los más buscados por narcotráfico una vez que con las narco ayudas llegó a la Presidencia de Colombia, e igualmente a la élite del comercio internacional de estupefacientes, ya que con ello ampliaba las posibilidades de incrementar el "negocio"para Colombia, con la soltura, la autoridad y la impunidad que su nueva investidura le proporcionaba y con el acto de su eliminación de la lista de "buscados", la DEA reconocía su complicidad y a priori exoneraba de toda culpa, la narco industria colombiana.

En este momento debemos traer a colación la razón que disparó la ruptura de Chávez con la oficina antidrogas estadounidense DEA en Venezuela, aparte de la función de espionaje que efectuaban con la excusa de investigaciones sobre tráfico de estupefacientes y consistió, que en una entrega controlada de drogas para investigaciones en los Estados Unidos, la cantidad que llegó a la oficina central de la DEA en USA, fue menos de la mitad de la que había entregado el gobierno venezolano para la operación, desvío que clarificó plenamente la participación de funcionarios de la DEA en el comercio ilícito de drogas. Durante el tiempo que hizo presencia la DEA en Venezuela sus operaciones por servicios de inteligencia sobre alijos, fue cero; en cambio desde que el Gobierno tomo el control para acabar con el tráfico de cocaína, marihuana y heroína por nuestro territorio, se han intervenido más de 140 aeronaves, obligadas a aterrizar o derribadas, aparte de los centenares de incautaciones grandes y pequeñas por diferentes vías, especialmente en puertos y aeropuertos.

La masificación que ha alcanzado el comercio de drogas producidas en Colombia y también Perú, su diversificación hacia otros mercados en Latinoamérica ha comenzado a corromper los estamentos policiales y de control de estupefacientes y con ello las inmensas ganancias que produce esta comercio, están propiciando el surgimiento de una nueva clase social de muy bajo nivel moral, pero con gran poder fáctico por sus capacidades económicas y a trasvés de éstas, controlar las partes álgidas de la economía, en especial las comunicaciones con lo que esto significa, y a partir de este empoderamiento, llevar a la Jefatura de los Estados escorias antipatria, a quienes podrán manejar a su antojo y con ello al país, que sumido en su profunda corrupción se someterán sin protesto al poder imperial, recibiendo de éste, migajas que por la magnitud total de las operaciones siguen constituyendo grandes sumas de dinero, con las que los corruptos entreguistas se conformarán, mientras "regalan" a precios ínfimos el inmenso resto a transnacionales extranjeras, que se llevarán el "lomito" dejando a los pueblos de cada país huesos y pellejos.

No pretendo ser apocalíptico ni pesimista, pero es que no encuentro explicación sin intervención imperial a los extraños retrocesos que se han efectuado en varios países de nuestra América Latina, siempre enferma de gobiernos dictatoriales, surgidos de golpes de fuerza, ligados a oligarquías económicas muy poderosas, muchas de ellas vinculadas al narcotráfico y todas a las fuerzas militares, que han actuado en beneficio propio, con poco o ningún sentimiento de solidaridad con las clases depauperadas, pero en general, todas especialmente las militares, con cierto sentido de patria en defensa de los intereses de cada nación, aunque por necesidades estratégicas de supervivencia, hicieran carantoñas al gran poder imperial del Norte, que salvo por ignorancia, mantuvieron los intereses de cada país aunque fuera por provecho personal con gran sentido de preservarlos, hecho que la "Colombianización" busca, quebrar llevando al poder sus sigüís y así romper el vínculo del gobernante con su país y sus intereses aunque sea un dictador, mediante la manipulación de gobernantes manejables impuestos, todo tendente a eliminar del corazón de los ciudadanos el concepto de patria, que como sabemos no está sólo en el delimitado territorio que la circunscribe, sino especialmente en el corazón de cada ciudadano.

Ante esta situación de avance de individuos carentes de valores éticos y morales para ejercer el poder en sus respectivos países, que han alcanzado sus altas investiduras apoyados con ingente financiamiento de oficinas de Estados Unidos, como la USAID y apoyos con informaciones de Big Data y Cambridge Analytica, para manipular los votantes, ya han tenido éxito en elecciones en las que han llevado con clara intención de control a personajes de comprobada calidad de corruptos como en: Honduras donde llevaron a la Presidencia a un fuertemente acusado de narcotraficante como Juan Orlando Hernández; el apoyo otorgado a Sebastián Piñera acusado de varios delitos entre los que destaca el affair del Banco Talca, quien en un "arranque de sumiso antipatriotismo" apareció incorporando la estrella de la bandera chilena al cuadro de estrellas de la bandera estadounidense; ni hablar de Bolsonaro que en medio de su cavernicolismo esta implicado junto con miembros de su familia como sospechoso de actos de corrupción, especialmente su hijo Eduardo, que por manejos "raros" ha sido suspendido en su propio partido y que decir de Lenin Moreno, que al no más llegar al poder traiciono su agrupación política, a su mentor Rafael Correa y procedió a condonar todas las deudas que su familia tenía con el Fisco del Estado Ecuatoriano y lo hizo extensivo al resto de deudores de su entorno, alcanzando la importante cifra de 4.500 millones de dólares y para balancear este descalabro presupuestario, solicitó un esclavizante préstamo por igual cantidad al FMI.; ni hablar de Macri que hizo otro tanto con la deuda familiar con el Estado Argentino, y criminalmente comprometió los próximos 100 años de la economía argentina, tomando créditos del FMI en principio por 70.000 millones de dólares, hasta ahora con destino incierto.

Debemos pensar que este comportamiento de incorporación de la corrupción en los altos niveles de la política de los países tiene como fin el derrumbamiento moral de las poblaciones que los conforman y con la "Colombianización" ahora no directa del Departamento de Estado, sino mediante el narcotráfico que luego de tomar el control y una vez enraizado en los poderes, garantice para el Imperio la permanencia y manejo de las riquezas de estos países, a la vez que conculcan la posible internacionalización del "mal ejemplo" que pudieran representar administraciones nacionalistas exitosas, mientras tratan de amalgamar todos los países borrando las fronteras, destruyendo sus íconos y valores nacionales, para hacer de nuestros pueblos una solo masa informe y obediente.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 586 veces.



Edgar Valero Díaz

Ingeniero Agrónomo.

 edgarvalerodiaz@gmail.com

Visite el perfil de Edgar Valero Díaz para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /internacionales/a285271.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO