El Socialismo del Siglo XXI deberá ser un objeto conceptual que se engendra en la profundidad conceptual política

Es tiempo que alguien se atreva a profundizar ontológicamente y epistemológicamente conceptos y crear otros nuevos. Como concepto nuevos, se tiene el Socialismo del Siglo XXI, para que pase a la historia como un nuevo concepto del presente Siglo, que perfectamente puede tener otra nominación.   Esto se  logra, a  partir del principio que todo el concepto se estructura, en: objetivo, alternativas, selección de alternativa y futuro. Además, a  la luz de la escala jerárquica del concepto, se debe de decidir si se construye mediante  el método deductivo o inductivo.

El sistema Capitalista del Norte fue estructurado en un sentido específico más general « por antecedentes ancestrales», con grupos con tendencias dominantes y solidarias entre ellos;  ignorando la condición humana del originario, aunque más tarde lo reconoce en el desarrollo de El Neoliberalismo.  Actualmente y en sentido general aparenta un sistema estructurado por una Clase Dominante donde prevalece la Política sobre la legalidad con consecuencias muy discutida en los escenarios mundiales; que ha impactado  la realidad sensible.

El Socialismo del Siglo XXI como selección alternativa, también se debe construir en sentido específico estructurándose mediante la concientización individual. Una vez que el individuo sea capaz de trabajar en equipo, se transforma en sujeto. Se discute los conceptos en grupos con formas ideológico, identificando los elementos comunes y las diferencias. Donde las diferencias  se deben de negociar como complementación  de la concientización grupal. De la misma forma los líderes grupales se conforman en grupos en sentido más general, desarrollándose una primera profundidad, con una dirección calificada.  Y Se construye mediante el método inductivo, donde se debe mantener en equilibrio lo político y la legalidad.

Cualquier análisis político, económico, social y cultural que se haga, determina que Venezuela en sentido específico más o menos general está apta para construir el Socialismo del Siglo XXI, debido a que tiene una  población con un nivel cultural en crecimiento, incremento en el desarrollo comunicacional y excelentes recursos económicos; al compararlo con el resto que conforman el escenario mundial. Por lo  tanto, la forma eficaz de construir el Socialismo del Siglo XXI, es en sentido inductivo o analítico de la realidad sensible venezolana. 

 Esto apreciación  permite determinar el punto de partida de la construcción del Socialismo del Siglo XXI mediante el  diagnostico, predicción y reconocimiento del militante socialista, que son los artífices de la revolución bolivariana. Basta visitar a los grandes centros comerciales  y restaurantes del país, para darse cuenta la comodidad con que se sienten una gran cantidad de ciudadanos como un consumidor de ropas y utensilios de marca, comidas exóticas y ver como en la cara de satisfacción de pobres y ricos. Se puede inferir que la mayoría son gentes pobres, que sobre sus escasos recursos; existen significantes intereses, que es menester conciliar.

La política a desarrollar en el Socialismo del Siglo XXI debe ser una actividad impulsada por una fuerza social en forma ideológica en la toma de decisiones  y en  el ejercicio del poder por el pueblo para la resolución de conflictos de intereses y para satisfacer sus necesidades y orientada por políticos con conceptos más profundos. Al consolidarse esta fuerza social mediante la motivación comunicacional y estímulos socioculturales, estará en condiciones de promover cambios emocionales y racionales en el sistema capitalista e iniciar el Socialismo del Siglo XXI.

Para consolidarlo es obligante profundizar conceptos  científicos políticos, incluyendo nuevas técnicas y modelos que permitan la producción de objetos conceptuales  y organizar los conocimientos  sobre una estructura de hechos objetivos con  equidad y justicia. AL incluir dentro la ciencia política, lo social.  Se debe dedicar al estudio de la actividad política como un fenómeno universal y necesario, al servicio del ser humano en forma integral, desarrollando la teoría de Estado como una forma de organización social, con objetivos socialista. Mediante la  participación de individuos que se reúnen a trabajan en forma colectiva, con el objetivo de acceder al poder y desarrollar propuesta para su organización (partidos) regidos por doctrinas, teorías, reglamentos y estatutos;  que explican la forma la nueva forma de interpretar la sociedad.

Pero el concepto político más significante, es la Democracia, causa de muchas controversias entre el sistema capitalista y los otros sistemas políticos. Aunque todavía no se ha conceptualizado oficialmente el Socialismo del Siglo XXI, ha sido atacado y vilipendiado.  Sin embargo, debe estar fundamentado en el gobierno del pueblo.  Y por medio de mecanismo de participación directa o indirecta, el pueblo elige a sus gobernantes delegándole el poder,  para que se administre con equidad y justicia. Y las relaciones sociales se establecen por costumbres consuetudinarias, en base a la praxis. 

  (*) Ing. Esp.

basilioalezama@gmail.com



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2074 veces.



Basilio A Lezama (*)


Visite el perfil de Basilio Lezama para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: