Intolerancia y violencia

A finales de marzo, en un Acto de Grado, en el Aula Magna de la UCV, la estudiante aún, de Comunicación Social, Imeria  Núñez se niega a estrecharle la mano a la rectora Cecilia García, limitándose a colocarlas sobre la mesa en espera que le entregue su título. La rectora, en represalia, no le hizo entrega de su título sino le reprochó su actitud llamándola “grosera”, según narró la estudiante, limitándose ésta a saludar al resto de las autoridades presentes y padrinos de graduación. Después de haber culminado el acto, los familiares de la estudiante se dirigieron a la rectora para enfrentarla, y ésta calificó el hecho como un insulto a la Casa de Estudios, al tiempo que le notificó a Núñez que debía retirar su título por la Secretaría de la Universidad, reseñó la Agencia Venezolana de Noticias. La estudiante, junto con sus familiares y un nutrido grupo de alumnos y profesores que la respaldaban, se dirigió al rectorado de la UCV, donde el secretario Amalio Belmonte, le hizo entrega oficial de su título universitario. "Este acto por parte de la rectora Cecilia García refleja el abuso de poder y arbitrariedad que se maneja en la Universidad Central de Venezuela. En ningún momento fui irrespetuosa, ni le proferí algún insulto. Simplemente soy una estudiante que no está de acuerdo con algunas políticas implementadas en la universidad y quise expresarme", manifestó Núñez. Asimismo, la estudiante expresó que para el acto de grado cumplió con todos los requisitos protocolares correspondientes para la entrega de su titulo. "Estrechar la mano de la máxima autoridad de la universidad no está escrito en ningún reglamento", enfatizó… (www.aporrea.org/educacion/n201976.html, 30-03-12).

 La Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO) instituyó el año 1995 como Año de la Tolerancia y aprobó el 16 de noviembre de cada año (aniversario de la firma de la Constitución de la UNESCO), como Día Internacional para la Tolerancia. Aprobando en consecuencia la siguiente definición de Tolerancia:

1. La tolerancia es el respeto, la aceptación y el aprecio de la riqueza infinita de las culturas de nuestro mundo, de nuestras formas de expresión y medios de ser humanos. La fomentan el conocimiento, la apertura de ideas, la comunicación y la libertad de conciencia. La tolerancia es la armonía en la diferencia. No sólo es un deber moral, sino una obligación política. La tolerancia es la virtud que hace posible la paz y que contribuye a la sustitución de la cultura de guerra por la cultura de paz. 

2. La tolerancia no es concesión, condescendencia ni indulgencia. Ante todo, la tolerancia es el reconocimiento de los derechos humanos universales y de las libertades fundamentales de los demás. En ningún caso puede utilizarse para justificar el quebrantamiento de estos valores fundamentales. La tolerancia han de practicarla los individuos, los grupos y los Estados.

3. La tolerancia es la responsabilidad que sustenta los derechos humanos, el pluralismo, la democracia y el estado de derecho. En torno a ella se articulan las normas afirmadas por el conjunto de los instrumentos internacionales relativos a los derechos humanos.

4. Practicar la tolerancia no significa renunciar a las convicciones personales ni atemperarlas. Significa que toda persona es libre de adherir a sus convicciones individuales y aceptar que los demás adhieran a las suyas propias. Significa aceptar el hecho de que los seres humanos, naturalmente caracterizados por la diversidad de su aspecto, su situación, su forma de expresarse, su comportamiento y sus valores, tienen derecho a vivir en paz y a ser como son. 

  La rectora oposicionista, según la matriz de opinión que, en cierta forma, han impuesto a través de sus medios de comunicación privados es tolerante, no violenta, su actuación está “preñada de buenas intenciones”, la intolerante y violenta es la alumna, al no querer tocar la mano de la “diosa del rectorado”. ¡EL  FASCISMO TAMBIÉN TIENE ROSTRO DE MUJER!

 El Consejo Universitario de la UCV, con los votos salvados del representante del MPPEU, Prof. Baldo Alesi y el representante profesoral de Proyecto Socialista, Prof. Miguel Alfonso, aprueba la convocatoria a elecciones rectorales para el venidero 8 de junio, obviando senda Sentencia del máximo tribunal de la República, el TSJ, mediante Ponencia del Magistrado Fernando Ramón Vegas Torrealba, que le ordena:

“SEGUNDO: Se ORDENA a la Comisión Electoral de la Universidad Central de Venezuela, suspender cualquier proceso electoral pautado, hasta tanto no se dicte el nuevo Reglamento de Elecciones Universitarias.

TERCERO: Se ORDENA a la Rectora de la Universidad Central de Venezuela, que en un lapso perentorio, que no podrá exceder de quince (15) días hábiles de la Universidad, contados a partir de la notificación del presente fallo, proceda a convocar al Consejo Universitario, para que ese órgano colegiado, dentro del lapso de treinta (30) días hábiles, reforme y publique el Reglamento de Elecciones de la Universidad Central de Venezuela, a fin de ajustar su contenido a las disposiciones de la vigente Ley Orgánica de Educación y a las consideraciones emitidas por esta Sala.

CUARTO: Se ORDENA que una vez sea reformado el Reglamento de Elecciones de la Universidad Central de Venezuela, se convoque al proceso de elecciones suspendido por esta Sala, en un lapso perentorio, que no podrá exceder de treinta (30) días hábiles de la Universidad contados a partir de la publicación del mencionado Reglamento en los medios oficiales y habituales de la Universidad.

QUINTO: Se ORDENA que las actuales autoridades permanezcan en sus cargos, de manera transitoria, hasta tanto se convoque un nuevo proceso electoral, donde sean elegidas las nuevas autoridades, en el marco del nuevo Reglamento de Elecciones de la Universidad Central de Venezuela que esta Sala ordena dictar, y sean juramentadas las nuevas autoridades.

Dada, firmada y sellada en el Salón de Despacho de la Sala Electoral del Tribunal Supremo de Justicia, en Caracas, a los diez (10) días del mes de agosto del año dos mil once (2011). Años 201° de la Independencia y 152° de la Federación…” (Expediente Nº AA70-E-2011-000033)…”

  Decisión, ésta del C.U., que sin duda alguna, constituye un desafío a la decisión de un Poder del Estado, el Judicial, además de constituir una violación flagrante de los derechos humanos de un grupo social constituido por estudiantes, obreros/obreras, empleados/empleadas y egresados/egresadas, al negárseles su derecho al voto para la elección de sus autoridades, consagrado en la novísima LOE: “Artículo 34. En aquellas instituciones de educación universitaria que les sea aplicable, el principio de autonomía reconocido por el Estado se materializa mediante el ejercicio de la libertad intelectual, la actividad teórico-práctica y la investigación científica, humanística y tecnológica, con el fin de crear y desarrollar el conocimiento y los valores culturales. La autonomía se ejercerá mediante las siguientes funciones: (…)

3. Elegir y nombrar sus autoridades con base en la democracia participativa, protagónica y de mandato revocable, para el ejercicio pleno y en igualdad de condiciones de los derechos políticos de los y las integrantes de la comunidad universitaria, profesores y profesoras, estudiantes, personal administrativo, personal obrero y, los egresados y las egresadas de acuerdo al Reglamento…”

  Esta decisión, contraria a los principios constitucionales de igualdad ante la Ley, a la participación en la formación, ejecución y control de la gestión pública, al derecho al voto, a la ciudadanía universitaria. Por ende, como lo manda la Constitución Bolivariana, ante los regímenes de facto y sus decisiones arbitrarias: “El pueblo de Venezuela, fiel a su tradición republicana, a su lucha por la independencia, la paz y la libertad, desconocerá cualquier régimen, legislación o autoridad que contraríe los valores, principios y garantías democráticos o menoscabe los derechos humanos…” (CRBV, Art. 350). Traería como consecuencia, sendas protestas de trabajadores y trabajadoras ucevistas (trancas de puertas) y de estudiantes (toma de Faces). De inmediato, los agredidos, a quienes les violentan sus derechos humanos, son convertidos en agresores, intolerantes y violentos. ¡EL FASCISMO TAMBIÉN TIENE ROSTRO DE MUJER!

  El 11 de Abril de 2002, en su programa: 24 Horas, Napoleón Bravo entrevista a un grupo de facinerosos, entre éstos, destaca la presencia de Leopoldo López, el corrupto. López, habla en tono efusivo, pidiendo a los representantes de los Poderes Públicos que renuncien a sus cargos, siendo, quienes los sustituyan, electos por la “sociedad civil”, esa que estaba en las calles protestando contra el régimen de Chávez. Ya dejaba entrever la inminencia del golpe de Estado. Para López, la intolerancia de Chávez, como siempre, habría conducido a crear las condiciones para que se llegara a tal situación. Horas después, aparecería en Venevisión ya con chaleco antibalas; ¿sabría algo de los asesinatos planificados, ejecutados por los francotiradores ubicados en los edificios altos, cercanos a Miraflores? La declaración de Otto Neustald es determinante: “El día 10 por la noche me llaman por teléfono y me dicen, Otto mañana 11 viene un video de Chávez, la marcha se va al Palacio de Miraflores, va haber unos muertos y aparecen 20 militares de alto rango pronunciándose en contra del gobierno de Chávez y pidiéndole la renuncia al Presidente…”, si lo sabía el corresponsal de CNN, no lo va a saber uno de los protagonistas de los hechos, tanto que, su padre Leopoldo López Gil, estampó su firma aprobatoria en el Decreto de Carmona Estanga. Pero, el 11 de Abril, el intolerante y violento, además de asesino, era Hugo Chávez Frías. Por eso debía ser derrocado, apresado y hasta asesinado. ¡EL FASCISMO TAMBIÉN TIENE ROSTRO DE PRIMERO  JUSTICIA!

  No sería, sino horas después, que el golpe de Estado se convertiría en una realidad, Carmona Estanga se juramentaría como presidente de la República de Venezuela, Bolívar sería desterrado de Miraflores y reintegrado a su tumba allá en el Panteón. El pueblo se rebelaría contra la dictadura fascista que arremetía contra todo aquello que oliera a “chavismo”, y aparecería el camarada Chávez, secuestrado en la Orchila, paradisiaca  isla hasta donde el mismísimo representante de Dios, aquí en la tierra, el cardenal Ignacio Velasco, iría a visitarle para solicitarle firmara su renuncia del cargo de Presidente de la República Bolivariana de Venezuela.

 En la madrugada del 14 de Abril, tropas leales traerían de regreso a Miraflores al “intolerante” Presidente, “asesino y violento”, el pueblo clamaba por su presencia en Palacio, una vez llegó, se dirigió a su pueblo, en tono conciliador: “...A la oposición: necesitamos una oposición en Venezuela, pero una oposición leal con el país, con el pueblo, una oposición que presente críticas verdaderas, que presente alternativas al país. Es necesario que todos los partidos y grupos que se oponen a este gobierno terminen de entender y de aceptar este gobierno constitucional. Es necesario decirle a todos los dirigentes de los diversos sectores del país, bien sea del sector político, económico o del sector que sea, que puedan adversar a este gobierno o que puedan no estar de acuerdo con alguna política o alguna decisión, que hagan pública su inconformidad, que declaren, que anuncien sus criticas, sus recomendaciones, sus alternativas, que trabajen, que hagan política de verdad, que hagan trabajo en las calles, en los pueblos, pero con ética, con buena fe, aceptando lo que hay que aceptar definitivamente.  Repito, aquí hay una Constitución Nacional; un Gobierno Nacional legítimo, que cuenta con el apoyo de las grandes mayorías del país y del núcleo y la estructura central de las Fuerzas Armadas; un proyecto en marcha que no tiene vuelta atrás. Los que se opongan tienen todos los derechos, y los hemos demostrado: derecho de participación, derecho de expresión, derecho de organización. Organícense, señores de la oposición; hagan política seria, justa y leal con el país; no caigan en desesperaciones ni aventuras: vean a lo que nos condujeron esas desesperaciones y ese aventurismo…” Años después, el “intolerante y violento” de Hugo Chávez Frías, indultaría aquellas/aquellos protagonistas de esos criminales hechos, a condición que no tuvieran participación directa en los asesinatos ocurridos ese nefasto día.

  Días después de los hechos, Leopoldo López, dirigente de Primero Justicia, en ese entonces, en entrevista para El Universal declaraba: “Para el alcalde de Chacao, Leopoldo López, no existe otra salida para la recuperación de la confianza en la justicia que la renuncia del Poder Ciudadano (…) ¿Es decir, que comparten la apertura al diálogo hecha por el Presidente?, responde LL:  “No es la primera vez que Chávez dice que se pasará la espada a la mano derecha o propuestas parecidas. Todos lo sabemos. Esperemos que esta apertura no quede sólo en palabras sino que se concreten en hechos. El primer paso debería ser la renuncia de todo el Poder Ciudadano. Ahí creo que hay cierto consenso. Al hacerse efectiva esta renuncia el país entraría en una gran discusión en la cual esa gente que marchó el 11A no quedará fuera, pues entienden la relevancia de esos cargos y la necesidad de nombrar gente competente…” (El Universal, 18 de Abril de 2002). Insistiendo, palabras más delante de la entrevista: “¿Compartes la actitud de simpatizantes de Primero Justicia que golpearon al ministro?, responde LL: “No recuerdo que los hubiera. No comparto esa situación. Todo el país vio que yo fui el que agarró más golpes” (...)  ¿Qué va hacer Primero Justica en pro de la reconciliación?, responde LL: “Presionar lo que tengamos que presionar, nacional e internacionalmente, para que renuncien los poderes públicos y que nosotros podamos tener una discusión democrática, abierta, establecida y que respete los parámetros de la Constitución para la formación de los poderes públicos. De resto no hay discusión, qué vas a discutir. Qué Chávez va a salir o no en cadena, eso no le importa a nadie…” (El Universal, 18 de Abril de 2002). ¡EL FASCISMO TAMBIÉN TIENE ROSTRO DE PRIMERO JUSTICIA!

 Intolerancia y violencia, se trata de un discurso que han posicionado, en todos estos años de Revolución Bolivariana, la oposición apátrida y que todavía reafirman: “Es, como afirma el psicólogo Axel Capriles, muestra de “que el culto al bolivarianismo, como una religión laica, está creando una psicología de sectarismo que deriva en un pensamiento fanático e intolerante”, propias de “gobiernos totalitarios de distintas ideologías, desde el comunismo, hasta el nazismo”. Estas barbaries derivan de un “líder religioso”, como ha sido catalogado Hugo Chávez, que promueve la intolerancia hacia los derechos, creencias, valores y principios de los otros, con un mensaje violento, de odio que no reconoce al contrario…” (Extremos de Intolerancia, Editorial de Venecomia.com, 30/05/2011). El intolerante y violento, siempre será, para ellas/ellos, Hugo Chávez Frías. “Hace ciento treinta años, después de visitar el país de las maravillas Alicia se metió en un espejo para descubrir el mundo al revés. Si Alicia renaciera en nuestros días, no necesitaría atravesar ningún espejo: le bastaría con asomarse a la ventana. Al fin del milenio, el mundo al revés está a la vista: es el mundo tal cual es, con la izquierda a la derecha, el ombligo en la espalda y la cabeza en los pies…” (La Escuela del Mundo Al Revés, Eduardo Galeano). ¡EL FASCISMO TAMBIÉN TIENE ROSTRO DE INTOLERANCIA  Y  VIOLENCIA!


henryesc@yahoo.es



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2901 veces.



Henry Escalante


Visite el perfil de Henry Escalante para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Henry Escalante

Henry Escalante

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /educacion/a141391.htmlCd0NV CAC = Y co = US