Parte IV

El socialismo del siglo 21

El estado socialista del siglo 21, asegurará definitivamente que el pueblo venezolano disfrute de Asistencia social y seguridad de su salud, que deberá ser de gran calidad y sin menoscabo. Deberá ser la prestación de la salud. Totalmente gratuita y de calidad en todos los niveles, todas las fases y todos los aspectos. La dotación de los hospitales preventivos y curativos debe ser completa, eficiente y efectiva.

En este particular vale la pena hacer un ejemplo de la maldad del capitalismo, relacionada con la prestación de salud, en la cual desgraciadamente el estado venezolano se hace cómplice. Es la gran cantidad de recursos económicos que el estado dilapida alimentando a las clínicas privadas y compañías aseguradoras que son todas propiedad de los capitalista, de paso estos entes capitalistas no dan un buen servicio, por lo cual cobran caro y puntualmente.

Es de hacer notar, la gran cantidad de guarimbas, que constantemente realizan los médicos que laboran en los hospitales públicos: retrasando y obstaculizando el desempeño, la logística y la calidad del servicio en los hospitales públicos para; de ésta manera inducir a los pacientes y sus familiares a buscar el servicio requerido en las clínicas privadas donde éstos mismos médicos y profesionales de la salud, también laboran.

Pero este ejemplo no se queda ahí, resulta que paralelo a este gasto bestial del estado, el mismo estado gasta una gran cantidad de recursos en la red de salud pública gratuita, la cual no es utilizada por muchas personas, porque le han hecho creer que la salud publica no funciona bien, y entonces accede a la salud privada. Lo que viene a representar una aberración economicista, que a la larga favorece a los depredadores capitalistas.

La economía deberá ser totalmente humanizada. El valor del dinero nunca podrá ser ni más alto ni más importante que el valor de las cosas. De manera tal que los alimentos, los medicamentos, los fármacos, los insumos y equipos para la salud, la pedagogía en toda su basta extensión, y otros de igual importancia para la humanidad no podrán ser objeto de lucro.

Todas estas premisas parecieran ser difíciles de ejecutar y lograr, pero de ninguna manera son imposibles de poner en practica. De allí que el estado debe tener como principio la aplicación del socialismo del siglo 21, basándose solamente en los intereses del pueblo sin tomar en cuenta doctrinas costumbres procedimientos e intereses de otros países o regiones.

Podemos decir que antes de ponernos a sopesar o tomar en cuenta otras ideas con las cuales tendríamos que integrarnos para llevar a cabo nuestros proyectos, algo así como pedir licencia o en el mejor de los casos pedir permiso, deberíamos recordar que cuba a estado soportando y viviendo a pesar de un bloqueo brutal que la aísla en contra de su voluntad de gran parte del planeta. Entonces partiendo de ese hecho podríamos decir que también nosotros podemos bloquearnos por nuestro propio interés. Y negociar con el resto del mundo según nuestros requerimientos y necesidades.

Continuara....

wiliancastillop@gmail.com

PATRIA SOCIALISMO O MUERTE ¡VENCEREMOS!



Esta nota ha sido leída aproximadamente 3018 veces.



William Castillo Pérez


Visite el perfil de William Castillo Pérez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



William Castillo Pérez

William Castillo Pérez

Más artículos de este autor



US mp N Y ab = '0' /ideologia/a92243.htmlCd0NV CAC = Y co = US