Partido Revolucionario Bolivariano de Venezuela

Un verdadero torrente de ideas ha sido la respuesta de los sectores políticos e intelectuales afectos al proceso bolivariano y no tan afectos, ante la convocatoria del Comandante Chávez a discutir el socialismo y el partido que necesitamos. El que queremos, el que podemos construir en este espacio y en este tiempo. Muy rápidamente brotaron kilómetros y kilómetros de palabras publicadas a través de los medios impresos, radiales o audiovisuales comprometidos con la revolución y ni qué decir en esas tribunas de altísimo contenido y práctica democrática con que contamos en el ciberespacio. Aprovecho la ocasión para hacer un reconocimiento al equipo de “aporrea” herramienta de la libertad de expresión, verdadero vehiculo para la mas variada manifestación del pensamiento popular, progresista y revolucionario. Nada más en esta página en un día se puede llegar a contar entre 20 y 25 trabajos sobre el socialismo y el partido, con un tiempo de duración entre 2 y 3 días publicado.

El socialismo por definir y el partido por construir es una discusión que hasta el momento pareciera estar solamente allí, en los círculos intelectuales, en los sectores militantes y politizados que se consideran los llamados a ser parte de la vanguardia y más aún a decir desde ya cuál y cómo va a ser esa vanguardia. Ya hemos visto a dirigentes del MVR declarando que el nuevo Partido Unido Socialista estará abierto a todos sin importar de donde vengan, es decir el mismo “vente tú” o a definir si será “único” o “unido” Personalidades que hacen propuestas o sencillamente dicen “como serán las cosas” estableciendo cronogramas y lapsos y hasta la Iglesia Católica ha declarado que está bien, socialismo, pero eso si que no sea marxista.

De entrada debo declarar que no comparto la denominación de Partido Socialista Unido de Venezuela. Primero porque se supone que si es un partido debería ser unido. Segundo porque el solo concepto de socialismo de por si no define mayor cosa. Socialistas dicen ser los del PSOE español, los que gobiernan hoy en día en Chile, los masistas y hasta los adecos. Lo que definirá verdaderamente que sea socialista es que sea revolucionario. Creo que el nuevo partido debería llevar las denominaciones de “revolucionario” y “bolivariano” Algo así como “Partido Revolucionario Bolivariano”, lo que le daría la posibilidad continental de servir a la liberación de los pueblos de América. Un partido para la liberación americana con las particularidades de cada realidad, como lo intentó ser en su momento el Partido Comunista de Indochina o el de Centroamérica Me parece que ese nombre definiría más cabalmente nuestro proceso histórico. “La Patria es América” nos legó el Libertador y hoy en día su pensamiento vuelve ser vanguardia de nuestras luchas. Recordemos que su espada camina por América Latina. Pero ya el Comandante Chávez dijo que quizás ese podría ser el nombre y de allí en adelante es el que se ha venido usando.

La preocupación fundamental es cuál va a ser el mecanismo para que tantas ideas no se queden en el aire. De qué manera se van a recopilar para someterlas a consideración. Se habla de un Congreso Ideológico. De dónde y cómo se van extraer los delegados de ese Congreso ideológico. Los partidos que medianamente tienen una militancia formada ideológicamente cuando hacen un Congreso, su preparación y desarrollo se llevan hasta años. ¿Qué vamos a tener aquí, un Congreso del MVR donde puedan participar otras organizaciones? ¿Cuál de nuestras organizaciones revolucionarias salvo el PCV cuenta con los mecanismos y la práctica requeridos para que se escojan desde sus bases las representaciones para un Congreso? Más aún, el MVR la más masiva de nuestras organizaciones, ¿cuenta de verdad con bases orgánicamente hablando? o es que el mecanismo nuevamente será el histórico dedito. De hecho la única organización que ha declarado que convocará a un Congreso extraordinario para discutir su disolución ha sido el Partido Comunista de Venezuela. Los demás casi todos, lo han decidido desde sus cúpulas.

Hoy por hoy esa discusión no forma parte del acontecer cotidiano en la vida del pueblo, por ejemplo no es tema central en el quehacer de los Consejos Comunales, definidos como la célula embrionaria de lo que será la nueva sociedad, ni entre los amplios conglomerados de las misiones o entre los obreros y campesinos, protagonistas fundamentales de la construcción socialista, ni siquiera en los autobuses y carros por puesto.

El Comandante Chávez tiró la línea de la permanencia de los Batallones Electorales como la forma organizativa más básica producida por la revolución. Aquellas UBES evolucionadas en Batallones, Pelotones y Escuadras fueron los instrumentos efectivos para alcanzar las contundentes victorias electorales de los últimos tiempos y lógicamente están diseminados entre las comunidades. Serian ellos parte de la militancia activa para propagar, discutir, informar y formar al pueblo particularmente en el área comunitaria, pero como punto de partida tendrían ellos que ser informados y formados.

Pero existen amplísimos sectores en la sociedad que no son tocados directamente por la acción de los Batallones Electorales y que están esperando, requieren propuestas organizativas Charlas, conferencias, discusiones en los barrios, en los centros de trabajo dentro de un amplio periodo de estudio y formación. Qué es el socialismo, qué experiencias ha habido, cuáles han sido sus resultados, cómo es el socialismo y el partido que en principio queremos.

El pueblo venezolano ha demostrado hasta el hartazgo estar preparado para las más complicadas tareas, para ser de verdad el protagonista de su historia, construyendo un partido de la revolución desde sus raíces, que es la única forma de que hablemos de partido de la revolución. Un partido que sea capaz dado el caso de decirle no al propio comandante.

Juangriego 24-12-2006

mundoiribarren@gmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 3764 veces.



Edmundo Iribarren


Visite el perfil de Edmundo Iribarren para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Edmundo Iribarren

Edmundo Iribarren

Más artículos de este autor


Notas relacionadas