Educación en tensión

Ante el inicio de las discusiones en los institutos de educación privada sobre el incremento de la matricula escolar para el año escolar 2008 / 2009, el ejecutivo ha decretado un incremento máximo del 15%, situación esta que ha provocado una conmoción en la mayoría de los institutos educativos, por cuanto tenían previsto un incremento mayor al aprobado.

Es necesario sentarse a conversar y analizar cada caso en específico, por cuanto la situación de cada institución tiene características particulares, donde podemos ver como excelentes colegios tienen la misma matricula que otros con menor infraestructura, menor exigencia académica y una menor preparación de sus docentes, así como por supuesto una menor remuneración; situación esta que coloca en posición de discriminación y minusvalía a instituciones que se han preocupado por transmitir una educación en óptimas instalaciones, con grandes áreas de esparcimiento, salones con aire acondicionado, equipamiento integral de sus laboratorios y excelente personal docente.

Se debería realizar un profundo análisis de cada colegio en particular y trabajar en base a sus costos y gastos justos y necesarios, y si se quiere estableciendo un margen de rentabilidad que sea similar para todos los centros educativos. Sería lamentable que buenos colegios dejaran de funcionar porque sus costos no se lo permiten, o lo que es peor, que sigan funcionado pero sacrificando calidad.

Es cierto que hay muchas personas que se han metido a este negocio no por vocación sino por simple lucro, y que tratan de exprimir al máximo a los padres y representantes, manteniendo a su vez unos salarios irrisorios a su personal docente. Entendemos y conocemos que esto está pasando, pero para ello se hace necesario un trabajo intenso y permanente de la Zona Educativa con el INDECU. El aumento sea cual fuere debe incluir un salario justo para el docente y que su cumplimiento sea verificado, para evitar la alta rotación de personal y la explotación a estos profesionales. Los colegios deberían tener una clasificación tipo hotel, donde lo mínimo exigido sea tres estrellas.

Si no se logra llegar a un entendimiento entre el Gobierno y el Sector Educativo, nos veríamos envueltos en una delicada crisis, por cuanto el Gobierno actualmente no cuenta con la infraestructura ni el equipo humano necesario para afrontar un enorme éxodo del estudiantado hacia las instituciones públicas por falta de cupo.

Por otra parte estimo, que tampoco se debe dejar la discusión de los aumentos a las sociedades de padres y representantes, en el conocimiento de que muchas veces cuando se realizan estas reuniones los que llevan la voz cantante son los padres mas pudientes y al resto de los que asisten les da pena manifestar públicamente que no pueden sufragar la matrícula propuesta, aunado a que la mayoría de los representantes en estas condiciones son los que menos asisten a las asambleas. Esperamos ver humo blanco en señal de un acuerdo que solo beneficia a ese diamante en bruto que son nuestros hijos y el futuro de nuestras generaciones.

Email: reinaldosilva119@hotmail.com



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1464 veces.



Reinaldo Silva


Visite el perfil de Reinaldo Silva para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Reinaldo Silva

Reinaldo Silva

Más artículos de este autor



US mp N Y ab = '0' /educacion/a59770.htmlCd0NV CAC = Y co = US