Desafío político económico social

El desafío político económico social es un reto de capacitar a la mayoría para producir riqueza, llevado, el desafío, por la consciencia distributiva creativa de la abundancia sobre la escasez, hasta lograr la justicia social distributiva, el equilibrio dinámico dialéctico dilógico diplomático difuso, entre los casos límite contradictorios, riqueza y escasez, en que sitúase el desafío político económico social, contenidos que contiene el continente moderno ilustrado originario romano: "Iustitia est constans et perpetua voluntas ius suum cuique tribuendi" "Justicia es la continua y perpetua voluntad de dar a cada uno lo suyo", el Derecho Usual Ordinario Romano contra el Derecho Inusual Extraordinario Norteamericano, aquel, modernidad ilustrada originaria digestoiana ulpianoiana, y entre ellos, equilibrio, y que no de otra suerte que como cuando, entre los aspectos límbicos, riqueza y pobreza, abundancia y escasez, deber y derecho, obligación y facultad, dicho y hecho, hecho y Derecho, en tanto que el Derecho Barakobamiano Norteamericano, es de sometimiento bloqueo criminal naval, el de la guerra económica comercial financiera, asina asín así, la guerra y la paz, amor y odio, de la imprecación malsana georgebushiana, el de estás conmigo o el de estás con mi enemigo, de la exclusión sostenida manifiesta contra la inclusión constante pedida, sencillamente el enfrentamiento de vocales de la "o", y, de la "y", por culpa de Aristóteles y su lógica clásica escolar contra la lógica borrosa difusa mundial, y, que gracias a esa cadena titulativa genética, desde allá de la gran moral aristotélica, del hablar de exceso y defecto, y, su manifestado medio, en que sálele criada respondona al tercio excluso aristotélico, en que insurge junto al tercio incluso aristotélico de la sombría penumbra whitmaniana. Con digresión y sin digresión, el desafío político económico social, capacitar a la mayoría para producir riqueza, llevado, el desafío, por la consciencia distributiva creativa de la abundancia.

El desafío político económico social es un reto de capacitar a la mayoría para producir riqueza, llevado, el desafío, por la consciencia distributiva creativa de la abundancia sobre la escasez, hasta lograr la justicia social distributiva, el equilibrio dinámico dialéctico dilógico diplomático difuso, entre los casos límite contradictorios, riqueza y escasez. La riqueza. Es verdad, esto ante el planteamiento de los Premios Nobeles de Economía: Ver página web, https://www.google.com/search?q=Premios+Nobeles+de+Económia+2019&oq=Premios+&aqs=chrome.0.69i59j69i57j0l4.6769j0j7&sourceid=chrome&i. "El Premio Nobel de Economía es para investigación sobre el alivio de la pobreza mundial. Abhijit Banerjee, Esther Duflo y Michael Kremer recibieron este lunes, el Premio Nobel de Economía por su investigación sobre el alivio de la pobreza mundial. El trío fue pionero en un enfoque para la reducción de la pobreza que se basó en experimentos cuidadosamente diseñados que buscaban respuestas a preguntas políticas específicas. Duflo, profesora del Instituto de Tecnología de Massachusetts, es la persona más joven y la segunda mujer en recibir el premio. Banerjee también es profesor en el MIT. Kremer, profesor de Harvard, utilizó el trabajo de campo para evaluar cómo podrían mejorarse los resultados escolares en el oeste de Kenia a mediados de la década de 1990. Los galardonados de este año han introducido un nuevo enfoque para obtener respuestas confiables sobre las mejores formas de combatir la pobreza mundial, sus recetas para reducir la pobreza, muy concretas. Por ejemplo, los premiados investigan los efectos de potenciar y mejorar aspectos específicos relacionados con la pobreza como la educación y las infraestructuras, dijeron los organizadores en un comunicado. "

Nada nuevo bajo el sol eclesiástico, pero son Premio Nóbel, en tanto que en Venezuela, ante el bloque naval total del imperio norteamericano del nefasto presidente Donald Trump, que aféctanos a todos, el desafío político económico social es un reto de capacitar a la mayoría para producir riqueza, asina, asín así, que no de otra suerte que como cuando el presidente Maduro aprobara la creación de los Comités Escolares de Abastecimiento y Producción. El Presidente Nicolás Maduro apuesta porque en las escuelas se críen gallinas y coséchanse güevos. Maestros rechazan la decisión, estaría el presidente, indicando y apuntando al desafío político económico social, al reto de capacitar a la mayoría para producir riqueza, al desafío, el reto en las escuelas, en las mayorías, al coco de cada chamo y de cada chama, o sea, el presidente de la República Bolivariana de Venezuela, Nicolás Maduro, aprobó este jueves 17 de octubre, día de San Andrés, y del cura Andrés, la creación de los Comités Escolares de Abastecimiento y Producción (CEAP) para garantizar la alimentación a 6 millones 412 mil 575 estudiantes en el país, contra lo que plantean uno que otro docente, o sea, el presidente Maduro , desafía a la política económica social, lanza un grito en el desierto docente, que solo y sólo, Pedro pueblo escuela aristobuloistúriziano, que escucha el desafío político económico social es un reto de capacitar a la mayoría para producir riqueza, llevado, el desafío, por la consciencia distributiva creativa de la abundancia sobre la escasez.

El desafío político económico social es un reto de capacitar a la mayoría para producir riqueza, pero veamos los testimonios de Arturo Uslar Pietri en El Nacional, el domingo, 21 de enero de 1996. P. A/4: "La idea de que se puede crear riqueza por el trabajo, y que el dinero no es por naturaleza estéril, sino, al contrario, un factor de la producción, fue una de las grandes novedades del cambio de mentalidad que, desde el Siglo XVI, se produce en algunas limitadas regiones de la Europa del Norte…El concepto de la riqueza, dejo de ser inerte y pasivo, para convertirse en un concepto dinámico y creador. Era posible crear riqueza por medio del trabajo y del ingenio humano. Este cambio de mentalidad hizo que aquellos países del Norte de Europa, que habían permanecido aislados y marginados, durante casi toda la Edad Media. Se convirtieran rápidamente en los creadores del moderno capitalismo y de la idea misma del desarrollo, que luego se iba extender, con muchos tropiezos y limitaciones, en todo el resto de Europa y del mundo…La riqueza no era el fruto de un azar o de un asalto, sino el resultado necesario del trabajo creador, de la honestidad y la buena fe. En ese extraño fenómeno que se produce en los Países Bajos, a comienzo del Renacimiento, va iniciarse la modernidad económica, política y social…Mucho peso negativo ha tenido en la historia política de los últimos años la idea simplista y proclive al equívoco del "repartir de la riqueza". Corresponde a esa noción estática y externa de lo que es la riqueza. Repartir mejor la riqueza existente no la aumenta, ni hace mejores, sino de una manera transitoria a quienes la reciben. El gran desafío de nuestro tiempo es encontrar el modo eficaz y fecundo de repartir mejor, entre el mayor número, la capacidad de producir riqueza."

Nada nuevo bajo solariego eclesiástico, el desafío político económico social es un reto de capacitar a la mayoría para producir riqueza. Adam Smith, economista escocés, 1723-1790, en Investigaciones sobre la Naturaleza y las Causas de la Riqueza de las Naciones, expresara: "Los puntos principales doctrinarios son considerar el trabajo como fuente de la riqueza, el valor, basado en la oferta y la demanda; el comercio, libre de toda prohibición; la competencia elevada a la altura de un principio. El trabajo anual de cada nación, constituye el fondo, que originalmente le proporciona todo lo necesario y conveniente para la vida, que es también lo que anualmente consume, y que consiste siempre en el inmediato producto de ese trabajo o en lo que se puede comprar con el de otras naciones."

Nada nuevo bajo solariego eclesiástico, el desafío político económico social es un reto de capacitar a la mayoría para producir riqueza. Y esa capacitación está en la escuela con Pedro pueblo escuela aristobuloistúriziano, que solo y sólo, escucha el desafío político económico social.

Si el desafío político económico social es un reto de capacitar a la mayoría para producir riqueza. Entonces sea dicho que el desafío, sea llevado por la consciencia distributiva creativa de la abundancia sobre la escasez, hasta lograr la justicia social distributiva, el equilibrio dinámico dialéctico dilógico diplomático difuso, entre los casos límite contradictorios, riqueza y escasez, en que sitúase el desafío político económico social en el universo escolástico gallináceo güevara venezolano que promueve el presidente Maduro.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 352 veces.



Miguel Homero Balza Lima


Visite el perfil de Miguel Homero Balza Lima para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Miguel Homero Balza Lima

Miguel Homero Balza Lima

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /ideologia/a283531.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO