África, invitada a evolucionar hacia la perdición

Las trasnacionales ponen el ojo en África, el consumismo, la contaminación, rodeados de envoltura multicolor, punto de partida de numerosos males políticos, económicos, sociales, la clase media africana será tentada a desarrollarse en un proceso tan espantoso como apenas son capaces de imaginar con el capitalismo salvaje.

África, fuente histórica de esclavitud poblaron el mundo con su mano de obra para trabajos forzados, después, abandonados a su suerte por el mundo desarrollado no alcanzaron el desarrollo industrial ni intelectual para poder explotarlos con mayor facilidad, la cultura africana descansa sobre pilares muy débiles, también debilitados por ellos mismos por la constante sangre derramada por la inestabilidad política traducida en constantes guerras civiles.

Continente donde la pobreza sigue siendo un ejemplo mundial ocupa el último lugar en la tierra, según las estadísticas para realizar negocios basados en la seguridad jurídica, impuestos, cumplimiento de contratos, protección a los inversionistas, parámetros de capital para que el Banco Mundial mida las opciones de inversión.

El FMI dice sin embargo que, los 47 países del África subsahariana registran un crecimiento del 5% del PIB lo que permite proyectar para el 2011 un 5.5% del PIB, con una inflación promedio para el continente situada en 8%, en 1.6 billones del total del PIB africano, casi como el PIB brasileño. La cantidad de empresas africanas con 3000 millones o más de ingresos por año superan las 20 y el poder de gasto discrecional en las familias llega al 43%.

La lucha de los capitales en África, es por la clase media calculada en 1000 millones de personas número que ya supera al mercado de la India, familias con ingresos suficientes para gastar en cadenas como KFC, McDonalds, Wal-Mark Store, telefonía celular, tiendas de vestir, hoteles, y otros servicios, la consultora McKinsey Co. Calcula que el gasto de los consumidores africanos llegara a los 1.4 billones para el 2020 frente a los 860 millones del 2008.

Los recursos naturales siguen siendo en África los que atraen mayor inversión, entre el 2000 y el 2009 la inversión extranjera se sextuplico hasta llegar a los 72180 millones de dólares según la división de comercio y desarrollo de Naciones Unidas (UNCTAD) este mismo organismo dice que en el peor año de crisis (2008) la inversión directa bajo a los 58600 millones de dólares, un alto porcentaje de este capital se dirige a las manufacturas y a los servicios. El valor de las fusiones y adquisiciones del sector manufacturero llego a los 16000 millones de dólares en el mismo año.

72180 Millones de dólares en inversión directa en África, en el 2008 es algo tan grande como el flujo a China, en relación al PIB. África tiene 52 ciudades con más de 1 millón de habitantes lo que le hace apetecible para el negocio de los servicios con un crecimiento anual en cuanto a la productividad laboral situada en 2.8% superior a la tasa europea de 1% y a la estadounidense ubicada en 1.5%. 220 Millones es el número de africanos que actualmente satisfacen necesidades básicas, pero, para el 2015 serán potenciales consumidores de servicios.

África cuenta con reservas importantes a nivel mundial, 10% de petróleo, 40% de oro, 84% de cromo, 88% de platino, lo que últimamente le ayudo por el incremento del valor de las materias primas, precio en gran medida orientado por China, ha ayudado a sostener la economía de estos países de la mano de gobiernos más capaces pero títeres, ayudados por una mejor estabilidad política que permite la inversión y la generación de empleos sosteniendo la pobreza por la escasa inversión social.

Sin embargo, para que África sea la nueva Asia, falta mucho camino por recorrer dice Peter Wonacott, en su artículo publicado por The Wall Street Journal,” hay economías que en algunos países se contraen, en otros subsiste la inestabilidad política y en otros casos las líneas fronterizas delimitadas por las potencias coloniales europeas perjudican el esfuerzo para unir las economías, incluso, en áreas donde se habla un mismo idioma como en África occidental, África debería ser un único mercado”. 

Un estudio realizado para la agencia internacional de desarrollo de EEUU, encontró en Togo, que por cada 100 Km. Existían 6 puestos de control policial para sobornos por un valor de casi 26 dólares, produciendo demoras de unas 2 horas. En Beni, los conductores de camiones deben pagar unos 96 dólares cada 100 Km. En África la corrupción es tan grande como el incremento de la economía, van de la mano.

Otros estudios dicen que las oportunidades comerciales no están en la clase media sino bajo el suelo y en el lecho marino, zonas copadas desde hace años por las trasnacionales petroleras y mineras causantes de uno de los peores daños ambientales en el mundo del que se tenga noticia en Nigeria, trasnacionales que siguen con el visto bueno de gobiernos lacayos para la explotación  incrementando el statu quo de esas naciones así como la clase media que luego será explotada una y otra vez, circulo vicioso neoliberal que le puso el ojo a Africa.

Otras compañías como Piageo PLC propietaria de la cerveza Guinness y del whisky Johnny Walker hacen su agosto, pues, los africanos clase media beben whisky en más de 40 naciones, Nestle SA. Desde 1927 tiene 30 fábricas en el continente cuando en otros lados quebró y, es que 1000 millones de personas es un mercado apetecible para cualquier potencia que quiere lucrar sosteniendo la pobreza y el subdesarrollo, África es el sitio ideal en estos momentos. 

rcpuma061@yahoo.com



Esta nota ha sido leída aproximadamente 3085 veces.



Raul Crespo


Visite el perfil de Raul Crespo para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: