Cuando el pernil tan ansiado escasea, ¿cuántos lo disfrutarán este diciembre?

"Por eso considero que la parte peor del periodo especial está por pasar en el año 1992, es la prueba de fuego, porque ya de ahí no se puede poner peor, llegaríamos al límite en que nos ha colocado lo ocurrido con el campo socialista y la URSS.

Debemos saberlo, y debemos saberlo, sobre todo, los revolucionarios, debemos saberlo los patriotas, debemos saberlo aquellos que nos consideramos con capacidad de defender la patria, con capacidad de luchar, ¡y somos millones! (APLAUSOS) Y seguiremos siendo millones en la misma medida en que sepamos hacer las cosas como debemos hacerlas, mantener la moral en alto, combatir, estar decididos a combatir y a luchar hasta el último aliento, sabiendo todo lo que está en juego, porque está en juego, en primer lugar, la patria"

Fidel Castro Ruz, VI Foro Nacional de piezas de repuesto, equipos y tecnologías de avanzada, diciembre 1991.

En lo personal preferiría que nos dijeran que este año ha sido tan rejodido que por ahora, para el gobierno, es muy cuesta arriba garantizar el pernil decembrino para la mayoría. Entiendo que es así, por eso oír que se dice que 6 millones de familias recibirán el pernil, como si nada de lo que ocurre a nuestro alrededor estuviera ocurriendo, me hace sospechar que muchos terminarán sintiéndose engañados.

Algunos me dirán que es política y que a la gente hay que decirle lo que quiere escuchar, insisto, personalmente pienso que a la gente hay que decirle la verdad, aunque sea dura y difícil porque la gente es capaz de entender las verdades cuando se les explican. Para ser honesto, debo aclarar que esto hace años se lo oí al prof. Vladimir Acosta, en uno de esos programas radiales es lo que nos daba cátedra semanalmente.

Los experimentados en política me refutarán con que a menos de una semana de elecciones parlamentarias el gobierno tiene que prometer cualquier cosa y seguir ofreciendo sin límites, que lo importante es un resultado favorable el 6D. Insisto que difiero de quienes piensan así, aunque, en "apariencia" al menos, sean ellos quienes terminen teniendo la razón.

Mi pronóstico es que este año, producto de la dura crisis que vivimos, agudizada por la pandemia del COVID-19, a muchas familias no les llegará el acostumbrado pernil. Lástima que la "política" que pone en marcha nuestro gobierno sea la de seguir prometiendo y ofreciendo, cuando el pueblo, más que nadie, está consciente de la dura realidad que vivimos.

Parece que no terminamos de superar el síndrome de la "Venezuela saudita", a pesar de la difícil situación que se vive producto de la considerable reducción de los ingresos por renta petrolera. Sin dejar por fuera las terribles sanciones económicas y financieras del imperio y el robo sostenido de nuestro patrimonio en el exterior.

Pero he visto y oído tantas cosas de la "política" de estos días con las que difiero que me pregunto si no terminaremos pagando un precio demasiado alto por la "pírrica victoria" del PSUV el 6D.

El pueblo no es tonto y así como le ha dejado claro a la derecha y a la oposición que las enseñanzas de Chávez han echado raíces profundas, nadie debe dudar de que también terminará dándole lecciones a quienes se equivoquen, así lo hagan en nombre de Chávez y de su legado.

Ver y oír sobre la "proscripción oficial" que padecen los aliados naturales e históricos de corrientes de la izquierda, choca con la propaganda oficial que hoy circula de AD y COPEI, como que si los venezolanos hubiésemos perdido la memoria. Esa memoria a la que Hugo Chávez apeló para despertar a un pueblo que se mantuvo mancillado por años.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 699 veces.



Juan González


Visite el perfil de Juan González para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas