La universidad en cuarentena

La máquina del tiempo se ha descompuesto!". Son las palabras de José Arcadio Buendía, en Cien años de soledad, al percibir que siempre es lunes, que no se avanza, que el tiempo se detuvo. Dicho en otros términos, la situación no cambia. El Coronavirus arrasó con todo, solo los Gremios por la web exigen aumentos salariales en Bs cuando el dólar circula como perro por su casa, mientras por la web un sector universitario apunta hacia los "Los Primados" e indican que mientras ellos se mantienen en cuarentena, con Primas que superan 20 veces el salario de un Docente Titular a Dedicación Exclusiva, y unos que otros enviando mensajes por la web de una Pandemia, que hasta el gato sabe, que debe permanecer en casa.

La universidad hace tiempo que perdió el rumbo. ¿Que Pasó?: Un colega indicaba, que a eso le llaman "Cohabitación". Y afirma que el problema de la universidad no está en los salarios ni en una cohabitación de doce años, que tienen las autoridades con el régimen actual. La Misión, Visión y Objetivos estratégicos de la universidad, solo es parte de un discurso teórico, en la praxis, la docencia, investigación, innovación y extensión, aparecen en el banquillo de los acusados.

La Universidad se ha desdibujado, de tal manera, que en estos momentos de recesión económica mundial, con marca de Convid 19, no tiene nada que decirle a la sociedad.

En términos científicos, ninguna investigación que apunte, como en los tiempos de Arnoldo Gabaldon(1909-1990) Ministro de Sanidad y Asistencia Social durante el gobierno de Betancourt, Jacinto Convit (1913-2014)y Witremundo Torrealba(1935.-1981) Por mencionar algunos connotados científicos de la época, grandes epidemiólogos del pasado, que lograron erradicar la malaria y otras enfermedades. Lamentablemente, mucho antes de la cuarentena, la universidad venezolana ya venía desolada. Solamente la presencia de Apóstoles que continúan ejerciendo su labor universitaria, me anima a regresar, una vez que el Ejercito de Jehová Dios, integrado por médicos, enfermeras, y demás trabajadores de la salud, con un pueblo cumpliendo con el Protocolo, "Quedándose en Casa" logremos vencer esta Pandemia, que vienen derrumbando todos los paradigmas del modelo económico global neoliberal. Un proceso civilizatorio se está fraguando, dando preponderancia a los valores de uso de la sabia naturaleza, que permitirá al planeta redimensionarse.

En 1918, la Gripe Española dejo una secuela de 50 millones de personas, cien años después, el Convid 19, en su crecimiento geométrico, a nivel mundial estaría superando esa cifra, si la "Ciencia con Conciencia" no produce oportunamente la vacuna que evitaría que el mundo sucumba en muerte y hambre, dado que la crisis económica se conjuga con la pandemia, ambas son un detonante de un fin inesperado..

Es curioso, en la Guerra contra esta Gran Invasión Biología mundial, las Facultades de Medicinas y demás Facultades afines del País brillan por su ausencia. El desfase de la Universidad rentista es muy notorio, denota la imagen de una Institución sin liderazgos, incapaz de generar valores agregados, a nivel técnico-científico para una sociedad que parece derrumbarse, ante un gobierno y una oposición política que se niegan entre sí, unos solo ven los marines entrando por Vargas, Puerto cabello y/o semejante a Bahía de Cochinos

No es descabellado pensar, que parte de la "Elite Universitaria en cohabitación", también sueña con ese escenario, por no decir que lo estimula, y un Gobierno jugando al "Gato y al Ratón", solo que hay ratones por todos lados, ya no le interesa el "lumpen universitario".

Los jóvenes universitarios en cuarentena, no entienden que pasó con la universidad combativa. Sus últimas décadas han sido desoladoras, el tráfico de cupo, el uso irracional del presupuesto, el parcelamiento de grupos de poder, todos bañados por el modelo rentista y la inconciencia, nunca llegaron a imaginar, que el Coronavirus los aislara aún más, dejando también en Cuarentena a los "Pranes académicos-administrativos"

El modelo rentista universitario llegó a su fin. Una vez que la "Ciencia con Conciencia" derrote el Coronavirus. Ellos, como serpientes tendrán que morderse la cola.

La universidad vive la época más ruinosa de su historia, con la desesperanza en la esperanza, de que los universitarios conscientes, estén dispuestos a generar un nuevo proceso de aprendizaje, que arrase, con la conformidad de los inconformes

Hoy, el llamado, es, a esa Masa crítica de universitarios, con las herramientas de la Sociedad Informacional, a tomar la universidad para transformarla y ponerla, a tono en valores agregados, antropológicos, científicos-técnicos, en defensa del Planeta de la vorágine del neoliberalismo y bienestar de los ciudadanos para que nunca, por más corona, que tenga la invasión biológica esté en riesgo la vida. Todavía en la desesperanza de la esperanza la crisis debe conducir a un mundo mejor!

POR FAVOR QUEDENSE EN CASA



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1013 veces.



Miguel Pineda

Economista. Dr en Educación. Legislador al Consejo Legislativo del Estado Carabobo. Presidente de la Comisión de Ciencia Tecnologia del Consejo Legislativo del Estado Carabobo. Docente-Investigador de la Universidad de Carabobo.

 mpineda748@gmail.com      @mpineda748

Visite el perfil de Miguel Pineda para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas