Graduandos de la Misión Sucre en Nueva Esparta

El Estado no les reconoce ni les entrega los títulos

Desde que estoy escribiendo por este importante medio como lo es Aporrea,  siempre he mantenido una defensa sobre todas las actividades que esta revolución hace, he defendido a quienes, de una manera injusta les ha arrogado vicios en sus actividades, ello producto de un estudio y análisis de ese hecho en particular. De igual manera he recomendado que se hagan actividades, que vayan en pro de la protección de la Revolución y ello sin ningún interés personal, solo el de la defensa de quienes de una u otra forma están trabajando dentro de los linderos de la justicia, del buen nombre, de la equidad, de la moral, del buen desempeño y por supuesto de quienes quieren este bello país y que son afectados de alguna forma en el ejercicio de sus derechos.

Ahora bien, de igual manera en mi paso como profesor de la Misión Sucre en Puerto Ordaz, estado Bolívar, y ya apartado, me llegaban desafueros que manifestaban, sino una gran despreocupación por el desarrollo de la Misión Sucre,  un desconocimiento del por qué esta fue creada.

Así las cosas, actos contrarios, productos de desenfrenados opositores, así mismo del propio Imperio, que los propiciaba, me producen  mucha rabia, la cual he moderado con estos escritos atacando esas actividades de seudo patriotas y denunciando a aquellos, sea quienes sean, que estén perturbando el desarrollo del legado de nuestro Comandante Hugo Rafael Chávez Frías.

Ahora bien, como es de costumbre, a mi tintero llegan infinidades de denuncias, de las cuales analizo, mucha de las veces las consulto con quienes son su “afectados” o “ agentes perturbadores” y de ellas extraigo, las que más me den seguridad, de que allí esta sucediendo algo raro y que hay que corregir.

En estos días,  recibí una denuncia de una persona de nombre EFRAIN JOSE

RODRIGUEZ, quien afirma ser egresado de la Misión Sucre en Nueva Esparta y que al igual que otros compañeros estudiantes no les han reconocido su título y nunca le han entregado el mismo.

Esto es sumamente grave, de ser cierto y ello lo elevo ante el Ministerio  del Poder Popular para la Educación Ciencia y Tecnología, de manera que se hagan los correctivos urgentes en este sentido y estos egresados puedan disfrutar de los beneficios que les otorgan tener un título universitario. Por supuesto lo elevo igualmente ante el propio Presidente Nicolás Maduro Moros.

Comienza Rodríguez de la manera que sigue: “Buenas noches amigo la verdad que ya estamos desesperados hemos tocado todas las instancias y solo hemos recibido respuestas impropias que ni siquiera valen la pena mencionar, el caso es que ya llevamos más de 4 años y la universidad no quiere reconocernos y entregarnos los títulos y la Misión Sucre asegura que ellos no pueden hacer nada (pudiendo aplicar la ley) motivado a eso le envío

esta de denuncia:”

Entre los particulares denunciados, afirma, que tienen un retardo de más de cuatro años en entregarles sus títulos.

Igualmente afirma este que:


“La problemática presentada por los estudiantes del Programa Nacional de Formación en Sistemas e Informática (PNFSI)  del estado Nueva Esparta creado por  el Ministerio del Poder Popular para la Educación Universitaria a través  de la Fundación Misión Sucre el cual debe ser gestionado por la Universidad Nacional Experimental de la Fuerza Armada (UNEFA), Núcleo Nueva Esparta, Sede Juan Griego tal como resuelve el articulo 1 de la resolución 1.462 publicada en Gaceta Oficial 39.771 de fecha 04 de octubre de 2011. Debido a dificultades administrativas y académicas que hasta la fecha persisten entre ambas
instituciones educativas (banderas de la revolución bolivariana) no se le ha dado

cumplimiento a tal resolución, incumpliendo también la resolución 1.010 publicada en la gaceta oficial 39.646 de fecha 31 de marzo de 2011, la cual instruye: “ … a la UNEFA Núcleo Nueva Esparta, Sede Juan Griego a cumplir y gestionar el Plan Especial de
Reconocimiento y Prosecución de Estudios (PERPE) con el objeto de otorgar los títulos de Técnico Superior Universitario en Informática e Ingenieros de Sistemas a los estudiantes que hayan cumplido con los requisitos académicos y administrativos establecidos en la normativa vigente y el PERPE”. Es importante resaltar que nosotros los estudiantes en cuestión aprobamos toda la carga académica (trayecto IV) y aprobamos el Proyecto Socio tecnológico IV, dando así fiel cumplimiento a lo establecido en el numeral 4.1. del PERPE y el Capitulo 3, en sus Artículos 15, 16, 17 y 18 de los Lineamientos para

Evaluación del Desempeño Estudiantil de los Programas Nacionales de Formación, pese a que desde hace poco más de cuatro años cumplimos todos los requisitos exigidos no se nos ha otorgado los títulos que nos acreditan como Profesionales de la República Bolivariana de Venezuela, lo que ha traído consecuencias graves como: a) imposibilidad a encontrar empleo acorde al nivel de instrucción cursado, b)  impedimentos en la obtención de ascensos laborales y beneficios salariales de acuerdo al nivel de instrucción cursado, c)
prelación para cursar estudios avanzados de especialización, maestría y/o doctorado. d) denegación a ser promotores en las aulas universitarias  del conocimiento científico, tecnológico basado en la transformación social bajo los preceptos del socialismo; entre otros.”

Esto por supuesto es de  extremada gravedad, de ser cierto ello,  ya que no se concibe que un estudiante haga, muchos esfuerzos, para lograr y culminar sus estudios con el título universitario y la respuesta de la institución es nugatoria desde todo punto de vista.

Esta denuncia la paso, por medio de este ente informativo, a quienes de alguna forma pueden averiguar, lo que está sucediendo y tomar las correcciones útiles y urgentes, ya que de ser cierto ello, se estarían violentado sagrados derechos constitucionales, como la educación, el trabajo entre muchos, con la salvedad de que, en sus casos, de ser cierta esta denuncia, deberán, sus propiciadores,  ser despedidos de estos cargos.

La Misión Sucre, tiene por objeto potenciar la sinergia institucional y la participación comunitaria, para garantizar el acceso a la educación universitaria a todos los bachilleres y transformar la condición de excluidos del subsistema de educación superior. Conjugar una visión de justicia social, con el carácter estratégico de la educación superior para el desarrollo humano integral sustentable, la soberanía nacional y la construcción de una sociedad democrática y participativa, para lo cual es indispensable garantizar la participación de la sociedad toda en la generación, transformación, difusión y aprovechamiento creativo de los saberes y haceres, ahora bien tiene igualmente la obligación de que quien estudie en ella, pueda ser reconocido, siempre y cuando cumpla con los requisitos para obtener su título.

Esto no puede ser permitido y todos aquellos que tengamos conocimiento, haciendo uso de la participación, debemos denunciarlos, ello para que se averigüen esos entuertos y en caso de ser ciertos, se proceda a corregir inmediatamente esos errores que a la larga solo perturban el buen desarrollo de las instituciones y por supuesto de la revolución.

En el pasado, el país no era un bien común; era propiedad de unos pocos, de los amos del valle que entendieron que la única manera de abusar de un pueblo era dejándolo ciego, excluyéndolo, anulando sus derechos y cerrando posibilidades para que adquieran herramientas para reclamar.

Tenemos las herramientas para reclamar, y así lo estoy manifestando desde esta trinchera, en favor de una verdad que me propician desde Margarita.

Existían en el pasado, élites, que afirmaban que muchas personas en Venezuela tenían vocación de pobres, y la gran mayoría era inepta para continuar sus estudios. Además los cargaron de culpa, señalándolos por no haber continuado sus estudios, por haber “desertado”; pero no reconocían que nadie aprende en circunstancias de pobreza, de hambre o de violencia; que la mayoría no deserta, ni abandona voluntariamente el saber.

Como en el presente caso, que muchos de los graduandos en la Misión Sucre, de Nueva Esparta, seguramente estaban en alguna circunstancia de pobreza, otros pasando hambre y no abandonaron sus estudios, logrando culminarlos y de acuerdo a RODRÍGUEZ, no les quieren reconocer como profesionales universitarios y es más no le quieren entregar sus títulos.

Ahora bien, lo más grave es la posición que toman o podrían tomar estos compatriotas, ya que sus esfuerzos no fueron reconocidos, al decir de este, y es cuando en su misiva expresa:

“Nosotros estudiantes revolucionarios nos sentimos defraudados ante tanto burocratismo y por recibir tanto atropello además denigración de ambas partes durante estos años y al no tener respuesta de las autoridades competentes asimismo desgastados tanto física como moralmente en dar una lucha innecesaria por mas de cuatro años por un derecho que nos corresponde y hemos ganado en buena lid (nuestros títulos). Somos jóvenes que hemos creído y creemos en el proceso revolucionario y  por tales motivos decidimos tomar como oportunidad de estudios el PNFSI de Misión Sucre-UNEFA ya que fue creada por nuestro Presidente Hugo Chávez Frías para formarnos dentro los más altos estándares de calidad y eficiencia educativa basados en principios socialista y humanistas conducente a certificarnos como profesionales, con el objetivo de aplicar las competencias que hemos adquirido para propulsar el desarrollo tecnológico del país con un alto sentido de ética y con una posición de defensa integral de la Nación.”

 

Por medio de RODRÍGUEZ, sus compañeros proponen lo siguiente:

“1.    Dar cumplimiento inmediato al PERPE y otorgar los Títulos de Ingenieros de Sistemas y Técnico Superior Universitario en Informática a los estudiantes que cumplieron con todos los requisitos académicos y administrativos exigidos para tal fin, sin hacer menoscabos de los conocimientos, habilidades y destrezas adquiridas durante nuestro
proceso de formación.

2.    Convocar a una reunión urgente entre los estudiantes y las autoridades con competencia en materia universitarias para finiquitar la problemática.

3.    Dar cumplimiento al articulo 2 de la resolución 1.462 que expresa: “la universidad autorizada para gestionar el PNFSI debe presentar informes ante el Despacho de Desarrollo Académico del Ministerio para la Educación Universitaria, en el orden académico y
administrativo con el fin de buscar soluciones a los conflictos presentados”

4.    Dar cumplimiento al artículo 4 de la resolución 1.462 que expresa: “el Ministro con competencia en materia universitaria puede revocar la autorización dada a la universidad para gestionar el PNFSI” y así autorizar una institución universitaria comprometida con la
Misión Sucre para graduar a los estudiantes agraviados, o en su defecto otorgar los respectivos títulos por el mismo Ministerio del Poder Popular para la Educación Universitaria Ciencia y Tecnología, por autoridad del artículo 46 de la Ley Orgánica de Educación y basado en los criterios jurisprudenciales de las resoluciones nº 3.759,
3.760, 3.761 y 3.762 publicadas en Gaceta Oficial nº 39.253 de fecha 31 de agosto de 2009.

5.    Dar cumplimiento a la Ley Plan de la Patria 2013-2019 en su gran objetivo histórico n° 2  Continuar construyendo el socialismo bolivaria­no del siglo xxi, en Venezuela, como alternativa al sistema destructivo y salvaje del capitalismo y con ello asegurar “la mayor
suma de felicidad posible, la mayor suma de seguridad social y la mayor suma de estabilidad política” para nuestro pueblo. Y objetivos estratégicos generales: 2.2.2.12: “consolidar el derecho constitucional a la educación universitaria fortaleciendo el ingreso,
prosecución y egreso…” 2.2.12. Continuar garantizando el derecho a la edu­cación con calidad y pertinencia, a través del mejora­miento de las condiciones de ingreso, prosecución y egreso del sistema educativo.

6.    Incorporar a los futuros egresados a programas de postgrados académicos y así subsanar un poco el daño causado durante este tiempo. Por ultimo queremos expresar, que a través de este medio llegue esta problemática al mismo Presidente Nicolás Maduro, ya que hemos tocado todas la instancias “competentes” como la Presidencia de Misión Sucre,
Ministerio del Poder Popular para la Educación Universitaria Ciencia y Tecnología, Defensoría Estudiantil OFAES, Decanato de la UNEFA y Hasta la misma Vicepresidencia Ejecutiva de la República, y no han dado solución al caso.”

 

Esta denuncia me enervó y por ello trato, por medio de Aporrea, que le llegue al Presidente Nicolás Maduro, quien sé ,que al tener conocimiento de estos hechos, ordenará una exhaustiva investigación, y hará todo para corregir estos graves errores que afectan su gobierno y en consecuencia nuestra revolución. De igual manera que le llegue al Ministro del Poder Popular para la Educación Universitaria Ciencia y Tecnología, a la Defensoría Estudiantil OFAES al propio Decanato de la UNEFA y  por supuesto al Vicepresidente Ejecutivo de la República.

La educación es un derecho humano y para el Estado un Deber Social, obligatorio, gratuito conformándose como la raíz esencial de la democracia. De allí que deben tomar nota de esta denuncia con la importancia que ella merece.

Está orientada al desarrollo pleno de la personalidad para una existencia digna, que transcurra con una valoración ética del trabajo y con una conciencia de participación ciudadana en la toma de decisiones.

Desde 1999 el Gobierno bolivariano de Venezuela embazado, desde entonces, por el Presidente Hugo Rafael Chávez Frías y hoy por nuestro presidente Nicolás Maduro Moros, se ha convertido en garante de un Estado de derecho, de justicia, de equidad y de acceso real a los derechos de los más desfavorecidos (un proceso donde la demagogia queda en el pasado); por su continuidad, coherencia y objetivos finales. Es por ello que no se pueden tolerar estos desafueros de algunos funcionarios que en vez de actuar probamente actúan en perjuicio de la nación como tal.

En el presente, el Gobierno bolivariano; se trata de refundar la República, de legar un país de iguales a los que vienen, de construir un nuevo modelo de sociedad, con ciudadanos y ciudadanas para la misma; y el único instrumento posible para llegar a tal fin es la educación concientizadora.

El Gobierno bolivariano está ofreciendo a los venezolanos y venezolanas las herramientas necesarias para que nunca más sean víctimas de un Estado que violente sus derechos, sus principios, sus esperanzas, su resistencia. Por ello esta denuncia, ya que considero tener la herramienta para que nuestros conciudadanos  no sean víctimas del Estado, más si, como es la generalidad, favorecidos por sus actividades. Corrijan pues lo que se debe corregir y darle a cada quien lo que se merece, como decían los romanos, en el presente caso darle a estos denunciantes lo que se merecen, su título de profesionales y la manera justa de entrar en el campo laboral.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2306 veces.



José Agustín Reverón


Visite el perfil de José Agustín Reverón para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /educacion/a205596.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO