El arado y el mar

Detengamos el giro fascista de Maduro

Cuando una Revolución pierde su esencia ideológica, su humanismo, se ahoga en las arenas movedizas del fascismo, entendiendo a éste como un sistema altamente represivo, cruel, sin ningún respeto por el ser humano. Ejemplos hay en la historia de esta conversión de movimientos revolucionarios en pandillas guiadas por la crueldad, sin otra meta que permanecer. Recordemos las purgas de Stalin, los campos de concentración, la feroz persecución a Trotsky, el cerebro de la Revolución de Octubre, el fundador del Ejército Rojo. Recordemos también el asesinato del poeta Roque Dalton. A Camboya.

Es así, Revolución que no cuida su ideología, que la desprecie, va camino a la derrota, y ese camino será regado con la sangre de Revolucionarios, de hermanos víctimas de la conducción pervertida. Por eso la vigilancia revolucionaria, de la masa, del Partido, es fundamental. Aquí entre nosotros el fascismo asoma el colmillo. Veamos.

Ayer 15 de marzo, el Presidente Maduro nos habló de una “lista de traidores” que se encuentran no sólo en norteamérica sino también dentro del Partido, añadió que “sudarán frío, hasta diarrea les dará” cuando él dé los nombres.

La amenaza, la acusación en vacío, es de suma gravedad, es urgente estudiarla, tomar posición frente a ella. Lo primero que resalta es que el Presidente se erige en un poder sobre el Estado de derecho, puede acusar de traidores y condenar a alguien sin llevarlo a los tribunales, sin juicio, sin derecho a la defensa. Su palabra y el inmenso poder mediático del que dispone le dan veracidad a cualquier imputación, su programa de radio se convirtió en tribunal penal y policía ejecutora. 

La prensa nacional hierve con la noticia, se desatan los demonios de las persecuciones, ahora todos son sospechosos, todos pueden acusar, los aduladores se adelantaron a dibujar retratos hablados, se abren apuestas sobre quiénes son los traidores. Maduro despertó las más bajas pasiones de la sociedad, el linchamiento moral -por ahora-está en marcha.

Si a esto unimos las acciones del olhp, asesinando a diestra y siniestra, las máscaras en los operativos, la pérdida de apoyo del gobierno, el agotamiento de su ideología, el fracaso rotundo de su política de alianza con los burgueses, debemos llegar a la conclusión de que el gobierno, desesperado por permanecer, da pasos acelerados hacia territorio fascista. El deslizamiento al fascismo adquiere su propia dinámica, se alimenta a sí mismo, se les va de las manos al gobierno, no tiene freno, no tiene límite. Puede crecer hasta niveles increíbles. 

Es urgente que se detenga este deslizamiento, que alguien con poder abra los ojos, despierte, que se dé cuenta del camino perverso que esto lleva, que hable, que grite, que denuncie, que le ponga coto a la locura. La dirección del PSUV, el Defensor del Pueblo, la Fiscal,  José Vicente, ¿qué esperan para actuar, para decir, en nombre de qué callan, qué puede estar por sobre el humanismo de una Revolución?  

Los que hoy callen, mañana no podrán hablar. Su alma los condenará por no haber hecho lo que su historia les pedía que hicieran, por no haber cumplido con el Comandante Chávez, por dejar que su legado terminara en esto horroroso.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 5571 veces.



Toby Valderrama Antonio Aponte

elaradoyelmar.blogspot.com

 elaradoyelmar@gmail.com      @elaradoyelmar

Visite el perfil de Toby Valderrama Antonio Aponte para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Toby Valderrama Antonio Aponte

Toby Valderrama Antonio Aponte

Más artículos de este autor



US mp N Y ab = '0' /ideologia/a242812.htmlCd0NV CAC = Y co = US