La agricultura nacional en recesión….sin combustibles, sin precios justos, sin financiamiento, sin demanda alimentaria por un pueblo empobrecido y hambriento

La gestión pública del Estado venezolano tiene la obligación de presentar los lineamientos de las propuestas agrarias con el objeto establecidos en el artículo 305 Constitucional " El Estado promoverá la agricultura sustentable como base estratégica del desarrollo rural integral a fin de garantizar la seguridad alimentaria de la población", los responsables políticos del gabinete económico ministerial tienen el compromiso de presentar ante el país un plan agrícola nacional , el responsabilidad directa del ministerio de agricultura y tierras , los últimos tres años revivieron la propuesta fracasada de la gran Misión Agro Venezuela anunciada por segunda vez por el Presidente de la República.

Tres años han trascurridos de la resucitada misión, los resultados son expuestos en la programación propagandista del gobierno nacional denominados¨¨ miércoles productivos y cultivando patria,´´´´ programas mediáticos como circos ambulantes montando carpa y tramoya mediante actos de pres digitación donde el mago con destreza expone la visualización de hechos fantasiosos, falsos, pretendiendo esconder mediante el engaño la situación de ruina económica en que se encuentra la agricultura nacional, son incapaces de presentar un balance de la gestión pública frente a los agricultores quienes les preguntaran ¿Cuáles son los resultados concretos de la denominada Misión Agro Venezuela en la atención a los auténticos agricultores?; ¿Cuáles son las metas anuales de los volúmenes de los registros de producción nacional en los sectores agrícolas vegetal, pecuario, acuícola y forestal?

La situación actual de la agricultura nacional está caracterizada por un estancamiento económico de todo el sistema productivo, al efectuar un recorrido por la regiones rurales y agrícolas, conversar con los agricultores se constata la realidad existente ,estamos en presencia de una recesión económica que afecta la agricultura nacional, las consecuencias evidentes son la reducción de la superficie de siembra en todos los cultivares vegetales , disminución del rebaño nacional de la ganadería de leche y carne, más del 80 % de la flota pesquera nacional se encuentra paralizada por no contar con combustible, las granjas avícolas , porcinas no pueden continuar con sus actividades de cría engorde, reproducción y recolección de huevos frescos, ante las dificultades del trasporte de los alimentos balanceados que ocasionan el incremento de la mortalidad y perdidas económicas.

Los tres meses trascurridos del año 2023 las demandas de los alimentos por parte de la población han disminuido drásticamente acentuando con mayor profundidad la recesión económica de la agricultura, la demanda actual de alimentos por parte de la población donde dispone de una quinta parte del salario minino que hace un año que se estableció en30 dólares , la franja establecida por la FAO para determinar los niveles de pobreza extrema son dos dólares diarios, actualmente el 90% de las familias tienen ingresos menores a dos dólares diarios ubicando a seis millones de familias en pobreza extrema, seis millones de familias que no cubren con sus ingresos los costos actuales de la canasta alimentaria que ronda los 500 dólares mensuales, en términos nutricionales el 90% de la población venezolana está padeciendo el flagelo de la hambruna.

La agricultura nacional en lo trascurrido del año 2023 se agudizo el suministro de combustibles, servicio básico e indispensable, los agricultores están impedidos de trasladarse hasta las unidades de producción, la carencia de combustibles impiden las actividades rutinarias , atrasando las labores planificadas de siembra que deben estar en coordinación con las características climáticas de las regiones ,es imposible cumplir las actividades de mecanización , preparación de suelos, siembras, manejo agronómico, riego, el obtener el suministro de agua de los pozos profundos para los rebaños. las estaciones de combustibles en las regiones agrícolas su gran mayoría están cerradas, no son prioridad en la programación para ser abastecidas por PDVSA, la única forma de garantizar el combustible es mediante el bachaqueo de la gasolina, diésel donde el precio es el doble o triple del precio oficial en dólares

Al dialogar directamente con los agricultores auténticos estos le manifestaran de forma cordial , trasparente a corazón abierto, que padecen la mayor desatención por parte del Estado venezolano, y la mayor crisis en la historia de la agricultura nacional, la agricultura familiar que es el 90 % de las unidades de producción se encuentra totalmente descapitalizado para planificar anualmente sus actividades agrícolas, el agricultor esta invizibilizando para solicitar crédito agrícola, las exiguas compras que realiza su cancelación es de contado efectivo en dólares , los precios establecidos por las redes de comercialización sin control alguno, con la más salvaje especulación de precios que es el doble, el triple al compararlos con los referentes de los precios de los insumos de agricultura en Colombia, las cosechas sus precios son fijados por las roscas intermediarios y los nuevos oligopolios de agroindustria, actualmente la actividad económica primaria en Venezuela no tiene rentabilidad.

Los costos de producción de toda la agricultura nacional son los más elevados del mundo impidiendo con ello poder competir los precios de los rubros agrícolas de la República de Colombia , hace dos meses los Presidentes firmaron un tratado comercial entre Venezuela y Colombia que le permite a la agricultura colombiana comercializar sus cosechas en pleno territorio nacional , la importación de los rubros de la agricultura de Colombia gozan desde ahora de altos descuentos en más del 60% en los aranceles , las consecuencias ante la falta de protección económica de la soberanía agroalimentaria nacional por parte del Estado venezolano será la ruina total de la agricultura nacional.

Los agricultores debemos de elevar a consideración de toda la población venezolana , que también estamos padeciendo la más terrible de las crisis económica, que nuestras unidades de producción están limitadas en sus actividades agrarias, que la carga alimentaria que encuentran en los mercados populares y redes de comercialización son producto de un esfuerzo heroico por garantizarle el alimento a la gran mayoría de la población, que los altos precios de los alimentos no son fijados por los agricultores quienes son víctimas de las redes de especulación de la comercialización y los nuevos oligopolios de la agroindustria quienes fijan los precios a los consumidores, que la agricultura nacional no tiene rentabilidad, apenas ganancias exiguas para poder sobrevivir y mantener en funcionamiento el único bien que es patrimonio familiar .



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2074 veces.



Alirio Rangel Díaz

Ingeniero Agrícola. Agricultor

 aliriorangel1959@gmail.com

Visite el perfil de Alirio Rangel Díaz para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: