¿Por qué Santos se opone a la Constituyente comunal bolivariana?

En Venezuela están preparando y organizando una Constituyente comunal para abordar diversos problemas de orden político, social y económico.

El Presidente Nicolás Maduro adelanta ya la correspondiente campaña para elegir los 545 integrantes de dicho cuerpo soberano.

Esta iniciativa es rechazada por la ultraderecha fascista que desarrolla un plan violento para destruir el gobierno mediante acciones terroristas que han derivado en la muerte de casi 100 personas, muchas de ellas pertenecientes al chavismo.

Pero el principal promotor de toda esta estrategia de destrucción de las instituciones venezolanas es el gobierno de los Estados Unidos junto con el conglomerado de las poderosas corporaciones petroleras globales que trabajan para apoderarse nuevamente de una de las mayores reservas de hidrocarburos del planeta.

El gobierno del señor Trump es una poderosísima máquina de guerra que cuenta con un amplio dispositivo bélico y político para imponer sus objetivos globales.

La OEA y varios gobiernos de América Latina hacen parte del arsenal gringo para aplastar focos adversos a su hegemonía histórica en el hemisferio occidental.

Parte de la infraestructura norteamericana son las 10 bases militares instaladas en el territorio colombiano para operar sin problemas en la región.

Desde Colombia y con la aquiescencia del gobierno, los gringos ejecutan todas sus actividades de sabotaje contra el régimen de la Republica Bolivariana de Venezuela.

Desde Uribe Vélez hasta el actual jefe de la Casa de Nariño, el señor Santos, el gobierno de Colombia ha sido un fiel servidor de la administración de Washington.

Uribe y Santos son las dos principales puntas de lanza de la arremetida imperialista contra la nación que fundó el Libertador Simón Bolívar.

Es un dato que muchos analistas, incluidos los de cierta izquierda, ignoran cuando intentan explicar la actual crisis económica y social de Caracas.

Esa la explicación de la posición planteada por el Señor Juan Manuel Santos cuando pide la cancelación de la Constituyente.

El pedido de Santos no es más que una abierta injerencia en los asuntos internos de Venezuela que, por supuesto, tendrá serias repercusiones en los problemas colombianos que no son menores.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1440 veces.



Horacio Duque

Politólogo e historiador.

 horacioduquegiraldo@gmail.com      @horacio_DG

Visite el perfil de Horacio Duque para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Horacio Duque

Horacio Duque

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /internacionales/a249050.htmlCd0NV CAC = Y co = US