¡Insólito se robaron una escuelita en la isla de Cubagua!

Desde Boca de Río, donde se encuentra la Estación Biológica de la Universidad de Oriente (UDO), y uno de los puntos de partida para llegar a la isla de Cubagua, me había llegado una denuncia hace varios meses atrás sobre una presunta inauguración de una escuelita en la isla de Cubagua y de otras obras al parecer tampoco realizadas allí.

Como Contralor Social a tiempo completo y con un diplomado sobre estudios de corrupción, seguí las pautas recomendadas para hacer una investigación veraz y responsable. Es así que recibo una invitación del profesor Jesús Rosas, Director Encargado de la Estación Biológica de la UDO, por lo cual aprovecho el asueto de Semana Santa para dirigirme y apersonarme in situ, para verificar los hechos denunciados.

Debemos señalar que la isla de Cubagua a partir del año 2000, queda bajo administración y control del Instituto de Patrimonio Cultural, como Bien de Interés Cultural, según Gaceta Oficial No 36.996 del 19 de julio de 2000, este ente está adscrito al Ministerio del Poder Popular para la Cultura.

En septiembre 2009 el Instituto del Patrimonio Cultural imprime 50.000 ejemplares del folleto titulado: “Parque arqueológico, paleontológico y geológico Cubagua”, para el rescate, conservación y manejo de sus valores excepcionales, divulgando así las bondades y valores que forman parte de la identidad del venezolano, a través de las obras y actividades de la hermosa isla de Cubagua.

El folleto publicado por el Instituto del Patrimonio Cultural entre otras presuntas falsedades publica lo siguiente:

*Constitución de cooperativas del municipio Tubores para realizar el traslado del personal que labora en la isla, así como la selección y entrenamiento de los guías y brigadistas que cuidarán el parque.

*Construcción de una protección contra las olas frente a las ruinas de Nueva Cádiz.

*Prospección subacuática en el mismo sector, y

*La construcción de la Escuela Rural en conjunto con el Ministerio del Poder Popular para la Educación, donde se benefician los niños de la isla.

Estimados lectores de Aporrea, gracias a la solidaridad de la UDO personificada en el profesor Jesús Rosas, estudiantes y demás personal que labora en la Estación Biológica de Cubagua, estos niños pueden estudiar en los espacios prestados de la Estación Biológica de esta universidad, gracias a dos Maestras, Titular y Suplente respectivamente, pero en una situación paupérrima.

Estos infiltrados y saboteadores de la revolución, publican en su folleto que, además de la inexistente construcción de la escuelita, los niños fueron dotados de uniformes, útiles escolares, implementos deportivos y servicio de comedor, toda una falacia.

Pero más grave aún, se puede observar que en el pizarrón de la estación donde funciona la escuelita, hay un certificado de reconocimiento de las autoridades de educación, sobre la labor de esta supuesta escuelita, que reza así: “Por su ardua labor con el Sistema Educativo Bolivariano y las actividades de la Zona Educativa del Estado Nueva Esparta durante el año escolar 2007-2008.- La Asunción 02 de Agosto de 2008”, esta bazofia la firman las Licenciadas Nuris Soto de Argotte, Jefe de División de Supervisión y la Licenciada Rosa M. Cedeño Jiménez, Directora Zona Educativa, el 02 de Agosto de 2008.

Hago un llamado al compañero Farruco Sesto Ministro del Poder Popular para la Cultura, para que ordene una exhaustiva investigación de lo aquí expuesto para que se castigue a los responsables de estos presuntos hechos de corrupción y más grave aún, el engaño, la burla, con los más desposeídos, y los niños, quienes son la vanguardia de la nueva Venezuela.

elchilenodearagua@yahoo.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 4363 veces.



Miguel Ángel Maregatti


Visite el perfil de Miguel Angel Maregatti para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas

Revise artículos similares en la sección:
Movimiento Estudiantil, Educación


Revise artículos similares en la sección:
Anticorrupción y Contraloría Social