Los zarpazos neoliberales

Durante la década de los años ochenta y noventa del siglo XX se impuso el pensamiento neoliberal en la formulación de las políticas económicas de los principales países desarrollados y en buena parte de los envía al desarrollo. En los primeros, la crisis capitalista de los años setenta que origina la estanflación y cuestiona el Keynesianismo, explican esta hegemonía. En los segundos, la crisis de pago de deuda externa vivida por Brasil, México, Argentina y en menor cuantía Venezuela, hizo que el Fondo Monetario Internacional impusiera el recetario neoliberal que obligaba a estas naciones a aplicar una política macroeconómica sustentada en la reducción significativa del papel del Estado en las economías, la contracción de la demanda agregada interna que, generando recesión, permitiera saldos favorables en las balanzas de pago, garantizando así el pago puntual del capital e interés a la banca privada internacional y, una apertura de la economías al capital internacional  por las privatizaciones y las drásticas bajas de los aranceles. El resultado de aquella política significó la perdida del crecimiento económico para America Latina y esencialmente el ensanchamiento de la pobreza  de su población. Décadas perdidas se les llamo.

El siglo XX trajo consigo una reacción de nuestros pueblos contra el ensayo neoliberal. Se produce un giro a la izquierda en America latina que cuestiona como aspecto central que nuestros pueblos hayan sido “laboratorios sociales” donde gobiernos entreguistas e inhumanos se subordinaran a una estrategia empobrecedora cuyo fin era garantizar la solvencia financiera del gran capital financiero internacional. 
 
Los pueblos derrotan al neoliberalismo dotándose de gobiernos y lideres auténticos que inician un largo camino contra la desigualdad, la inequidad y la injusticia. El Estado se hace fuerte no solo por una decisión coyuntural, priva el establecimiento

de nuevas formas de participación y organización de la sociedad que relanzan la democracia formal hacia una democracia protagónica. Como pocas veces en la historia conocida se acortan las distancias entre pueblo y poder constituido. Se instala un proceso de recuperación plena de la soberanía en el manejo de los sectores estratégicos de la economía y de las riquezas naturales.

La derecha del continente enlazada con los intereses del capital trasnacional no se da por vencida. Con un doble discurso, que esconde una doble moral, dicen defender la democracia cuando esta se correlaciona exclusivamente con los intereses del capital e intentan, por todos los medios, desprestigiar y caotizar los proyectos de sociedad que adelantan las fuerzas socialistas, de izquierda o progresistas que gobiernan por mandato de los pueblos. No se detienen en preparar y financiar desestabilizaciones políticas y económicas en aquellas democracias de corte popular en America Latina. Una y otra vez manifiestan su hipocresía en este tema. La agresión permanente en el plano internacional contra Venezuela, Ecuador, Bolivia, Argentina, Nicaragua es vivo ejemplo de esta confrontación.

Los movimientos sociales, los trabajadores, los partidos políticos de izquierda, los militares patriotas de nuestro continente debemos estar concientes que el neoliberalismo empobrecedor, el gran capital que se niega a ser regulado y los Estados Unidos no detendrán los zarpazos para derrocar Presidentes y democracias populares. El último episodio en el Ecuador es el mejor testimonio. 
 
Nadie puede fiarse del doble discurso de la derecha nacional e internacional. Acá, en mi país, Venezuela, acaban de participar en las elecciones parlamentaria, ese es su plan B, el plan A, es derrocar al gobierno legítimo. Más zarpazos vendrán que tendremos que derrotar con la fuerza de la solidaridad internacional, la movilización conciente de los pueblos y el compromiso de militares nacionalista y patriotas.

rodrigo1cabeza@yahoo.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1672 veces.



Rodrigo Cabezas

Economista. Profesor de la Universidad del Zulia

 rodrigo1cabezas@gmail.com

Visite el perfil de Rodrigo Cabezas para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: