La persecución, acorralamiento y maltrato contra la Universidad venezolana

El tema de la política en las universidades públicas tradicionales resulta pasmódico. Las autoridades corruptas y adecas de factoría cuartarepublicana poco interés muestran, por ejemplo, por los analfabetos funcionales que grado tras grado salen de sus sedes a demostrar mala praxis profesional y el casi absoluto desconocimiento de la realidad en áreas tan sensibles como la medicina y las diversas ingenierías. Sólo en el oriente del país tienen fama los hospitales de Ciudad Bolívar y Anzoátegui porque los médicos pasantes y activos de esos centros de salud matan a los pacientes por la ignorancia de métodos y procedimientos clínicos esenciales. Ocurre con enfermedades renales, diabetes y hemorragias. Sin embargo, en la universidad dicen que los médicos chimbos son los de Barrio Adentro.

Los ingenieros petroleros egresados en el oriente del país tienen una absoluta ignorancia acerca de la industria petrolera y son superados en sus facultades objetivas, reales, prácticas por cualquier obrero entrenado en los taladros y pozos de perforación y extracción de crudo. Esto lo he oído y sentido en El Tigre y Pariaguán muchas veces. Por otro lado, los egresados de turismo y hotelería salen con fallas graves de todo orden. Sin embargo, las autoridades rectorales y demás especies administrativas no guarimbean nunca para cuestionar la calidad del producto educativo denominado egresados.

Las demandas salariales constituyen otro factor sensible. Ni rectores ni estudiantes, ni profesores ni políticos académicos se plantaron ante el ex presidente Rafael Caldera para exigirle el pago efectivo de los cinco aumentos de sueldo que decretó a manera de burla sin que cancelara una puya. ¿Olvidaron ya aquel paro inútil desde enero 1998 hasta el 20 de mayo de ese mismo año, con sueldo caído?). Les recuerdo a estos guarimberos rectorales que el Comandante Eterno pagó con Vebonos 2005,2006,2007,2008 y 2009 los desmadres pendientes de Caldera y que eso no fue una deuda propia sino heredada. Por otro lado, el paro de universidades de 2013 no tuvo razón de ser. El ministro Pedro Calzadilla insistió hasta el cansancio que se reanudaran las clases mientras se negociaba el aumento, como en efecto ocurrió. Fapuv exigía, incluso, sueldos inferiores a los que en definitiva recibimos en la contratación oficial.

Ningún rector ha renunciado al nuevo salario porque le parezca chimbo. Por el contrario, hoy ganan mejor que cuando Rafael Caldera, y eso pese al paro petrolero que tan abiertamente aplaudieron y apoyaron las autoridades universitarias justo cuando el país se proponía fortalecer su aparato productivo. Esa circunstancia obligó al presidente Hugo Chávez a empezar la economía de cero. Ningún rector montó campamento alguno, ni siquiera para pregonar esa reserva moral que se supone subsiste en las universidades, para demandar el respeto a la democracia, a la soberanía y a la defensa de la vida nacional digna.

“El Consejo Universitario ampliado de la Universidad de Carabobo aprobó por unanimidad presentar ante la Asociación Internacional de Universidades, la OEA, la ONU y la Unasur la situación que viven esas casas de estudio en el país. Se aprobó una propuesta que pasa por pedirle al presidente Maduro la renuncia", dijo la rectora Divo de Romero.

Esta es la noticia que leo justo cuando el ministro Meléndez se propone aprobar más de mil proyectos de infraestructura para las universidades y se activa un plan de becas universitarias como nunca antes se vio, de manera plural y abierta, a través de un registro público por internet para los optantes. Por otro lado, esta rectora y su comitiva pretenden solicitar igual planteamiento formal ante la Asociación Venezolana de Rectores Universitarios. Es decir, la camada mayor de los compinches rectores y rectoras para armar una cayapa guarimbera universitaria que le diga a Maduro: abdica, renuncia, vete ya y mandemos al carajo la Constitución, porque nosotros, los rectores ignorantes en pleno, queremos a María Corina de Presidenta de la República, a Capriles de Vicepresidente y a Leopoldo de Ministro de Educación Superior.

Qué belleza señora Divo de Romero, qué bonito señor secretario Pablo Aure. Autoridades como ustedes dan vergüenza en este país. Realmente resulta pasmoso siquiera escribir acerca de actitudes como estas. Ustedes que son las cabezas pensantes, supuestamente, para alcanzar una educación eficiente, moderna y acorde a los grandes cambios de orden mundial para insertar a Venezuela en el marco de las tecnologías, de la industrialización y de la economía mundial, hacen campamento para lloriquear como niños rebeldes para que un jefe de estado electo legítimamente renuncie a la Presidencia.

De sus forjas de billetes en los bancos, de la riqueza que ostentan la mayoría de los rectores luciendo como aval de sus riquezas sus “doctorados” en algo, y de lo que quizás reciben de la Mud y del Departamento de Estado de los Estados Unidos para promover el golpe de estado continuado, nadie les dice nada. En serio ustedes dan vergüenza. Preocúpense de la gente que vende y consume drogas dentro de las universidades, de los profesores piratas que ascienden con trabajos mediocres y jurados amañados, y de las fallas de todo orden que tiene la academia para funcionar y planteen soluciones y proyectos al Estado para que justifiquen efectivamente el platero que se meten en los bolsillos con sus cargos de rectores corruptos.

Soy yo quien solicita la renuncia pública y masiva de todos los rectores de las universidades públicas de Venezuela como gesto de altruismo, de buena fe y de inteligencia razonada para contribuir al rescate moral del país. Rectores renuncien y así podrán solicitarle a Maduro que renuncie también, porque lo que es bueno para las chivas lo es para el chivo.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1631 veces.



José Pérez

Profesor Universitario. Investigador, poeta y narrador. Licenciado en Letras. Doctor en Filología Hispánica. Columnista de opinión y articulista de prensa desde 1983. Autor de los libros Cosmovisión del somari, Pájaro de mar por tiera, Como ojo de pez, En canto de Guanipa, Páginas de abordo, Fombona rugido de tigre, entre otros. Galardonado en 14 certámenes literarios.

 elpoetajotape@gmail.com

Visite el perfil de José Pérez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /educacion/a189525.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO